Rara avis

Es altamente diversificado, tiene plantas hasta en Haití, aún es familiar y es uno de los mayores
Guillermo García Espinosa

EUGENIO GARZA HERRERA,
Grupo Xignux
Arneses, jamón o resina parecen más bien parte del decorado de una bodega decimonónica que productos lucrativos de un empresario. Una de las pocas formas de combinar bajo el mismo negocio ramas tan disímiles es compartir el riesgo con otros, a través de joint ventures. Y eso hace Eugenio Garza Herrera, hijo del fundador, desde que tomó en 1988 las riendas del Grupo Xignux. Una modalidad que le dio ingresos por $17,000 millones de pesos el año pasado, la mitad de esa cifra aportada por exportaciones.

- El bajo perfil del directivo y de su organización es tal que pocos saben que sus artículos llegan al mercado envueltos en grandes marcas como Nissan, DaimlerChrysler o Toyota; y el jamón o la mortadela de Zwan, Kir, Caperucita o Pepperami.

- Pese a tener 24,000 empleados en sus dos mayores divisiones (Xignux Eléctrica y Xignux Industrias) y casi $16,000 millones de pesos en activos, es uno de los mayores corporativos mexicanos fuera del mercado de valores. Viakable aporta más de 25% de las ventas, Xignux Yazaki 23%, la fabricante de transformadores Prolec-GE participa con 17%, Qualtia Alimentos con 15% y la productora de resinas y PVC, Grupo Primex, con 17%.

- “Las alianzas son clave. Han logrado apoyo en tecnología y conocimientos”, dice Roberto Guerra, analista de Fitch, que en diciembre pasado dio una alta calidad crediticia A+(mex) a certificados bursátiles de Xignux por $450 millones de pesos.

- Aunque es una empresa con elevada deuda y sujeta a los riesgos de la economía internacional (53% de sus ingresos son exportaciones), Garza Herrera logró renegociar sus compromisos de corto plazo. En marzo pasado se anunció el intercambio de papeles con vencimiento en 2004 para 2009.

- “La operación en ramas tan diversas es una ventaja, porque no hay concentración de riesgos –afirma el analista–. El reto que tiene Xignux es ajustarse, como hasta ahora, a los cambios en el entorno económico.”

- Para reducir costos, se deshizo en 2002 de dos subsidiarias (sistemas de iluminación y arneses industriales) que no eran competitivas.

- La rama automotriz llevó actividades a zonas de menor costo laboral en el país, como Chiapas. Y aún más lejos.  Instaló tres plantas en Nicaragua y otra en Haití, donde inició en 2002 un plan piloto con 250 empleados.

- La información sobre Xignux sólo ha llegado a ser pública por la colocación de certificados bursátiles de $1,000 millones de pesos, que la Comisión Nacional Bancaria y de Valores le autorizó el año pasado. Garza Herrera, el gran diversificador seguirá lejos de las luces  hasta su próxima emisión.

Ahora ve
Las últimas imágenes de Salman Abedi antes del ataque en Manchester
No te pierdas
×