Regulaciones. Policía informático

El nuevo registro vehicular pretende disminuir el robo de autos.
Verónica García de León

Para las autoridades, no es un impuesto sino un servicio. Pero quien posea un auto deberá darse de alta o de lo contrario pagar una multa de 50 a 1,000 salarios mínimos.

-

El Registro Nacional de Vehículos (Renave), órgano concesionado por el gobierno, intentará reunir en un tiempo récord –15 de junio al 15 de diciembre– los datos sobre el número de vehículos, marcas y modelos que circulan en el país, así como la identidad de sus propietarios.

-

Una de las expectativas detrás del Renave es reducir el robo de vehículos, explica Ricardo Cavallo, director general de Concesionaria Renave, conformada por la empresa argentina Talsud, y las mexicanas Aplicaciones Informáticas y Gemplus Industrial.

-

También se espera que la información de Renave ofrezca certidumbre de legalidad a las compras de vehículos, gracias a una base de datos alimentada por las armadoras, aseguradoras e instituciones de crédito.

-

Enrique Olmedo, director técnico de automóviles de la Asociación Mexicana de Instituciones de Seguros (AMIS), indica que “las aseguradoras estarán obligadas a reportar al Renave el robo y recuperación de autos asegurados, así como la expedición y cancelación de pólizas”. A partir del 1 de enero de 2001 todas las aseguradoras exigirán a sus clientes presentar su alta ante Renave.

-

La inscripción, comprobable con una tarjeta que se enviará por correo a los conductores, será también requisito en trámites como pago de tenencia y cambio de placas.  Para cumplir con el ordenamiento, habrá 3,000 centros de documentación en el país, en ciertos bancos, gasolineras y distribuidores automotrices.

-

Ahora ve
No te pierdas