Subasta de PYMES

Unas 200,000 empresas están en posibilidades de venderse, sólo que deben esperar un burocrático a
Roberto Campa

Para algunos vender su empresa puede resultar una calamidad, pero para el propietario de la mediana empresa Mina de Carbonato de Calcio fue un gran negocio. Pudo encontrar un socio que lo convenció para venderle 60% de sus acciones. El ahora ex dueño aceptó quedarse como accionista minoritario y al frente de la operación de la firma. Está satisfecho, logró hacer un buen negocio.

- Al menos unas 200,000 empresas en México están en posibilidad de ser vendidas y arrojar excelentes rendimientos tanto para el que compra como para el que vende, según Empire Business Brockers (EBB).

- La International Business Brokers Asociation (IBBA) afirma que en países desarrollados se requieren nueve meses para concluir una compra-venta, mientras que en México el promedio es de año y medio.

- En Estados Unidos por ejemplo por cada empresa en venta se tienen 10 potenciales compradores calificados, cuando en México sólo hay uno.

- Un reporte de IBBA, señala que las PYMES en el mundo cambian de dueño cada cinco años, en México el promedio es mayor debido al desconocimiento de que la compra-venta de PYMES es altamente redituable.

- Para Edward Schmidt, presidente para Hispanoamérica de EBB, el potencial de operaciones de compra-venta de este sector en México asciende a alrededor de $17,000 millones de dólares anuales.

- Un pastel muy apetitoso por comer, afirma el ejecutivo, si se toma en cuenta que el promedio del valor de la venta de una compañía es de $350,000 dólares, y el rango más bajo es de $50,000 dólares.

- Por ser una veta nueva de negocio en México, cada transacción conlleva un rosario de dificultades. Jorge Prada, director general de EBB en el DF, comenta que en la mayoría de los casos, el empresario que vende no dispone de toda la información, lo cual genera retrasos para concluir la transacción. Por ello el vendedor mexicano debe tener su compañía sana. Esto implica, entre otras cosas, carecer de vicios en las cuentas contables. Según Prada, esto evitará que los posibles compradores se espanten y desistan de la oferta o apliquen un castigo al precio que el empresario haya puesto a su empresa.

- Los ejecutivos de Empire Business Brokers coinciden en que los rendimientos que se obtienen por la compra de un negocio PYME en marcha van de entre 20% y 30% casi inmediatamente, mientras que en un negocio nuevo se tiene que esperar 2.5 años para comenzar a tener ganancias.

- Esta firma espera asesorar hasta 100 operaciones de compra-venta este año. Edward Smith ha percibido interés de inversiones estadounidenses, venezolanos y europeos por las PYMES mexicanas, principalmente de los sectores comercial, educativo y salud.

- De acuerdo con un estudio de KPMG, el boom de esta actividad en América Latina se extendió de $76,000 millones de dólares en 1997, hasta su cifra récord de $111,000 millones de dólares en 2000.

Ahora ve
No te pierdas