Un domingo en la Lagunilla

-

Durante siglos, la zona que está entre Paseo de la Reforma y las calles Allende, Bocanegra y Comonfort, en la capital, ha albergado un tianguis que se convirtió en el punto de reunión para quienes quieren vender o comprar cosas usadas.

- -

Si está buscando muebles puede visitar locales como Cazares, el Bazar Star y Valladares. Si busca una pieza en particular, José Luis Cazares, en Comonfort 66-N, se la busca. Desde niño ha trabajado en la Lagunilla buscando encargos y, por andar corriendo de puesto en puesto, se ganó el apodo de Correcaminos.

- -

Si lo que busca son libros, hay que cruzar el Eje Mosqueta, que divide al mercado en dos. Vale la pena caminar con calma, pues uno de los grandes gozos de este paseo es el contacto con los vendedores, que tienen una anécdota para cada cosa.

- -

En los puestos se pueden encontrar los objetos más originales y también los más comunes, pero todos remiten a otros tiempos y a personas que los apreciaron. Ahora, desde su sitio en el mercado, buscan nuevas manos para seguir haciendo su historia.

-

Ahora ve
Estos cinco escenarios marcaron a México durante el 2017
No te pierdas
×