¿Alguien nos vigila?

Llegó un temible operario del recontra espionaje.
-Roberto Campa Zúñiga

Ahora que está de moda el espionaje telefónico también lo está el contraespionaje. Meterse en las cosas de los demás no es nuevo en México; lo sorprendente es que sólo una empresa se dedique a producir detectores de pájaros en el alambre. Se trata de Grupo Suxel, propietario de Protectolada, con 31 años en el mercado y cientos de inventos propios.

- -

Su director, Jasquez Enelcave, comenta: "Las ventas del equipo Alertatel han crecido hasta 20%; sin embargo, estamos conscientes de que cuando pase la alarma periodística del espionaje la venta volverá a sus márgenes normales."

- -

Alertatel se comercializa a $2,500 pesos, con instalación. "El equipo detecta si alguien descuelga tratando de escuchar una conversación desde cualquier punto del trayecto que recorre la llamada, notificando al usuario mediante alarmas que su plática está siendo intervenida", señala Enelcave.

- -

También funciona para poner fuera de circulación las reproductoras que se colocan en los pozos telefónicos y que se activan por voz. "Desactiva esa grabadora y gasta toda la cinta sin registrar ningún sonido", explica y añade que estos sistemas los vende a un ritmo de 22,000 unidades al año.

-

Newsletter
Ahora ve
El programa de salud ‘Obamacare’ sobrevive por el momento a Donald Trump
No te pierdas