Ciudad lúdica

Una colaboración abierta derivada del proceso creativo colectivo requiere oficinas fuera de convenciones.
Pablo Ignacio Ávalos

Cerca del centro de Zurich, Google se instaló en lo que originalmente era una fábrica de cerveza. En siete plantas, hay 800 cubículos para empleados de 50 nacionalidades que son conocidos como Zooglers que pueden deslizarse de un piso a otro por tubos metálicos o bajar a la cafetería en una resbaladilla de espiral.

Las estaciones de trabajo son neutras; mientras que las casual collisions cuentan con elementos que estimulan la imaginación, la invención y la cooperación. "El ambiente tenía que ser diverso y armonioso, con un diseño entretenido y agradable", explica Stefan Camenzind, director ejecutivo del proyecto. La relajación resulta crucial para detonar creatividad, por eso se incluyó una sala lounge con sillones reclinables con acuarios, así como salas con clases de yoga y Pilates. Las salas de reuniones ofrecen experiencias visuales y emocionales que son ideales para las juntas casuales; cuentan con cabinas de teleférico, globos aerostáticos, taxis al estilo neoyorquino, iglús posmodernos y tiendas árabes que buscan plasmar la variedad cultural de la firma.

Camenzind Evolution

Despacho de arquitectura y diseño con sede en Suiza. Su enfoque apuesta por vivir, trabajar y moverse en un entorno adaptado a la personalidad. Su trayectoria abarca desarrollos comerciales y de vivienda en Italia, Finlandia y Alemania.

Ahora ve
El primer crucero ecológico y sustentable será realidad en 2020
No te pierdas
×