Una relación de tú a tú

La Unión Europea mira a América Latina como un motor de crecimiento ante su crisis económica. La relación de igual a igual ofrece oportunidades para México.
Alberto Bello /

Quita unas décadas y medita sobre lo que en tu opinión distingue a la Comisión, el Consejo y el Parlamento europeos. Describe el paso de una unión aduanera a una unión monetaria. Esboza quién era Jacques Delors y qué hizo la Thatcher para mantener la excepcionalidad británica dentro de Europa. ¿Te da flojera? Todo niño francés, alemán, belga o polaco padece en primaria y secundaria estos capítulos aburridísimos dedicados a la historia de la Unión Europea (UE) y sus instituciones. Yo los padecí en la España que apenas se incorporaba a la llamada Comunidad Económica Europea.

El premio Nobel de la Paz que le acaban de dar a la Unión Europea es un premio a una idea. Pero ese concepto es hoy una madeja de acuerdos internacionales y entidades burocráticas capaz de dormir a cualquiera. Frente a este bodrio, nada tan concreto como los bombardeos sobre Londres, Guernica o Auschwitz en la Segunda Guerra Mundial, la batalla de Waterloo, las masacres en torno a la línea Maginot entre Francia y Alemania durante la Primera Guerra Mundial o las guerras de Flandes entre los católicos y los protestantes.

La paz es aburrida y eso es un problema cuando mueren quienes vivieron las grandes guerras. La dificultad de apasionarse por lo que algunos llaman una utopía burocrática es, quizá, lo que frena la recuperación de Europa. La preponderancia de las decisiones políticas nacionales sobre la política unida -¿es realista esperar algo diferente?- hace que el invento europeo sea de difícil gobierno e incapaz de desarrollar una política exterior única, un sistema de defensa único, un sistema fiscal único. Quizás estamos ante la crisis necesaria para el fortalecimiento de un jugador internacional necesario.

La UE espera un crecimiento de 1.3% anual entre 2012 y 2015. América Latina llegará a 3.9% y México rondará el 3.8% si no hay reformas. Europa necesita de América Latina y de México para salir adelante.

El presidente español Mariano Rajoy vino en marzo a la Reunión del Foro Económico Mundial en Puerto Vallarta a reiterar la confianza de España y sus empresas en México y América Latina. Sonreímos por la ironía del mensaje, dirigido a un continente diferente, al entender que aún no podía decirlo tal cual, pero venía a tranquilizarnos a todos ante el dudoso futuro de su país. Europa y América Latina, Europa y México se hablan hoy de tú a tú. Pero el viejo padrinazgo debe quedar en el pasado.

Ése es el enfoque y las posibilidades que discutirán los 60 países de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (Celac) y la Unión Europea en Santiago de Chile el 26 y 27 de enero. Un objetivo de la UE y varios países será cerrar los acuerdos comerciales con Centroamérica, Perú, Colombia y Mercosur, ya que sólo Chile y México tienen acuerdos bilaterales con la región. La posibilidad de integrar cadenas productivas orientadas al mercado europeo puede convenir a nuestros productores, en el mismo sentido que conviene la Alianza del Pacífico. De hecho, asistirá a la cumbre empresarial paralela Carlos Slim, encabezando a los empresarios latinoamericanos.

Entre los cinco productos principales que México exporta a Europa están, después del petróleo, teléfonos celulares, autos, equipo médico y computadoras. El acuerdo comercial que firmamos en 2001 no tuvo nunca mucha tracción, aunque la UE como tal es hoy el segundo inversionista en nuestro país. Las empresas europeas tienen presencia en telecomunicaciones, manufactura, energía, banca, construcción, consumo y consultoría.

Aunque nos dé pereza, es el momento de conocer los múltiples mercados que componen la unión (Alemania sigue creciendo), comprender las complejas normas a veces proteccionistas, entender las sutilezas de su logística y entrar al que continúa siendo uno de los bloques económicos más poderosos del mundo. Es hoy en la crisis cuando se podrá encontrar las oportunidades.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

El autor es director editorial de Noticias y Negocios de Grupo Expansión.

Comentarios: opinion@expansion.com.mx

Ahora ve
La boda entre el príncipe Enrique y Meghan Markle será el 19 de mayo
No te pierdas
×