Fondos verdes: poco impacto emprendedor

De 60 fondos de inversión en México sólo 15 se enfocan a empresas de impacto social o ambiental; para atraerlos, los emprendedores sustentables deben demostrar resultados positivos permanentes.
verde  (Foto: Getty)
Gabriela Huerta

En México hay más de 60 fondos de inversión, pero sólo unos 15 analizan inversiones en empresas de impacto ambiental o social. Además, sólo tienen en cuenta a las empresas que pueden generar rendimientos que consideran atractivos. Esto dificulta el ya de por sí complicado escenario financiero que enfrentan los emprendedores 'verdes', tan sólo por ser emprendedores, en primera lugar.

La falta de crédito para los emprendedores no es ninguna novedad en México y es uno de los problemas que el gobierno de Enrique Peña Nieto promete abordar en su reforma financiera.

El problema crece para las empresas con proyectos ambientales, que no siempre están pensados primero para tener una sostenibilidad económica o la escalabilidad que los haga crecer. 

Los fondos de impacto buscan retornos anuales de 15 a 20% en su inversión, contra el 30% que suelen esperar los fondos tradicionales.

Los fondos suelen inyectar capital a las empresas al comprar un paquete accionario que retienen por unos cinco años. Luego, venden su participación.

Hay fondos especializados para las distintas etapas de la empresa, desde start-up hasta compañías que salen a Bolsa, y una misma empresa puede tener inversiones de distintos fondos, al mismo tiempo o en diferentes etapas.

Por sus propios medios

Héctor Pinto lleva cinco años como emprendedor 'verde'. Su empresa, GreenLand, vende detergentes biodegradables en todo el país y en las principales cadenas de autoservicio. Pero ese alcance nacional no es garantía para que los bancos le presten atención.

"En México hay un círculo vicioso difícil de romper", relata. "Dicen en los bancos que hay apoyo, pero es muy complicado cumplir con las condiciones para acceder a financiamiento. Básicamente, si cumpliéramos con ellas, no necesitaríamos pedirlo", agrega.

Su empresa llegó a donde está con dinero de Héctor, sus familiares y amigos. Recién ahora está dialogando con un fondo de inversión, un apoyo que desearía haber tenido mucho antes.

"Es la primera vez que encontramos alguien que entiende nuestras necesidades", dice.

El missing middle

Uno de los desafíos para que los emprendedores 'verdes' atraigan a estos fondos es demostrar que sus empresas no brindan beneficios sociales y económicos "meramente temporales", dice Luis Aguirre Torres, CEO de Green Momentum, un fondo 'verde' que invierte en empresas en etapa temprana, con alta innovación y alto riesgo.

Sin embargo, no se necesita estar 100% enfocado a productos verdes para acceder a financiamiento de los fondos, dice Luis Treviño, director del fondo Beamonte Investments. Alcanza con presentar un modelo sostenible de negocios e incorporar un componente de impacto, como el uso de iniciativas sociales o el ahorro de recursos en los procesos.

Un nicho de oportunidad es el del missing middle, cuenta Miguel Duhalt, de Adobe Capital. Este fondo, que invierte en pequeñas y medianas empresas de impacto cerca de volverse rentables, detectó que crece el interés de los inversionistas por estas empresas, muy grandes para continuar con recursos de familiares y amigos, pero muy pequeñas para la mayoría de los fondos.

Adobe destina a estas empresas inversiones de 20,000 a 2 millones de dólares. Pero tienen que ofrecer -dice Duhalt- "un impacto social o ambiental para una masa crítica de la población", un equipo de gestión profesional y un modelo escalable a otras áreas geográficas.

Una de las empresas que analiza el equipo de Duhalt es Biobolsa, que fabrica biodigestores, contenedores para desechos orgánicos que reducen la contaminación y producen gas para cocinar. Los vende a granjas pequeñas y medianas en más de 20 estados mexicanos, Nicaragua, Costa Rica y Haití.

La empresa es una excepción, ya que consiguió fondos de inversionistas en casi todas sus etapas. "El sector de inversión de impacto es relativamente nuevo", comenta su director Camilo Pagés. "A México lo sentimos como el más desarrollado de la región".

Para ayudar a las empresas a encontrar dinero, Valerie Kramis, estudiante de Maestría en Administración en Harvard, fundó Agenda28 con sus socios. Es una plataforma web que conecta a emprendedores con fondos y los apoya en el desarrollo del negocio.

"Hay que dar muchas vueltas y a veces con la regulación y la falta de conocimiento se pierden oportunidades", señala Kramis. "Por otro lado, no todos tienen acceso a incubadoras (...) ya que muchas veces emprenden manteniendo su trabajo original".

Consejos 'verdes'

Los fondos suelen inyectar capital a las empresas al comprar un paquete accionario que retienen por unos cinco años. Luego, venden su participación.

Hay fondos especializados para las distintas etapas de la empresa, desde start-up hasta compañías que salen a Bolsa y una misma empresa puede tener inversiones de distintos fondos, al mismo tiempo o en diferentes etapas.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

Para financiar proyectos, los emprendedores recomiendan:

  • Tener un fondo personal para sostener los momentos malos del negocio.
  • Asegurar que el emprendimiento tenga un impacto medible.
  • Participar en incubadoras o aceleradoras con servicios de consultoría.
  • Acercarse a organizaciones que promueven el emprendimiento social y verde.

Fondos que hacen inversiones de impacto en el país:

  • Adobe
  • GreenMomentum
  • GreenTekVentures
  • Emerging Energ
  • Nafin
  • Ignia
  • Promotora Social México
  • Spectron
  • Angel Ventures
Ahora ve
Los hechos económicos que marcaron a México durante el 2017
No te pierdas
×