Realidad vs. teoría

-
Freakonomics

A los medios de prensa les encanta publicar artículos basados en esos argumentos, tal vez más que a los propios académicos que los proponen. Pero, en ocasiones, esos académicos y algunos medios no prestan un buen servicio al público al plantear cuestiones que son posibles a nivel teórico, pero carecen de toda importancia en la realidad.

Un artículo reciente de la revista Time es un buen ejemplo. El autor examina la idea de que los cinturones de seguridad en los automóviles tal vez no tengan la eficacia que se les asigna para salvar vidas.

La teoría es que, según el artículo, los conductores se hacen más descuidados cuando se ponen el cinturón, debido a que se sienten más seguros. El efecto de esta ‘compensación de riesgos’, señala el autor, podría reducir o incluso revertir los beneficios que proponen los cinturones.

El secreto de la felicidad
Es evidente que muchas personas están interesadas en la felicidad. Algunos desean saber cómo conseguirla. Y otros se preguntan por qué algunos son más felices que otros...

Entre las teorías sobre la felicidad más interesantes figura la propuesta en un reciente número de la revista especializada British Medical Journal.

La revista revela que los daneses son más felices que el resto de los europeos. Y eso, a pesar de que Dinamarca tiene uno de los peores climas, su comida es muy mala y consumen mucho alcohol, lo que en otras partes causa desdicha.

¿Cuál es su secreto? La respuesta está en que los daneses tienen escasas expectativas, explica Kaare Christensen, quien es danesa y una de las autoras del estudio, a The New York Times. "Si usted es un tipo destacado y espera estar en el top de todos los ámbitos, siente una gran decepción cuando las cosas no van bien". En cambio, "cuando se está en el fondo, se limita a vivir y no espera demasiado. Si obtiene un triunfo, eso lo hace sentir mucho mejor", dice Christensen.

Para mí, esa hipótesis tiene sentido. Del mismo modo en que tiene sentido que las personas que ganan algunos miles de dólares más que sus compañeros son más felices que si estuvieran ganando millones, pero menos que sus colegas.

Como muchas cosas en la vida, la felicidad relativa es más importante (o perceptible) que la felicidad absoluta. (SJD)

¿Robo de libros en línea?
En época reciente, Stephen J. Dubner, quien junto conmigo escribe esta columna, participó en un simposio patrocinado por Google denominado Descuadernado: cómo avanzar en la publicación de libros en el mundo digital (Un-Bound: Advancing Book Publishing in a Digital World).

Me sentí muy impresionado por un comentario de Cory Doctorow, un periodista, novelista de ciencia ficción y reconocido bloguer. "¿Por qué a los estadounidenses no les preocupa la literatura?", preguntó.

Su cuestionamiento iba en relación a que en un mundo en el que la descarga ilegal de música es endémica, el pirateo de libros electrónicos parece ser bastante raro.

Yo no creo que a la gente no le interese la literatura. Quizá la razón es que a pocas personas les gusta leer versiones electrónicas de libros.

Además, es muy costoso imprimir y distribuir versiones ilegales de libros impresos.

Más aún. El hecho de que en Estados Unidos la gente esté dispuesta a pagar 25 dólares por un libro significa que les preocupan lo suficiente como para robarlos... si es que hubiese formas más fáciles de hacerlo, claro.

En India, un amigo mío estaba en su automóvil y quedó atascado en el tráfico. De repente, un niño golpeó en su ventanilla e intentó venderle una copia pirata de Freakonomics.

Ojalá lo hubiera comprado. Me habría gustado tener uno. Si cualquier lector tiene copias pirata de Freakonomics se las canjearé por una versión autografiada del libro verdadero. (SDL)

Steven D. Levitt y Stephen J. Dubner son autores del libro Freakonomics
Distribuido por The New York Times Syndicate
Comentarios: opinion@expansion.com.mx

Ahora ve
No te pierdas