Tormenta digital

-
Miriam Martínez R.

La inminente migración de la televisión análoga a digital en Estados Unidos (programada para febrero de 2009), provocará una escalada de problemas con sus vecinos, México y Canadá, cuyos calendarios de espectro digital van más retrasados.

En una nota enviada al Congreso de Estados Unidos, la Comisión Federal de Comunicaciones (FCC, por sus siglas en inglés) de ese país, llamó a negociar acuerdos bilaterales a fin de que la transición tecnológica en la región de América del Norte no genere mayores problemas.

Según la dependencia, hay una serie de franjas geográficas a lo largo de sus fronteras en donde los espectadores no podrán mirar programas transmitidos en formatos digitales.

Las causas van desde que muchas familias no tendrán dinero para cambiar sus televisores hasta cableras que no han invertido lo suficiente en equipo.

EU tiene planeado culminar su transición análoga-digital en febrero de 2009, en tanto que México tiene un horizonte a 2022, año en que completará tres fases de migración.

Desde que comenzó la migración y hasta la fecha, sólo 36 canales han realizado pruebas y transmiten programas en el formato DTV, habiendo un rezago en el programa trazado por la Comisión Federal de Telecomunicaciones. Uno de los riesgos para México es que el país se convierta en un enorme depósito de televisiones análogas provenientes de Estados Unidos.

Ahora ve
No te pierdas