Juego en China lleva al extremo la reflexión sobre la vida y la muerte

A través de efectos especiales un juego acerca a los usuarios a lo que sus creadores imaginan sería una experiencia de muerte
muerte
muerte similador samadhi  muerte
Maggie Hiufu Wong
Autor: Maggie Hiufu Wong | Otra fuente: 1
NULL -

Todos nos hemos preguntado cómo es la muerte. Ahora, hay un juego que afirma, puede saciar nuestra curiosidad, sin matarnos de verdad.

Samadhi – Experiencia de muerte 4D, es un juego morboso de "escape" que usa efectos especiales dramáticos para acercar a los jugadores a lo que sus creadores imaginan sería una experiencia de muerte.

Cuando abra en Shanghái en septiembre de 2014, invitará a los participantes a competir en una serie de desafíos para evitar "morir".

A los perdedores los creman... o al menos, los hacen acostarse en una cinta transportadora que los pasa por el incinerador falso para simular los ritos funerarios.

El crematorio falso utilizará aire caliente y proyecciones de luz para crear, los que los organizadores llaman, "una auténtica experiencia de incineración".

Tras la cremación, los participantes son trasladados a una cápsula suave y redonda como un útero, lo que simboliza su "renacimiento".

¿Y el ganador? "Él también tendrá que morir, por supuesto", dice Ding Rui, el cofundador del juego fatalista.

Como en la vida, explica, "todos morirán al final, sin importar lo que hayan superado".

La vida y la muerte

Ding y su compañero Huang Wei-ping se esforzaron mucho en la investigación de su juego, estudiando el proceso de cremación, que por lo general es el proceso que realiza el 50% de la población china después de la muerte.

La pareja visitó un crematorio real y pidieron que los hicieran pasar por el horno con las llamas apagadas.

"Ding entró primero al crematorio, y verlo desde afuera fue estresante para mí", dice Huang.

"El controlador del crematorio también estaba muy nervioso; por lo general, él solo se enfoca en ingresar los cuerpos, pero no en sacarlos".

Cuando le llegó el turno a Huang, le pareció insoportable.

"Había mucho calor. No podía respirar y pensé que mi vida se había acabado", admitió.

La pareja dice que el realismo es esencial para motivar a los participantes a que piensen en la vida y la muerte.

Ellos operarán el juego mientras también dirigen Hand in Hand, una organización que se especializa en brindar apoyo de hospicio para los pacientes terminales en un hospital de oncología.

Periodo de reflexión

Huang dice que su interés en la muerte surgió durante un periodo de mucha reflexión luego de tener una carrera como comerciante que fue lucrativa pero poco gratificante en términos espirituales.

"China me hizo rico, pero no me enseñó a vivir una vida plena. Estaba perdido", dice.

Decidió estudiar psicología y se ofreció para ayudar en las secuelas del terremoto que hubo en 2008 en la provincia Sichuan, al oeste de China, y lanzó Hand in Hand poco después.

"Esto abrió una nueva puerta para mí... llegué ahí para ayudar, pero también me salvaron".

Ding, mientras tanto, había emprendido su propia búsqueda para encontrarle un sentido a la vida mediante la organización de seminarios con expertos en el tema.

"Invitaba a 'expertos en la vida' de distintas religiones y de otros campos para que vinieran y hablaran sobre qué es la vida", dice.

"Hice eso durante dos años antes de darme cuenta que, en lugar de sentarme aquí y escuchar de forma pasiva, también podía hacer algo".

Fue ahí cuando los dos se asociaron para crear la Experiencia de Muerte en 4D.

Curiosidad morbosa

Al inicio, la pareja no estaba segura del apetito por su concepto morboso, aunque empresas similares ya se habían abierto en Corea del Sur y en Taiwán.

El trabajo voluntario en un hospicio les mostró que pocas personas querían confrontar la idea de la muerte, incluso cuando estaba cerca.

"La parte más triste del trabajo no era ver que los pacientes morían, sino cómo las familias se negaban a enfrentar la muerte... los últimos días con sus seres queridos consistían en mentiras amables pero vacías", menciona Ding.

"Carecemos de un entendimiento sobre la muerte, y el temor puede llegar a ser bastante abrumador".

Para dar a conocer la idea, Huang y Ding iniciaron una campaña de recaudación de fondos en jue.so, la versión china de Kickstarter.

"Recibimos más de 410,000 RMB (67,000 dólares) en tres meses, con lo que superamos nuestra meta", dice Huang. "Resulta que muchas personas en China sienten curiosidad por la muerte".

Ding dice que ellos esperan que la experiencia promueva una "educación sobre la vida", y motive a las personas a hacerse preguntas sobre qué están haciendo con sus vidas y guiándolos a enfrentar la muerte de manera personal.

"No hay respuestas modelo en la educación sobre la vida y la muerte, a diferencia de esos cursos que te enseñan a ser rico y exitoso", señala Huang. "Es más importante que las personas lo experimenten de forma personal".

"Una vez estuve en un accidente de auto, y en lo único que pensaba era '¿por qué no compré un seguro?'", dice Huang. "No era lo que había imaginado para los últimos momentos de mi vida. Esa idea romántica de que recuerdas toda tu vida en los últimos momentos antes de la muerte... eso no ocurrió".

¿Quieres más noticias como esta?
Recibe nuestros artículos sobre viajes, moda, lujo, cultura y estilo.

"Samadhi – Experiencia de muerte en 4D" se completará a finales de agosto y su inauguración está programada para septiembre. Las sesiones se llevarán a cabo en chino. Las entradas costarán RMB 249 (40 dólares). 101-104, Edificio 2, Gongyi Xintiandi, 105 West PuYu Road, distrito Huangpu, Shanghái.

 

Ahora ve
Las FARC entregan a la ONU las últimas armas que tenían en su poder
No te pierdas
×