Conoce al cazador del lujo de R&C

Jaume Tàpies, presidente del grupo de hoteles exclusivos Relais & Châteaux, comparte sus consejos; recomienda cultivar aficiones, llevar un diario, enfocarse en el servicio y valorar la soledad.
Jaume  (Foto: Tomada de CNNMoney.com)
Ryan Bradley

"Empiezo la semana... en alguna parte", dice Jaume Tàpies, el CEO y presidente del Consejo del grupo de hoteles de lujo Relais & Châteaux, nacido en Andorra.

"La próxima semana es Italia, luego Bélgica; espera, no perdón, Londres, luego París, nuestra sede, y ahora sí  Bélgica. ¡Una semana ligera!". En efecto. Tàpies supervisa 520 propiedades -hoteles de lujo como Il San Pietro di Positano en Italia y restaurantes como el French Laundry en el Napa Valley- afiliados a Relais & Châteaux en 60 países. También se encarga de buscar nuevos rincones para que formen parte de la comunidad de R&C.

Su trabajo, dice, es encontrar "la mejor manera de descubrir el mundo, de buscar la autenticidad". Aquí te presentamos algunos de sus trucos:

Mis habilidades de supervivencia

Cultiva aficiones. Yo solía ser un esquiador competitivo. Ahora soy un piloto. Y toco la guitarra. Las cosas que haces que no son trabajo te ayudan a abrirte, te permiten entrar. En Durban (Sudáfrica) acabé tocando mi guitarra en un festival de música country.

Abraza la soledad. Muchas veces estoy solo, pero esos momentos de soledad te dan mucha libertad: puedo ir a la derecha, puedo ir a la izquierda, puedo parar y comer un hot-dog en una calle en Nueva York, lo cual hice. ¿Por qué no? Se trata de curiosidad y libertad.

Estudia el servicio. Yo vivo en un castillo del Siglo IX en la frontera entre Andorra y España. Ése es mi hogar, mi hotel. La diferencia entre un buen hotel y uno malo es una palabra: la atención. Busca a personas que den buena atención y tendrás una gran experiencia.

¿Quieres más noticias como esta?
Recibe nuestros artículos sobre viajes, moda, lujo, cultura y estilo.

Evita los lugares nulos. Pierdes tiempo en lo que yo llamo lugares nulos -un aeropuerto, una estación-, que es tiempo en que podrías estar viendo y haciendo otras cosas. Nunca comas en los aviones. Come antes. Luego camina. Luego sube al avión.

Cataloga el día. Yo lo hago cada noche: escribo con mi pluma Mont Blanc en mi cuaderno negro todo lo que sucedió ese día. Sobre todo, escribo sobre la gente que conocí; ¡usted estará allí! Un día voy a mirar hacia atrás y seré capaz de rastrear esta increíble historia, pero también me ayuda a recordar dónde he estado.

Ahora ve
Esta aplicación te permitirá detectar daños cerebrales desde tu smartphone
No te pierdas
×