Los hijos de madres trabajadoras obtienen mejores empleos

Un estudio de Harvard señala que este sector tiene más posibilidades de ser líderes en su trabajo; los potenciales candidatos criados de esta manera también pueden conseguir un mejor sueldo.
mujer líder  (Foto: Getty)
Ananya Bhattacharya
NUEVA YORK -

Dejen de estresarse, madres trabajadoras. Sus hijos están bien. Quizás mucho mejor de lo que piensan.

Las hijas de madres trabajadoras crecen para ser más exitosas en los trabajos que el resto de sus compañeros. Ganan más y es más probable que sean jefas, según arrojan los resultados de un estudio de la Escuela de Negocios de Harvard.

Si bien las hijas ven las ganancias financieras más tangibles, los hijos de madres trabajadoras también crecen con la capacidad de poder apoyar a sus progenitoras tanto cuidando a sus hermanos como en limpieza del hogar.

Alrededor del mundo, los hijos de madres trabajadoras tienen menos probabilidades de ser los tradicionales jefes de familia y las hijas de ser amas de casa.

Acorde a la información de la investigación del profesor de Harvard, Kathleen McGinn, los menores de 14 años que tuvieron madres que trabajaban-ya sea medio tiempo o tiempo completo-por al menos un año durante su crecimiento, tienen más probabilidades de tener un panorama de equidad de género en su vida adulta.

Adiós, culpabilidad de las madres: las hijas de las madres trabajadoras ganan hasta un 23% más que las hijas de las amas de casa en Estados Unidos, según reportó la investigación de McGinn y otros investigadores.

Alrededor del mundo, las mujeres adultas que crecieron con una madre trabajadora no solamente tienen más oportunidades de conseguir un empleo, también tienen más probabilidades de servir en puestos de liderazgo que las mujeres que crecieron con sus madres en el hogar, revela la investigación.

McGinn y sus colegas estudiaron a 50,000 personas de 24 países. Usaron información de cuestionarios del Programa de Investigación Social Internacional-tanto en 2002 como en 2012-asi como cuestionarios locales, y encontraron resultados consistentes.

Las madres trabajadoras son modelos a seguir, y sus hijos absorben varias lecciones de ellas. Los hallazgos se sostuvieron incluso después de que los investigadores controlaron las discrepancias culturales en varios países.

Solamente hubo una anomalía: los prospectos de carreras de los hijos que se identificaron como conservadores no cambiaron si tuvieron o no una madre trabajadora.

El estudio de Harvard se presenta en un momento en que las madres estadounidenses han dejado de ser una fuerza en el mundo laboral, ya sea por decisión propia o porque no pueden encontrar un empleo.

Los hombres adultos que crecieron con madres trabajadoras pasaron un promedio de 7.5 horas más en guarderías semanalmente, encontró el estudio. También pasan más tiempo realizando labores del hogar. Y tienen más probabilidades de tener esposas que también tengan un empleo.

Al compartir las responsabilidades del hogar de una manera más balanceada, las mujeres pueden tener más tiempo y espacio para tener una carrera profesional.

“Esta investigación no indica que los hijos de madres trabajadores son más felices o mejores personas y no significa que las mujeres que trabajan son mejores”, le dijo a CNNMoney la investigadora McGinn. “Lo que nos dice es que las hijas tienen más posibilidades de conseguir un empleo y ser jefas”.

¿Quieres más noticias como esta?
Recibe nuestros artículos sobre viajes, moda, lujo, cultura y estilo.

Los instintos maternales quizás hagan más difícil que las madres dejen a sus hijos para trabajar, pero la investigación sugiere que quizás sea igual de bueno, sino es que mejor, para ellos.

“Es difícil dejar a los hijos cuando se van a la universidad pero eso no significa que no deberían de ir: no implica que este cambio no sea bueno para ellos”, puntualizó McGinn.

Ahora ve
La esposa del secretario del Tesoro tuvo que disculparse por foto en Instagram
No te pierdas
×