Tecnología esbelta

La manufactura debe ser parte de un pensamiento fundamentado en el holismo.
David Luna  (Foto: )
David Luna

Apenas en octubre pasado visitó México Pamela Lopker, presidenta y fundadora de la empresa QAD, bien conocida en nuestro país por su software ERP Manufacturing/Pro, diseñado especialmente para las empresas del sector. Ante sus clientes (alrededor de 400 en nuestro país) habló de su nueva estrategia Perfect Lean Market.

Según Lopker, la idea es traer las mejores prácticas de la manufactura a ambientes fuera de ella, como son la logística, las finanzas y la distribución. “Existen muchos desperdicios en los procesos que no están directamente involucrados en la manufactura, pero con el uso de tecnología estandarizada esto se puede resolver”.

El movimiento de QAD en este sentido es hacia la estandarización de los enlaces de sistemas relacionados con la gestión empresarial, y homologar así la comunicación de todas las empresas sin importar la marca del ERP que posean. Si bien esto está sucediendo ya, no es tan claro y para algunas empresas resulta engorroso establecer enlaces electrónicos con todos sus proveedores, o clientes, según su posición en la cadena de producción.

La ejecutiva californiana sugiere que ligarse a los inventarios de otras empresas, incorporarse a sus procesos logísticos e incluso compartir información sobre el estado de sus procesos de producción deber ser tan transparente como utilizar cajeros automáticos, “no importa en qué parte del mundo te encuentres ni a qué banco pertenezca cada cajero, hoy en día tú sabes que puedes disponer de efectivo de cualquiera de ellos”.

La reflexión resulta por demás interesante; Perfect Lean Market, alusión a un mercado perfecto (pensando en términos económicos) donde, auxiliadas por las computadoras, todas las empresas puedan competir en igualdad de circunstancias y donde exista un balance de fuerzas al menos en lo que capacidad de comunicación se refiere. Con esto, la promesa es que todos los usuarios de un software ERP puedan acceder a cadenas de suministro sin que el impedimento sea su infraestructura de datos.

Al pensar en términos de la Administración de las Cadenas de Suministros, de la Relación con los Clientes, Facturación Electrónica vía EDI o incluso de proceso Just in Time y Kanban electrónicos, efectivamente podríamos hablar del término equidad de condiciones de competencia si es que el tamaño de la empresa no es lo importante para ligarse a dichos sistemas.

La posición de QAD en el mundo de los ERP es muy particular, pues compiten en un mercado muy vertical, que es el de la
manufactura, donde poseen una participación de mercado de 10% mundialmente. Si se les compara con empresas como Infor, Oracle o SAP en realidad apenas aparece en el mapa, pero a Lopker le gusta ver a su sistema como la Macintosh de los industriales. En este sentido, una oferta de homogeneidad y de simplificación de la conectividad a través de la erradicación de desperdicios en los procesos de comunicación y transferencia de datos, parece ser una oferta inteligente y sensata para sus clientes.

El mercado perfecto y esbelto de Lopker es un concepto que se aplica a áreas ajenas al piso de la planta y se justifica siempre y cuando se hagan más eficientes los enlaces de éste con sus actividades complementarias (incluyendo las financieras).

Jim Womak, alguna vez comentó a Manufactura que ser lean no es una cuestión de reducción de inventarios ni de orden y limpieza en las líneas, sino que es un concepto global para el negocio. La posición de Lopker es no caer en la tentación de sacralizar el concepto, de no hacerlo una religión o una filosofía, sino centrarse en la eliminación de desperdicios al menos, en lo que a ellos les toca, la comunicación entre áreas y empresas diferentes.

Al resumir, visibilidad a bajo costo, seguimiento del producto con los proveedores y clientes, rastreo de los procesos logísticos y un mejor entendimiento de los procesos son las aportaciones al pensamiento esbelto y a la competencia perfecta. Al final, y sin pretender banalizar la filosofía lean, la manufactura debe ser parte de un pensamiento fundamentado en el holismo, donde lo ideal es que todas las aportaciones sumen.


*El autor es editor general de la revista Manufactura.

Ahora ve
No te pierdas