En crisis, tranquiliza a tus empleados

El manejo de riesgos es una tarea fundamental para evitar que el caos se apodere de la compañía; bien llevado dejará valiosas enseñanzas; en caso contrario, puede destruir al líder y la empresa.
Los números darán asesoría gratuita sobre medidas preventiva  (Foto: CNN)
Tania M. Moreno
CIUDAD DE MÉXICO (CNNExpansión) -

El manejo de crisis es fundamental para evitar que el caos se apodere de la empresa en situaciones de contingencia, ya sea financiera, por desastre natural o sanitaria, coincidieron expertos laborales. Además de los riesgos propios de la emergencia, un manejo de crisis deficiente "puede hacer que el quipo pierda el respeto en el líder y el ánimo del equipo quede por los suelos", señaló el psicólogo organizacional Victor Muriedas.

Y aunque sea casi imposible encontrar un ángulo positivo a las crisis, lo cierto es que ayudan a encontrar las fallas en el manejo actual de la empresa, impulsan la creatividad y compañerismo, y pueden reforzar la posición del líder, asegura el director general de Bumeran.com México, Mateo Cuadras.

Es importante que antes de organizar cualquier plan de acción entiendas que el activo más importante de una compañía es su capital humano, por lo que en situaciones como la que se vive actualmente por la influenza en México, la sensibilidad es fundamental, pues éste es un golpe directo al ánimo de las personas.

Que no se te salga de las manos

  • Tu comportamiento durante la crisis influirá más de lo habitual, ya que tú eres su líder y cualquier demostración de debilidad podría hacer que el equipo decaiga; esto no quiere decir que te conviertas en un capataz. Lo mejor será intentar que el equipo salga reforzado de la experiencia para situaciones futuras.
  • Las crisis hacen aflorar talentos ocultos de una persona que, a partir de ese momento, es mejor valorada por los demás miembros del equipo. "Bajo estrés la gente saca lo mejor y peor de sí, aprovecha esta energía y enfócala en la empresa", señala Muriedas.
  • También está el otro lado de la moneda, donde una actitud equivocada o un mal manejo de crisis puede dividir al equipo y dejar la moral por los suelos. "La clave no está en lo que haces o dices, sino en cómo lo transmites", dice.

El portal dirigido a Pymes y Emprendedores Emprendaria, da las siguientes recomendaciones:

1. Mantén informado a todo el equipo. No dejes de comunicar cualquier dato mientras dure la crisis. No esperes hasta la reunión de evaluación del día siguiente para dar explicaciones. El desconocimiento y la falta de información llevarían al equipo a cometer errores durante la resolución de la crisis.

2. Reúne al equipo cuando tengas que dar instrucciones o comunicar un dato importante. La única forma de saber que todo el mundo sabe lo mismo y trabaja según las mismas pautas es reunir al equipo para darle instrucciones.

3. Impulsa al equipo a que haga preguntas. Sé que estarás deseando dar las instrucciones lo más rápido posible y que todo el mundo se ponga manos a la obra de inmediato. Pero si no dejas que nadie haga preguntas, en una reunión o después, alguien podría confundir los hechos, no valorar correctamente las prioridades o entender mal tus instrucciones.

4. Haz participar al equipo en la toma de decisiones importantes. Este es el enfoque ideal porque consigue que la gente se comprometa con la decisión y que haga todo lo posible por que funcione. procura involucrar al equipo el máximo posible.

5. Mantente siempre cerca. Si tu equipo siente que no se pueden comunicar contigo porque estás siempre demasiado ocupado para atenderles, su sensación de distanciamiento aumentará y se desmoralizarán. Por todo ello, busca tiempo para escuchar sus angustias, darles consejos o aceptar sus quejas: te necesitan.

¿Quieres más noticias como esta?
Obtén los mejores consejos laborales y de management.

6. Muestra a tu equipo que estás de su parte. Asegúrate de que las personas a tu cargo saben que su bienestar es una prioridad para ti. Que eres una persona en quien se puede confiar y que les eres leal (independiente que tengan errores, se los harás saber a su debido tiempo, pero no en medio de un crisis, primero sal de ellas y después resolverás los detalles).

7. No pierdas nunca el sentido del humor. El humor rebaja la tensión y pone de manifiesto que no les vas a reñir a la menor contrariedad. Esta regla tienen que tratarse con delicadeza ya que como sabemos en las crisis los ánimos están a su nivel mas alto, pero un poco de humor bien manejado podrá ayudar a que estemos menos tensos. Ten cuidado que ese humor no los lleve a tener un exceso de confianza.

Ahora ve
Peña Nieto niega relación de su gobierno con espionaje
No te pierdas
ç
×