En crisis, aprende a trabajar en equipo

Coordinar esfuerzos para cumplir objetivos es crucial para sobrevivir a la turbulencia; la designación de roles y el reconocimiento de posiciones, algunos de los pasos necesarios.
Tania M. Moreno
CIUDAD DE MÉXICO (CNNExpansión) -

Lograr que los empleados trabajen en equipo es una cualidad que se vuelve más apreciada en tiempos de crisis, cuando las compañías necesitan aumentar su productividad y eficientar costos y procesos, señalaron expertos. Coordinar un equipo integrado por profesionistas de áreas diferentes o con ideas que se contraponen es una labor esencial del líder, quien siempre debe encaminar a los trabajadores al cumplimiento de objetivos y diseños de nuevas estrategias, señaló el administrador de empresas de la Universidad Autónoma Metropolitana (UAM), Héctor Aguilar.

"La clave está en exprimir la riqueza de todas esas ideas y fuerza laboral, que complementan las capacidades de los empleados en pos de un objetivo, ayuda a planificar actividades y propicia la responsabilidad compartida", dice Aguilar.

Aunque existen diferentes métodos según la compañía y el equipo en cuestión, existen algunos consejos que pueden ayudar a lograr la cohesión necesaria:

El reconocimiento de las distintas posiciones: Cuando se trabaja en equipo, cada persona necesita expresar su punto de vista para aportar en beneficio del objetivo y al mismo tiempo tomar una responsabilidad concreta, dice el experto en dirección de Personal y profesor de Factor Humano de la escuela de Formación y Perfeccionamiento Directivo ICAMI, José Antonio Pérez Cruz.

Encontrar intereses comunes: Es el paso crucial porque permite avanzar hacia el paso siguiente, y que ayuda a la motivación y definición de estrategias que permitan acortar el tiempo establecido.

El logro de objetivos comunes: Para avanzar en el logro de los objetivos comunes, los integrantes del equipo crean opciones o alternativas válidas, a la vez que deciden que está dispuesto a aportar cada uno, guiados por el coordinador del grupo, señala Aguilar.

Asumir diferentes roles: Es necesario que cada miembro de un equipo asuma un rol. "El encontrar roles positivos hace posible minimizar el efecto de los roles negativos o individualidades que distorsionan el trabajo en equipo", asegura Pérez Cruz.

Los expertos recomiendan separar roles para un trabajo en equipo más eficiente:

1. El Coordinador: Es capaz de generar sinergia en el grupo. Aclara y define las metas. Promueve la toma de decisiones. Coordina los esfuerzos de todos para alcanzar objetivos, aunque no ocupe el cargo de líder y es capaz de delegar. Brinda toda la información requerida, o indica dónde o con quién hablar para obtenerla. Genera un clima laboral agradable, de mutuo respeto, donde nadie se siente juzgado ni rechazado.

2. El Creativo: Aporta su imaginación y creatividad al equipo. Resuelve problemas difíciles. Es una persona llena de ideas, fuente de propuestas y sugerencias originales. Puede tener problemas para comunicarse y suele ignorar los detalles.

3. El Investigador: Es extrovertido y entusiasta. Busca oportunidades. Es comunicativo. Su papel principal es evitar que el equipo se quede estancado. Aporta ideas originales conocidas por sus lecturas, observaciones, experiencias u otras fuentes externas.

4. El Impulsor: Es un individuo retador y dinámico. Puede trabajar bajo presión. Tiene iniciativa y coraje para superar obstáculos. Su energía empuja a los demás para avanzar en el trabajo.

5. El Evaluador: Es serio y perspicaz. Percibe las oposiciones y juzga con exactitud. Analiza las ideas presentadas, valora sus pros y sus contras y proporciona instrumentos de análisis para que el equipo pueda decidirse por la alternativa más adecuada.

6. El Cohesionador: Es cooperador y apacible. Escucha a los demás y evita los enfrentamientos. Es sensible para identificar necesidades e inquietudes de los demás miembros. Sirve de puente en el manejo de conflictos.

7. El Implementador: Es el organizador práctico que transforma las decisiones y estrategias en tareas definidas y realizables, que los miembros del equipo puedan manejar.

¿Quieres más noticias como esta?
Obtén los mejores consejos laborales y de management.

8. El Finalizador: Se preocupa por lo que puede estar mal realizado y por los detalles para asegurarse de que se ha hecho todo; es el meticuloso del equipo, el que vela por no dejar nada que hacer.

9. El Especialista: Se interesa por una sola cosa a la vez. Cumple con sus obligaciones y aporta conocimientos técnicos específicos. Contribuye solamente cuando conoce del tema.

Ahora ve
El fin del acuerdo nuclear con Irán es una posibilidad real, sostiene Trump
No te pierdas
×