Un corazón sano desde el escritorio

Al año ocurren 17.1 millones de muertes por enfermedades al corazón, la prevención es fundamental; especialistas en salud cardiovascular y la World Heart Federation comparten algunas recomendaciones.
salud ejecutivo.jpg  (Foto: Photos to go)
Nonantzin Martínez
CIUDAD DE MÉXICO (CNNExpansión) -

Mañana se celebra el Día Mundial del Corazón una iniciativa que forma parte de la Federación Mundial del Corazón en más de 100 países. Cada año mueren 17.1 millones de personas en el mundo por enfermedades cardiovasculares y para 2025 se proyecta que una de cada 3, mayores de 25 años, padecerá hipertensión.

La situación ha puesto en alerta a los sistemas de salud y ha traspasado consultorios, pues la solución no está en atender a la población enferma, está en darle armas de prevención a la sana.

Lo interesante de ello es que si se llevan a cabo acciones sencillísimas estos números sí se podrían revertir. Así, en el décimo aniversario del Día Mundial del Corazón, que tiene por lema "Yo trabajo con Corazón", expertos de las asociaciones mexicanas en pro de la salud cardiovascular y la World Heart Federation, comparten algunas recomendaciones que se pueden poner en práctica desde la oficina.

Lo que tú puedes hacer

Hipertensión, infartos, derrames cerebrales o embolias no tendrían razón de ser si una persona se mantuviera en el peso adecuado, no fumara, hiciera ejercicio, se alimentara de forma balanceada o no se estresara. Pero las cifras muestran todo lo contrario: en México las enfermedades cardiovasculares se encuentran entre las primeras causas de muerte. ¿Cómo hacerles frente?

Lleva el ejercicio a tu centro de trabajo

Esto significa que incluyas actividad física en horario laboral:

         -Trata de llegar en bicicleta o caminando

         -Usa las escaleras en lugar del elevador

         -Camina después de la comida, por lo menos, media hora.

Comparte con el resto de tus compañeros esta idea, pues si lo hacen en grupo la motivación es mayor.

Exige tu derecho a un ambiente libre de humo

Fumar es uno de los principales factores de riesgo para el desarrollo de una enfermedad cardiaca. También se ven afectados  quienes reciben, indirectamente, el humo (fumadores pasivos). Pide a tu jefe o solicita al área Recursos Humanos que lo tomen en cuenta.

Toma agua en lugar de refresco

Las bebidas gaseosas son responsables, en gran medida, de la obesidad, debido a su alto contenido en azúcares; y es justamente el sobrepeso uno de los condicionantes para que las arterias no funcionen adecuadamente. Si a esto le agregas el tiempo que estás sentado frente a  la computadora (sedentarismo), la combinación puede resultar fatal. Haz un esfuerzo y prefiere el agua.

Elije opciones saludables en el comedor

Si no puedes llevar comida, busca las opciones saludables que sirvan en el comedor. Para que un menú sea equilibrado recuerda que debe contener todos los grupos de alimentos: frutas y verduras, cereales y leguminosas y alimentos de origen animal. Opta por lo menos grasoso, salado y azucarado, no comas platillos fritos ni capeados.

Trata de no estresarte

El estrés es una condición necesaria para sobrevivir, para reaccionar y actuar en consecuencia... pero hasta cierto punto. Cuando se sobrepasan los niveles saludables (eso dependerá de cada persona), situación muy común cuando se trabaja bajo presión, el cuerpo reacciona exageradamente y la descarga de adrenalina se puede volver en contra de la salud cardiovascular. Si no sabes controlarlo por ti mismo, pide ayuda a un experto.  

Lo que puede hacer tu empresa

Una fuerza de trabajo sana significa mayor productividad, disminución en el ausentismo y menor inversión en gastos médicos. Promover hábitos de vida saludables es uno de los pilares de un corazón fuerte.

Un comedor rico y balanceado

Los empleados estarán más contentos pero, sobre todo, sanos, si la comida que se sirve es supervisada por un grupo de nutriólogos que planifiquen los menús de forma equilibrada.

¿Y si los snacks fueran más saludables?

Las máquinas expendedoras de papas fritas y galletas elaboradas con harinas y azúcar refinadas ya deberían ser cosa del pasado. Hoy día la oferta de alimentos con menos grasa, elaborados con sustitutos de azúcar, reducidos en sal y sin tantos aditivos artificiales es muy amplia. Éste es un buen momento para hacer el cambio.

Proporciona a tus empleados chequeos regulares

Es importante que cada determinado tiempo se realicen chequeos para medir presión arterial, niveles de colesterol, azúcar en sangre y peso. Estas acciones, además de proporcionar un panorama del estado de salud de los trabajadores,  siempre son bien recibidas por ellos, lo que, indirectamente, refrenda la lealtad por la empresa.

Organiza pláticas sobre la importancia de hacer ejercicio y comer bien

Dentro de las prioridades de cualquier firma debería estar la calendarización de pláticas sobre el buen comer y la importancia de hacer ejercicio, entre otros temas. Si la capacitación es fundamental en aras de un mejor desempeño, promover una cultura de la prevención ya es igual de necesario.

¿Quieres más noticias como esta?
Obtén los mejores consejos laborales y de management.

Crea un comité de bienestar

Fomentar los buenos hábitos de vida dentro de la empresa es un reto que necesita de muchas manos. Crear un comité que organice actividades y que vigile que se cumplan los objetivos es básico para que hacer que esto funcione.

Ahora ve
Sebastián Piñera lidera las elecciones presidenciales en Chile
No te pierdas
×