“Nosotros te llamamos”: ¿qué hacer?

Uno de los aspectos más desalentadoras de buscar empleo es no recibir noticias tras una entrevista; dejar una mala imagen a un solicitante puede afectar a una firma al volverse viral rápidamente.
entrevista  (Foto: Thinkstock)
Anne Fisher

Para muchos candidatos, la parte más desalentadora del proceso de búsqueda de empleo es pasar por más de una entrevista, y luego no recibir ninguna respuesta. En ocasiones, los aspirantes salen de una entrevista sintiendo que les fue de maravilla, pero pasan días y semanas sin tener noticias. Lo más frustrante del asunto es cuando están esperando una resolución por parte de una empresa en la que verdaderamente desean trabajar y, al mismo tiempo, reciben ofertas de otras empresas que no les interesan tanto.

¿Significa esto que debas inclinarte por otras opciones ante la falta de respuesta? ¿Qué sucede cuando llamar o enviar correos electrónicos para reiterar el interés en el puesto simplemente no funciona?

He oído estas preguntas constantemente, a veces incluso de personas que han volado medio país para realizar una ronda de entrevistas y luego no han sabido nada; ni siquiera un correo electrónico que tomaría 20 segundos en enviar, diciendo por ejemplo: "Gracias por reunirte con nosotros. El puesto ha sido cubierto, pero lo tendremos en cuenta para futuras oportunidades", o algo por el estilo.

El silencio absoluto es grosero, desconsiderado, y hace que la gente se vuelva loca. "Está en la naturaleza humana esperar algún tipo de respuesta", dice Chris Forman, presidente ejecutivo de un sitio de rastreo de aplicaciones llamado StartWire. "Y cuando los candidatos sienten que una solicitud ha desaparecido en un agujero negro, especialmente cuando han realizado un esfuerzo considerable en ella, se exasperan".

Aunque es desmoralizador para los buscadores de empleo, dejar a la gente colgada es malo también para las empresas. "La gente de recursos humanos y los gerentes de contratación están comenzando a darse cuenta de que no permitir que los candidatos sepan a qué atenerse está dañando la reputación de sus compañías y sus marcas", dice Forman. Una nueva encuesta de StartWire descubrió que 77% de los solicitantes de empleo tienen una mala imagen de una compañía que los deja sin noticias, y más de la mitad se niegan a comprar o recomendar los productos de esa empresa o servicio.

Por otra parte, el Internet aumenta de manera exponencial la capacidad de los candidatos descontentos de difundir sus quejas. "Antes de Internet, si una empresa te trataba vilmente le dirías tal vez a 10 personas al respecto", dice Forman. "Ahora, puedes publicar tu experiencia en sitios como Glassdoor.com, Vault.com, y Facebook, y enviar un mensaje en Twitter a todos sus seguidores. Una experiencia negativa puede volverse viral rápidamente".

Forman añade que por lo regular una gran empresa comienza con un promedio de 30 solicitudes por cada vacante, "por lo que si tú contratas 1,000 personas al año, estás interactuando, para bien o para mal, con cerca de 30,000 candidatos. Y dejar en el aislamiento a 30,000 potenciales clientes, además de todos sus contactos en línea, no es muy inteligente".

La ironía es que no tiene por qué ser así, de nuevo, gracias a Internet. En los últimos cinco años, las empresas más grandes han adoptado sofisticadas herramientas de reclutamiento basadas en la web, que tienen funciones incorporadas que mantienen un seguimiento del estado de la aplicación de cada candidato.

"Estas características funcionan de la misma manera que, por ejemplo, cuando encargas un libro en Amazon. El sistema rastrea cuándo sale de la bodega, cuándo entra en un camión, cuándo está en camino para ser entregado, y demás procesos", dice Forman. "Así que el problema no es que los empleadores no sepan dónde se encuentra tu solicitud, cuántas otras personas están en la competencia, o si el trabajo ha sido ocupado. Lo saben con precisión".

Ellos simplemente no te lo dicen. La investigación de StartWire muestra que sólo 33% de las compañías de Fortune 500 comparten cualquier dato que tienen a la mano con los candidatos, a pesar de que 90% de los solicitantes de empleo encuestados dijo que recibir retroalimentación haría que su búsqueda de empleo fuera "menos frustrante", y 96% dijo que sería más probable que solicitara un trabajo en una empresa en la que sabe que va a estar informado. "Las empresas que se caracterizan por 'agujeros negros de solicitudes' pierden potenciales empleados estrella", dice Forman.

Con todo esto en mente, ¿cuánto tiempo debes esperar antes de concluir que no te dieron ese trabajo que realmente querías? Como regla general, una vacante de empleo se mantiene abierta durante unos 45 días. "Así que si sabes cuándo se abrió la vacante -uno de los muchos tipos de datos que recopila StartWire entre alrededor de 5,600 empleadores y pone a disposición de sus usuarios- cuenta 45 días a partir de esa fecha, y si todavía no tienes noticias, puedes asumir que no lo obtuviste", dice Forman.

Dos o tres semanas es demasiado pronto para darse por vencido. Pero debes considerar que otros empleadores que te realizan propuestas no esperarán tanto para que aceptes sus empleos.

"Debes comunicarse con la empresa en la que prefieres ser contratado y debes hacerles saber que tienes otra oferta", aconseja Annie Stevens, socia gerente de la firma de asesoramiento ejecutivo ClearRock con sede en Boston. "Hazlo ver como una cortesía para ellos, e invítalos a hacer una contraoferta".

¿Qué pasa si haces eso y aún así no recibes respuesta? "Si no recibes una contraoferta en un plazo de dos días", dice Stevens, "toma el otro trabajo y saca lo mejor que puedas de esa oportunidad".

Buena suerte.

¿Quieres más noticias como esta?
Obtén los mejores consejos laborales y de management.

Retroalimentación: ¿Has solicitado un empleo (o más de uno) y has quedado sin respuesta acerca de si todavía estás en la competencia por él?

Si eres un director de recursos humanos, ¿crees que los solicitantes deben esperar 45 días antes de darse por vencidos? Deja un comentario a continuación.

Ahora ve
Los 10 escándalos de empresas en México durante el 2017
No te pierdas
×