Jóvenes, ‘desamparados’ laboralmente

Este segmento representa el doble de los niveles generales de desocupación en México, especialistas; en el mundo hay 75 millones de jóvenes sin empleo y 150 millones viven con un dólar, según la OIT.
joven  (Foto: Thinkstock)
Ivonne Vargas Hernández
CIUDAD DE MÉXICO (CNNExpansión) -

Ser un joven de entre 12 y 24 años en México, en lugar de representar un futuro laboral, puede ser sinónimo de desempleo o de un trabajo poco favorable. De acuerdo con la Organización Internacional del Trabajo (OIT), un 66% de ese segmento poblacional se desenvuelve en el mercado laboral informal.

"Por cada punto porcentual que aumenta la tasa de desempleo total, la de informalidad juvenil crece un 1.06%", asegura Eduardo Loria Díaz de Guzmán, coordinador del Centro de Modelística y Pronósticos Económicos (CEMPE) de la UNAM. La falta de oportunidades "golpea" con más intensidad a personas que estudian secundaria, bachillerato e incluso nivel superior.

A nivel regional, la tasa de desempleo juvenil representa el doble de los niveles generales, y el triple de los registrados entre la población mayor de 25 años. El académico expresa que México crecerá alrededor de 3.4% en 2012. En 2013 y 2014, podría retornar a una tasa de crecimiento potencial, calculada en 3.5%. El problema, sin embargo, es que cuando "la economía reduce su crecimiento, o cae, el desempleo de ese segmento crece y al registrarse la recuperación del ciclo financiero, sus tasas de desocupación reaccionan con más lentitud".

La Organización Internacional del Trabajo advierte que 75 millones de jóvenes en el mundo carecen de una fuente de trabajo, y más de 150 millones viven con menos de un dólar al día; esto podría generar que sean ‘captados' por organizaciones criminales y del narcotráfico. Análisis realizados por este organismo refieren que quienes son excluidos de la sociedad tienen mayores probabilidades de sumarse al crimen organizado, entre otras actividades.

A su vez, Norma Samaniego, investigadora de la Facultad de Economía (FE) de la UNAM, subraya que en el país existen diferencias sobre las cifras reportadas sobre informalidad laboral.

En los datos "del INEGI no se incluye a grupos del ámbito rural en condiciones precarias, tampoco a los trabajadores domésticos remunerados sin acceso a la seguridad social, ni a los no remunerados, independientemente del ámbito en que se ubiquen".

A ello hay que agregar los trabajadores asalariados sin acceso a los servicios de salud y seguridad social, pero que laboran en empresas o instituciones formales. "Hay 28 millones de trabajadores informales (los cuales) contrastan con los 12.8 millones que refiere el INEGI", apunta Noriega.

De acuerdo con la especialista, el ‘grueso' del trabajo informal (casi 60%) se concentra en el sector terciario, en rubros como comercio y servicios. En el universo de personas con primaria incompleta y mayores de 60 se ‘dispara' la informalidad laboral.

¿Quieres más noticias como esta?
Obtén los mejores consejos laborales y de management.

Ciro Murayama, también académico de la FE, expresa que la informalidad "es un efecto del mal desempeño económico del país y no una causa". Desde hace 30 años, dice, el país dejó de crecer a tasas superiores al 3% y es un mito que a los informales se les encuentre "sólo en las esquinas, también en las empresas y en el Gobierno hay quienes trabajan sin prestaciones ni seguridad social".

Beatriz Torres, especialista en el área de economía de la Universidad de Yucatán, apunta que las principales preocupaciones de los empleados informales se centran en cuatro puntos: confrontación de la muerte, gestión del Seguro Popular, servicios médicos y vivienda.

Ahora ve
Walt Disney compra Twenty-First Century Fox por 52,400 mdd en acciones
No te pierdas
×