Convence al reclutador en tres minutos

El candidato a un empleo debe mostrar sus cualidades y convencer en poco tiempo: expertos; la técnica de 'elevator pitch´le ayudará a preparar un discurso sobre su persona en unos minutos.
entrevista empleo  (Foto: Archivo)
Ivonne Vargas
CIUDAD DE MÉXICO (CNNExpansión) -

Un currículo con redacción impecable no basta para llamar la atención de un empleador. La persona que busca empleo debe poder decir en minutos por qué deben contratarlo, pues un reclutador se forma al minuto una impresión del candidato, refiere un análisis del Centro de Carrera de la Universidad Estatal de Ohio.

“La gente cuando explica qué hace y en qué destaca suele enfocarse demasiado en cosas operativas, no en datos relevantes. A veces dan demasiados detalles de por qué quieren un cambio de empleo. Esos minutos deben enfocarlos en su venta personal”, mencionó la psicóloga Patricia Noriega, especialista en reclutamiento en tiendas departamentales.

Aprender a tener un discurso para promoverse profesionalmente importa no sólo para la entrevista laboral, también para otros ambientes donde existan personas que puedan recomendar tu trabajo, señaló Adolfo Maldonado, gerente de proyectos en Fundación ProEmpleo.

Hay otros elementos que son igual de importantes que el tipo de información que proporcionará, como el lenguaje corporal. Cuatro de cada 10 los entrevistadores dan importancia al tono de voz, según el sondeo del Centro de Carrera, que incluyó más de 1,000 entrevistas.

Siete de cada 10 profesionistas no miran a los ojos cuando hacen su exposición, arrojó la encuesta que el centro de carrera de la Universidad Estatal de Ohio aplicó entre estudiantes de los últimos semestres.

Noriega explicó que la información relevante de un candidato se debe resumir en menos de cinco minutos, y para eso se puede practicar con técnicas como Elevator Pitch, que consiste en preparar un discurso de tres minutos para despertar interés de la contraparte sobre las cualidades profesionales.

Este término hace alusión a la idea de describir un negocio o el plus de un producto o servicio en el tiempo requerido para subir unos pisos en el elevador.

“Tal vez el candidato no va en elevadores buscando a quién convencer de contratarlo, pero no es extraño que en una reunión social encuentres a otra persona vinculada a tu sector laboral. Ahí sirve tener un discurso ensayado para interesar a otros en que te recomienden”, mencionó Patricia Noriega.

El 80% del éxito de esta herramienta radica en cómo se inicie, en los primeros segundos hay que dar conceptos u oraciones que dejen ver la pasión de la persona por un tema o área es la clave, cita el Collegiate Entrepreneurs’ Organization, firma estadounidense encargada de realizar el concurso nacional de Elevator Pitch, en ese país.

Artículo relacionado: Seis tips para convencer al reclutador

Quién no recuerda la campaña “Hay cosas que el dinero no puede comprar. Para todo lo demás existe Master Card”, no sólo es un buen ejemplo publicitario, también es un discurso que la gente fácilmente recuerda, ejemplificó Noriega. Un candidato que encuentra la forma de describirse rápidamente con ciertas frases, tiene un índice mayor de recordación entre los reclutadores.

“Es la típica persona que uno dice: me gustó lo que mencionó sobre sí, o el puesto, vale la pena escuchar más de qué podría aportar a un puesto”, precisó la psicóloga industrial.

Un error en que se puede caer en estos ejercicios es confundir el discurso para llamar la atención con un argumento de ventas. No se trata de bombardear a la otra persona con datos o cuestiones técnicas de experiencia profesional, la idea es hacer una descripción breve de quién eres, por qué has destacado, eso ligarlo a tu pasión por cierta actividad profesional, puntualizó Patricia Noriega.

Hay que adaptar lo que se dirá al perfil de la persona que escuchará, a su filosofía y valores. Es una combinación entre lo que eres, por qué eres confiable y cómo podrías acoplarte al ‘cliente’ de tu interés.

La base de un elevator pitch de trabajo es mencionar tres elementos: quién eres, en qué te destacas y cerrar con una promesa, porque también es importante dejar al interlocutor con interrogantes, detalla el informe de la Universidad de Ohio.

Por ejemplo, “soy esta personas, he trabajado desde hace tantos años en ventas de tal sector y he pensado que tal estrategia podría ayudar a subir clientes en esa industria”, propuso Noriega.

¿Quieres más noticias como esta?
Obtén los mejores consejos laborales y de management.

En un informe sobre elevator pitch destacados, la escuela Carnegie Mellon habla de la fórmula que los estudios Pixar utilizan para vender sus filmes. Está técnica es una forma de organizar un discurso en forma de historia:

Érase una vez… tal persona, que un día se enfrentó a una situación y por esa razón hizo tal cosa, hasta que finalmente se dio otra situación.

Ahora ve
Legisladoras demócratas piden investigar a Trump por denuncias de acoso
No te pierdas
×