Salva a tu amor de la crisis

Hablar del dinero resulta difícil para las parejas, pero no hacerlo puede acabar con una relación; conoce estas sencillas estrategias para poner las cuentas claras y tener un romance duradero.
Hablar de dinero con tu pareja ayuda a equilibrar los gastos  (Foto: Fotoarte Staff)
Tania M. Moreno
CIUDAD DE MÉXICO (CNNExpansión) -

Dicen que cuando el dinero sale por la puerta, el amor escapa por la ventana. Y con crisis financiera o no, más vale asegurar que tu relación de pareja no termine por problemas económicos. Las finanzas de pareja son un tema que debe discutirse abiertamente para evitar conflictos. "Sigue siendo un tema tabú, pero los problemas relacionados con el dinero son la segunda causa de divorcio en México", dice en entrevista la experta en Economía Familiar de la UP y autora del libro Cuando el dinero nos alcance, Cecilia Meade.

Evitar el tema no sólo es un gran error, sino el inicio de un fracaso económico que puede traer consecuencias personales, "la falta de planeación financiera condiciona el crecimiento de la pareja y puede comprometer su evolución", afirma, por su parte,  el experto en finanzas personales, Salvador Tamayo.

Manos a la obra

¿Quieres más noticias como esta?
Recibe los mejores tips para tu ahorro, gasto e inversión.

Los especialistas recomiendan, además de mucha paciencia y perseverancia, pensar en la vida en pareja como un proyecto o una empresa, pues para que funcione, ambas partes debe cooperar y trabajar al mismo ritmo.

No existen recetas universales, pero sí algunas estrategias que te ayudarán a que el dinero se convierta en un aliado para satisfacer las necesidades y alcanzar los objetivos en pareja.

  • Cada cosa en su lugar: Es preciso encontrar el momento justo, pues siempre es mejor cuando dos cabezas piensan en lugar de sólo una. No hay que  tocar el tema todos los días, de lo contrario, a los problemas económicos habrá que sumarle los conyugales; hay que manejar la situación con inteligencia. Los expertos recomiendan una hora y lugar donde acuerden hablar específicamente de sus finanzas, como una comida o ‘noche financiera' donde se resuelvan los problemas y no se vuelva a tocar el punto hasta la siguiente sesión, a menos que haya una situación grave.
  • Haz un diagnóstico: Si no sabes qué es lo que tienen ni dónde están parados, no puedes comenzar de manera correcta. Hay que conocer los recursos de cada uno para no tomar decisiones a ciegas, recomienda Tamayo. Cada cónyuge debe poner sobre la mesa su ingreso, bienes, inversiones, tarjetas de crédito, deudas a corto y largo plazo, nivel de ahorro y sus hábitos de compra para tener un panorama real de la situación financiera, señala Meade.
  • Elaboren un presupuesto: Decir lo que tienen y lo que gastan no es suficiente, hay que ponerlo en papel para que no haya dudas y sea más fácil distribuirlo, afirma Cecilia Meade. Para este presupuesto hay que tomar en cuenta sí los gastos del mes, pero también los periódicos, como colegiaturas, seguros, pagos fijos, etcétera. Si se tienen deudas lo primero es trazar acciones definidas para sanear las finanzas, si no, decidir un monto para el ahorro. Descarga el modelo de presupuesto que propone la Profeco.
  • Estrategias: Los especialistas recomiendan definir cuáles son los objetivos de cada uno en el área personal, y cuáles los que quieren alcanzar en pareja. En base a ello deben definirse acciones concretas para conseguirlos.
  • 1+1= 2 ingresos: Aunque al juntar ingresos se puede tener la sensación de mayor bonanza, esto puede no ser del todo cierto: "Habitualmente se piensa que con dos sueldos hay más margen para gastar y contraer deudas, pero lo cierto es que conforme la pareja evoluciona los gastos aumentan, así que siempre hay que tener en cuenta que el dinero gastado hoy, es un recurso que puede faltar mañana", dice Tamayo. Toma decisiones financieras a largo plazo.
  • Gastos del hogar: En vez de dividir los gastos por rubros, es más sano juntar el ingreso para que el pago de servicios  de la casa sea común y ninguno pueda ejercer control económico sobre la pareja, pues esta situación también puede afectar negativamente la relación, afirma la académica de la UP. También puede darse el caso de que uno siente que tiene derecho a tomar decisiones importantes sin consultar al otro. Establezcan cuál será la aportación de cada uno al hogar.
  • Sean precavidos: Hay que poner especial interés en el tema del retiro y quitar la idea que los hijos van a mantenernos, por ello hay que asegurarse de que se está trabajando para el retiro de ambos. Los expertos recomiendan tener cuentas, fondos de inversión o seguros conjuntos y destinar al menos 10% de los ingresos para el ahorro. Recuerden que no siempre son épocas de vacas gordas.
  • La sinceridad vale oro: Un problema común es la forma en que se dividen las labores financieras, al principio puede funcionar, hasta que haya algún inconveniente que haga que uno de los dos sienta que carga mayores responsabilidades que el otro, por ello es importante hablar. Otros optan por ocultar ciertos gastos o ahorros para evitar peleas o críticas: "siempre hay que abogar por la comprensión de la pareja y empatar metas", finalizan los expertos.
Ahora ve
Los humanos no son los únicos que luchan contra el cáncer de mama
No te pierdas
×