3 estrategias para tus inversiones

Las acciones de firmas y sectores que no gozaron de la recuperación en 2009 son una buena opción; sus precios son prácticamente una ganga y tienen espacio hacia donde crecer, según los expertos.
inversiones acciones mercados bolsas JI.jpg  (Foto: Jupiter Images)
Carla Fried

Hace un año, cuando todo tipo de inversiones (acciones, bonos, commodities) se precipitaban a la basura, los cazadores que se atrevieron a escudriñar en las ruinas del mercado encontraron su recompensa.

Las acciones de compañías de primer nivel (las llamadas blue-chip), por ejemplo, subieron 59% de marzo de 2009 a enero de 2010. Y las acciones de empresas de rápido crecimiento ubicadas en economías emergentes -como China e India- casi duplicaron su valor.

Pero hoy, seguir el consejo de Warren Buffett de ser ambicioso "cuando los demás teman" supone un reto mayor. Si un inversionista es aquél que apuesta por acciones que sus homólogos ignoran, ¿qué puede hacerse cuando todos hacen los mismo? ¿aún existen acciones infravaloradas?

Para quienes gustan de comprar barato, el pozo es mucho más estrecho y hay menos de dónde escoger, pero no es imposible encontrar oportunidades atractivas.

El truco es saber dónde buscar. Comienza en el sitio más obvio: entre las inversiones que no participaron de la recuperación de año pasado, y que por tanto están más baratas.

Otra estrategia es buscar acciones que hayan subido en el mercado, pero cuyos fundamentales hayan mejorado aún más. Como resultado, estas acciones pueden considerarse verdaderas gangas tanto en términos relativos como absolutos.

Finalmente, en un momento en el que el mercado ambiciona crecer, el único movimiento contrario puede ser modificar tu cartera hacia un modo defensivo. Pero hazlo de forma que no te suponga altos costos.

A continuación te presentamos cómo practicar estas estrategias, ya sea mediante acciones individuales o fondos cotizados que te permitan diversificar tus apuestas sobre varios tipos de acciones o sectores específicos.

Estrategia 1: Busca a las rezagadas.

Aunque muchas acciones ganaron terreno el año pasado, no todas lo hicieron de manera espectacular. De hecho un grupo quedó rezagado, el del sector salud, en gran parte por las reformas propuestas por el gobierno estadounidense.

La ganga: Las grandes farmacéuticas. Mientras que el índice S&P tuvo un alza de 24% en 2009, los papeles de Johnson & Johnson y Pfizer subieron menos de 8%. Incluso Eli Lilly retrocedió.

Una fuerza que contuvo el crecimiento de estos valores fue la reforma sanitaria. Pero ahora que los demócratas perdieron su mayoría en el senado estadounidense, es tiempo de volver a analizar al sector. Encontrarás atractivos precios de acciones con sólidas hojas de balance.

Por sus altos niveles de rentabilidad y sus pocas deudas, las acciones farmacéuticas  son una excelente opción. Johnson & Johnson, por ejemplo, se comercia a una ratio precio-beneficio de 13, comparado con la ratio de 19 de S&P. Y su dividendo de 3.1% es superior al rendimiento de los bonos del Tesoro a cinco años.

Para inversionistas en fondos cotizados (ETF): Johnson & Johnson, Pfizer y Merck son los tres holdings principales de la canasta Health Care Select SPDR (XLV), representando más del 30% de sus activos.

Estrategia 2: Busca acciones que han subido, pero su precio es asequible.

Las acciones no tienen que estar por el suelo para ser una ganga, hay muchas cuyo precio está infravalorado y no toca el suelo.

La ganga: Acciones tecnológicas. Estas acciones han visto su ratio precio-beneficio caer desde el inicio del 2007, en contraste con la ratio del índice S&P, que ha aumentado.

Imagina lo bien que irá este grupo en la Bolsa cuando las ventas se recuperen. Forrester Research estima que el gasto global en productos y servicios de tecnología de la información podría crecer un 8.1% este año y alcanzar los 1.6 billones de dólares.

Dos de las acciones más atractivas y baratas son IBM y Hewlett-Packard. Ambas se comercian a una ratio de 11, aunque su precio subió el año pasado 56% y 42% respectivamente. Ambas también se las han ingeniado para mantener o aumentar sus márgenes de ganancia durante la crisis, al recortar los costos.

Para inversionistas en fondos cotizados (ETF): Si quieres una variedad mayor de compañías tecnológicas, consulta el Vanguard Information Technology (VGT), un fondo cotizado que cuenta con HP, IBM y otros cuatro holdings en sus top 6.

Estrategia 3: Busca ingresos, y  no pagues mucho por ellos.

Jugar a la segura también tiene sentido. Pero los bonos (un refugio tradicional para los conservadores) son algo arriesgados hoy. Mejor intenta otro camino.

La ganga: Acciones que pagan dividendos. Tras el rally del año pasado, los bonos nacionales y extranjeros se dispararon, así que las inversiones en valores de renta fija ya no son tan baratas. Pero con una ratio precio-beneficio promedio de 15, siguen siendo atractivas.

Cierto, las acciones tienen un rendimiento promedio del 2%, pero algunos sectores pagan más. Como por ejemplo las acciones de las grandes empresas de telecomunicaciones, que reportan rendimientos de más del 5%.

Del sector podrían recomendarse Verizon (con rendimiento del 6.6%) y AT&T (del 6.8%).

¿Quieres más noticias como esta?
Recibe los mejores tips para tu ahorro, gasto e inversión.

¿Pero no son las acciones más volátiles que los bonos? Absolutamente, pero actualmente los bonos no son tan seguros. Las tasas de interés están a mínimos históricos; cuando la tendencia se revierta, los precios de los bonos (que se mueven en sentido contrario a las tasas) podrían resentirse.

Para inversionistas en fondos cotizados (ETF): la canasta iShares S&P Global Telecommunications (IXP) registra un rendimiento de 4.3%.

Ahora ve
Teomirn, el primer profesor de piano que enseña con realidad aumentada
No te pierdas
ç
×