¿Ya sabes dónde invertir el próximo año?

Expertos economistas aconsejan apostar más a acciones de firmas confiables y menos en renta fija; pese a que el futuro económico luce desalentador, afirman que se puede obtener buenos rendimientos.
inversion  (Foto: Photos to Go)
Carla Fried, Janice Revell, Donna Rosato y Tali Yahalom

A medida que parte de la incertidumbre que rodea a la economía se eleve a lo largo del año, la atención se verá forzada a volver a los fundamentos del sector privado, dice Katherine Nixon, presidenta de inversiones de la región noreste de Northern Trust .

Y en ese frente, las cosas no se ven tan mal. Los beneficios empresariales están resistiendo a la adversidad. Sí, el crecimiento se ha desacelerado notablemente en los últimos meses, pero todavía se prevé que las ganancias de las empresas del S&P 500 suban por encima del promedio al 9% el próximo año, según S&P Capital IQ.

En cuanto a si las acciones representan un buen valor ahora, el panorama es decididamente mixto. Una medida conservadora de precio/utilidades -que se basa en 10 años de ingresos promedio- sugiere que las acciones son demasiado caras para ser adquiridas en gran cantidad. Pero el S&P P/E, basado en ganancias proyectadas, señala que las acciones son una compra aceptable. "Cualquier persona dispuesta a asumir la volatilidad e invertir en acciones hoy con un marco de tres años, debe ver grandes rendimientos positivos", dijo Chuck de Lardemelle, un co-gerente de IVA Worldwide Fund.

Mientras tanto, las tasas de interés se encuentran cerca de sus niveles históricos más bajos. Es una buena noticia para las acciones, pero los inversores de renta fija encontrarán difícil hacer dinero. Tom Atteberry, gerente de FPA New Income Fund, destaca que los bonos del Tesoro a 10 años rendían menos de 2% en el otoño. En ese nivel ínfimo, una fracción de un punto porcentual que fuera aumentada en las tasas podría acabar con lo poco que tus bonos están dando. Sin embargo, los economistas piensan que las tasas a 10 años subirán moderadamente. Por lo tanto, será fundamental que diversifiques tu portafolio de bonos en otras áreas, en deuda particular y corporativa.

Plan de acción: En un mercado propenso a producir ganancias modestas, diversifica tus apuestas de renta fija y enfócate en acciones relativamente seguras.

Acciones: Invierte en firmas confiables. Al comienzo de la recuperación, las acciones de las pequeñas compañías tradicionalmente te daban las alzas más grandes. En esta etapa, son las firmas grandes con un balance general las que probablemente superarán su rendimiento, como fue el caso en 2011. Las grandes empresas no sólo proporcionaron una mayor exposición a los mercados extranjeros -incluyendo a economías emergentes que están creciendo mucho más rápido que Estados Unidos- sino que sus mayores dividendos aportaron una parte considerable de tus ganancias en un año de bajo rendimiento, dice Nixon, de Northern Trust. Los fondos que ponen una atención especial a los títulos de rentabilidad segura son Jensen Quality Growth y T. Rowe Price Blue Chip. Ambos están en Money 70, la lista de recomendaciones de la revista Money de fondos mutuos y fondos cotizados en Bolsa.

Busca las acciones que hagan crecer tus ingresos. Brad Sorensen, director de Análisis de Mercado y Sector del Centro de Investigación Financiera Schwab, espera que las empresas hagan mejoras en su tecnología para aumentar la productividad. Ya está sucediendo. En el tercer trimestre, el gasto empresarial subió 16.3%. Otra zona que probablemente disfrutará de un crecimiento en ingresos mejor al promedio es el sector industrial, donde las empresas están viendo una fuerte demanda por parte de los mercados emergentes que están construyendo su infraestructura. Para conseguir una porción adicional de acciones tecnológicas, acude al fondo cotizado en Bolsa Vanguard Information Technology, que agrupa a gigantes tecnológicos como Apple e IBM. Para los industriales, echa un vistazo a S&P Global Industrials de iShares.

Bonos: Apuesta al alto rendimiento. A medida que los temores de una recesión aumentaron en 2011, los bonos de alto rendimiento, sensibles a la economía, se vendieron en grande. El resultado: la brecha de rendimiento entre los bonos 'basura' y los bonos del Tesoro a corto plazo aumentó a más de nueve puntos porcentuales, desde los seis puntos registrados a principios de 2011. "Esa expansión representa un valor muy bueno", dice Robert Ostrowski, a cargo de la estrategia de renta variable gravable en Federated. El estratega de mercado de LPL Financial Anthony Valeri dice que los bonos basura se están negociando como si la tasa de impago fuera a subir a 9% desde el 2%. "Simplemente no vemos una tasa de impago de 9% como remotamente probable", dice. Dada la tendencia de los bonos basura de rebotar, Valeri recomienda mantener una participación modesta del 5% a 10% de estos bonos. Puedes lograr eso a través de un fondo diversificado de bonos basura, como Fidelity High Income.

No te quedes en medio. En el otro extremo del espectro de renta fija están los bonos del Tesoro, que no caerán en impago pero están en riesgo si las tasas suben. Los bonos del Tesoro con vencimiento entre cinco y siete años están pagando poco más que el dinero en efectivo, por lo que no tiene mucho sentido comprarlos. Ostrowski recomienda una 'estrategia bipolar', con el 80% de tus bonos del Tesoro en corto plazo y el 20% en bonos a largo plazo. Dice que la campaña de la Fed para comprar bonos del Tesoro a largo plazo, llamada Operación Twist, debería hacer que los bonos del Tesoro a largo plazo sean menos riesgosos. Y esta estrategia podría producir un rendimiento de alrededor de 2.5%, casi un punto más que los bonos del Tesoro están pagando a siete años.

Los apocalípticos

Aunque la economía se está recuperando, algunos longevos especuladores bajistas todavía se preparan para el armagedón. Sin embargo, cada uno tiene una opinión diferente sobre cómo prepararse para las consecuencias.

Nouriel Roubini, profesor de Economía que designó la crisis hipotecaria

Pronóstico: Buena posibilidad de otra recesión.

Consejo: Favorecer a las acciones estadounidenses por sobre la renta variable europea.

Peter Schiff, estratega que predijo una baja con duración de una década

Pronóstico: Se espera una verdadera depresión.

Consejo: Evita activos denominados en dólares. Compra oro y plata.

Marc Faber, analista de inversiones que denominó el 'Lunes Negro' de 1987

Pronóstico: Un colapso en China amenaza la economía global.

Consejo: Mantén una cuarta parte en dinero en efectivo, un cuarto en oro, una cuarta parte en bienes raíces, y una cuarta parte en acciones.

Henry Kaufman, economista conocido como 'Dr. Gloom' en los años 80 por su pesimismo general

Pronóstico: La economía de Estados Unidos se estancará.

Consejo: Compra acciones de empresas con balances sólidos.

...Y alguien con esperanzas:

Richard Sylla, economista e historiador financiero que predijo la 'Década perdida'

¿Quieres más noticias como esta?
Recibe los mejores tips para tu ahorro, gasto e inversión.

Pronóstico: Se espera un mejor rendimiento durante la próxima década.

Consejo: Pasa del dinero en efectivo a acciones en etapas, introduciendo una cuarta parte cada pocos meses.

Ahora ve
Esto es lo que debes saber de la devoción a la Virgen de Guadalupe
No te pierdas
×