Guía fácil para ser pagador ‘totalero’

Un presupuesto es la clave para mantener el equilibrio de tus finanzas al pagar con tu tarjeta; un error común es tener una calidad de vida inferior a la que realmente se puede pagar.
pagador totalero  (Foto: Thinkstock)
Viridiana Mendoza Escamilla
CIUDAD DE MÉXICO (CNNExpansión) -

Las tarjetas de crédito han sido concebidas por muchos mexicanos como un ‘dinero extra' del que se puede echar mano para después ir pagando poco a poco, pero esta idea errónea es la causa de que en el país haya más de 2 millones de tarjetas que reportan problemas de pago. El secreto para no caer en la tentación del uso excesivo de la tarjeta es ser un pagador ‘totalero', es decir, liquidar cada mes el saldo de tu cuenta que genera intereses. Esto te permite mantener tus finanzas libres de deudas.

¿Por qué se ‘salen de control' mis tarjetas?

Cuando abres tu estado de cuenta hay dos montos señalados a pagar: el pago mínimo y el pago mínimo para no generar intereses. Cuando no liquidas este último, le das rienda suelta a tu deuda, de tal modo que aunque lo que gastes no sea mucho, si no liquidas el monto a pagar tu saldo irá creciendo como bola de nieve.

"Para ser pagador totalero lo más importante es elaborar un prespuesto y apegarte a él; si no tienes consciencia de cuánto puedes pagar con la tarjeta de crédito, es muy fácil que empieces a usarla hasta saturarla y, cuando llegue el momento de saldar, tus deudas y tus gastos básicos rebasarán tu capacidad de pago", advierte Juan Pablo Zorrilla, director general de la reparadora de crédito Resuelve tu Deuda.

Si ya tienes una deuda que supera tu capacidad de pago, lo más recomendable es enlistar tus gastos y suprimir aquellos que no sean vitales. Este ajuste es siempre muy difícil, pues cuando cambias de trabajo o decides independizarte y vivir solo, es común que empieces a proyectar un mejor nivel de vida y ocupes tus créditos para mantenerlo, pero este es el peor error que se puede cometer.

Para convertirte en un pagador ‘totalero' la Comisión Nacional para la Protección y Defensa de los Usuarios de Servicios Financieros (Condusef) realizó un manual de cuatro pasos para sanear tus finanzas y regresar ‘al buen camino'. Toma nota:

1.Presupuesta: Registra ingresos y gastos, es importante que tengas consciencia de a dónde se va tu dinero y cuándo.

2.Recorta gastos: Al final del día, realiza un balance de lo que gastaste y analiza si puedes recortar algunas fugas. Tres maneras de lograrlo son:

A)Ir al súper con una lista de lo que necesitas y respetar tus planes de compra

B)Preparar alimentos en casa para evitar comer en la calle

C)Evitar recargos y multas en el pago de deudas y servicios

¿Quieres más noticias como esta?
Recibe los mejores tips para tu ahorro, gasto e inversión.

3.Elimina deudas: Congela tus gastos hormiga y concéntrate en eliminar las deudas que puedas liquidar. Para terminar más rápido, asegúrate de cumplir con el pago de al menos el doble del monto mínimo requerido.

4.Ten un fondo de emergencia: Se vale gastar un poco en entretenimiento o algún lujo, pero es importante que estés listo para enfrentar los pagos. La Condusef recomienda tener un fondo de emergencia de entre tres y seis meses de tu sueldo para echar mano de él en caso de algún imprevisto. Para que esta estrategia funcione, es importante que repongas lo que vas tomando cuanto antes, para no reducirlo por mucho tiempo.

Ahora ve
Esta aplicación te permitirá detectar daños cerebrales desde tu smartphone
No te pierdas
×