¿Eco-dirigibles para volar en el futuro? La idea flota en el aire

La aeronave diseñada por un arquitecto belga funcionaría con biocombustible hecho a partir de algas marinas
Matthew Knight
Autor: Matthew Knight
(Reuters) -

¿Cómo se viajará en el futuro?

El arquitecto belga, Vincent Callebaut, piensa que puede ser de esta forma: volando de un lugar a otro en un gigantesco eco-dirigible.

Conocido como "Hydrogenase", el proyecto combina la ingeniería y la biología y está inspirado en el biomimetismo, es decir, un diseño inspirado en el modelo y sistema de la naturaleza, dijo.

Claramente alguien con imaginación, Callebaut prevé que su torre ecodirigible, de 400 metros de altura y 180 metros de ancho, sea impulsada por un biocombustible hecho con algas marinas.

Ocho compartimentos son almacenados dentro de una capa protectora hecha de lona cristalina que llevan combustible –biohidrógeno, claro– y pasajeros.

Pero esto no es sólo un parque temático flotante. Callebaut prevé que esta aeronave pueda ayudar en misiones humanitarias y estudios científicos, así como albergar hoteles y entretenimiento.

Cuando la nave no está volando a una altitud de casi 2,000 metros, con una velocidad de 175 kilómetros por hora, el dirigible se encuentra anclado en una granja orgánica flotante que recicla el CO2. Al igual que la nave, la granja funciona totalmente con energía solar e hidroturbinas.

El proyecto extraordinario de Callebaut, que él llama “prototipo biotecnólogico”, está en exhibición actualmente en el Pabellón del Futuro de la Expo 2010 en Shanghai, China.

"Hydrogenase" es el más novedoso e impresionante portafolio de ideas ecológicas de lo que puede llegar a ser el futuro.

En 2008, Vincent Callebaut realizó proyectos para una “eco-ciudad flotante” que serviría para refugiar a afectados por el clima, y en 2007 la “selva perfumada”, imaginada como la construcción de una gran selva en los muelles de Hong Kong.

Ahora ve
Esta exposición muestra lo que nunca habías visto en los 70 años de Ferrari
No te pierdas
×