Auschwitz busca fondos para sobrevivir en su batalla contra el tiempo

El museo del campo de concentración Nazi necesita de millones de dólares para cubrir sus gastos de restauración, dicen sus administradores
auschwitz
| Otra fuente: 1
CNNMéxico -

Los rigores del tiempo podrían causar el cierre del Museo Auschwitz-Birkenau, que alberga los restos del infame campo de concentración Nazi donde murieron más de 1 millón de judíos durante la Segunda Guerra Mundial.

Según la Fundación Auschwitz-Birkenau, creada en 2008, el museo carece de los fondos necesarios para el mantenimiento y la renovación del sitio que recibe, anualmente, más de 1 millón de visitantes.

En un comunicado, la fundación avisa de su misión de reunir 120 millones de euros (unos 155 millones de dólares) para un Fondo Perpetuo que ayude a financiar las obras necesarias para preservar el complejo.

El dinero, invertido en varios instrumentos, podría dejar intereses de hasta 4.5 millones de euros (5.8 millones de dólares) con los que se podrían pagar las obras “y conservar los restos del campo para las futuras generaciones”.

El Memorial que comprende el complejo Auschwitz-Birkenau, en Polonia, abarca unas 200 hectáreas de terrenos. Dentro hay 155 edificaciones y 300 ruinas, incluyendo las de las cámaras de gas y los crematorios.

El historiador Władysław Bartoszewski, creador de la Fundación, dice que más de 1.3 millones de personas murieron en el campo a manos de los Nazis. De ellas, más de 1.1 eran judíos europeos.

El campo alberga también más de 100,000 artículos que pertenecieron a prisioneros que ingresaron en el campo.

El robo del signo

Una muestra de las carencias económicas del museo, es la falta de vigilancia que propició el robo del letrero sobre la entrada principal con la frase “El trabajo os hará libres” (“Arbeit macht frei”).

La policía polaca detuvo a cinco individuos a fines de diciembre de 2009 tras una denuncia anónima. Los ladrones habían cortado el letrero en tres partes y presuntamente lo robaron para venderlo a “cazadores de trofeos” internacionales.

Las autoridades del Museo tuvieron que montar una réplica para la celebración del 65 aniversario de la liberación del Campo, el 10 de enero de 2010 mientras se restauraba el original.

Bartoszewski dice que la mayor parte de los edificios del campo fueron erigidos por miles de prisioneros durante varios años. Por ello, la calidad de las construcciones no es la óptima y el tiempo y el clima, así como el paso de más de 1 millón de personas al año, contribuyen a los daños de los edificios.

Las autoridades del Museo dicen que preferirían cerrarlo a montar una exhibición primordialmente multimedia que sacara a los visitantes del campo y que sólo les permitieran ver la instalaciones de lejos o tras barreras de contención.

La mayor parte del presupuesto para el campo lo aporta Polonia. Gracias a la solicitud de fondos de la Fundación Auschwitz-Birkenau, algunas entidades han comenzado a prometer ayuda.

En julio de este año, la administración del presidente estadounidense, Barack Obama, ofreció 15 millones de dólares para preservar el museo.

El anuncio lo realizó Hillary Clinton, secretaria de Estado de EU, quien dijo que los fondos se darían a lo largo de un periodo de 5 años.

La donación fue confirmada en el Museo del Holocausto de Illinois por parte de una representación del Congreso de EU, encabezada por el diputado federal por ese estado Luis Gutiérrez.

Asimismo, Alemania prometió aportar 75 millones de dólares y otras naciones como Austria, Suecia, Suiza, Noruega, República Checa y Estonia también han ofrecido dinero.

Ahora ve
¿Quieres comprar un celular? Te decimos cómo hacer una compra inteligente
No te pierdas
×