Corea del Norte planea lanzar cohete, mientras Obama advierte por prueba

Ante el posible lanzamiento de un satélite de Corea del Norte, Obama afirma que no están contra los norcoreanos
Obama
Obama  Obama  (Foto: )
  • A+A-
(Reuters) -

Horas después de que Estados Unidos advirtió a Corea del Norte que no logran nada con las amenazas o provocaciones, el gobierno de Pyongyang planea lanzar este lunes un cohete de largo alcance, informó un funcionario de surcoreano del Ministerio de Defensa.

La noticia  se dio en el comienzo de la Cumbre Nuclear de Seúl, que reúne a los líderes de Estados Unidos, Rusia, China y representantes de otras naciones para discutir cómo enfrentar el terrorismo nuclear y la forma de asegurar los materiales nucleares en el mundo.

El anuncio de Corea del Norte que tiene previsto el lanzamiento de un satélite propulsado por un cohete a mediados de abril, está eclipsando el mensaje de cooperación internacional en la cumbre.

Corea del Sur considera que el lanzamiento del satélite tiene que ver con el desarrollo de un misil con armas nucleares, mientras que el presidente estadounidense Barack Obama dijo que un lanzamiento traería repercusiones.

“Aquí, en Corea, quiero hablar directamente con el liderazgo en Pyongyang. Estados Unidos no tiene intenciones hostiles hacia su país", dijo Obama en un discurso a estudiantes de la Universidad de Hankuk, en Seúl.

"Pero a estas alturas debería estar claro que sus provocaciones y la búsqueda de las armas nucleares no han alcanzado la seguridad que buscan. Ellos lo han debilitado".

Si el cohete se pone en marcha, Corea del Sur está preparada para "realizar un seguimiento de su trayectoria", dijo el funcionario del Ministerio de la Defensa.

"Existe la preocupación de que partes del cohete puedan caer dentro del territorio de Corea del Sur", dijo. "Si eso llegara a suceder, sería un peligro para la vida y causaría daños a la economía. Para evitar eso, los militares realizarán el seguimiento de la órbita".

El mismo funcionario no sabe qué camino seguiría Corea del Sur, en caso de que partes del cohete caigan en el territorio de Seúl. El cohete se encuentra en la parte noreste de Dongchang-ri, una villa en el noroeste de Corea del Norte, agregó.

Corea del Norte ha dicho que tiene el derecho a un programa espacial pacífico e invitó a un grupo internacional de expertos espaciales y a periodistas para atestiguar el lanzamiento. Previo al discurso de Obama, Pyongyang señaló que no veía ninguna declaración crítica que catalogue su programa nuclear como una "declaración de guerra".

El uso de tecnología de misiles balísticos es una violación de la Resolución 1874 de las Naciones Unidas, y va en contra de un acuerdo alcanzado con Estados Unidos a principios de este mes, que no llevaría a cabo pruebas nucleares o de misiles a cambio de la ayuda alimentaria.

"No habrá recompensas para las provocaciones. Esos días han terminado", dijo Obama en su discurso. "Para los líderes de Pyongyang les digo, esta es la opción antes que ustedes. Esta es la decisión que ustedes deben hacer. Hoy decimos, Pyongyang, tengan el coraje de buscar la paz y darle una vida mejor para el pueblo de Corea del Norte".

El director general de la agencia de control nuclear de la ONU, Yukiya Amano, señaló que el acuerdo entre Estados Unidos y Corea del Norte "no está acabado" a pesar de los planes de Pyongyang para poner a prueba un cohete.

"Hemos establecido contacto a nivel de trabajo, que mantiene contacto con la misión de Corea del Norte en Viena", dijo Amano. "Nada se ha decidido todavía".

Dijo que el Organismo Internacional de Energía Atómica necesita consultar con Corea del Norte y otras partes involucradas en las conversaciones multilaterales, conocidas como conversaciones a seis bandas.

El lugar de lanzamiento del cohete se encuentra cerca de la frontera con China, país que mantiene algunas relaciones diplomáticas con Corea del Norte, debido a las provocaciones de su vecino.

Paula Hancocks, Tim Schwartz y Becky Brittain contribuyeron con este reporte.

Ahora ve