Obama expresa la necesidad de regular el acceso a las armas tras Colorado

El presidente de EU defiende un mayor control de la distribución de armas para evitar tragedias como la del tiroteo en un cine de Denver
(Reuters) -

Varios días después de la masacre en el cine en Colorado, el presidente de Estados Unidos, Barack Obama, se vio obligado este miércoles a pronunciarse en contra de la violencia con armas de fuego, emitiendo su declaración más firme sobre el tema a lo largo de su presidencia.

Obama subrayó en una conferencia en Nueva Orleáns la necesidad de revisar los antecedentes y de evitar que individuos “mentalmente inestables” pudieran obtener armas. Criticó a la oposición dentro del Congreso por la falta de avances en la tarea de reducir la violencia. “No debería haber controversia alrededor de estas medidas. Deberían ser por sentido común”, dijo Obama sin profundizar en las medidas a aplicar. “Debemos agotar todas las instancias y reconocer que nuestra misión más importante como país es mantener a nuestra gente a salvo”, agregó.

Durante el vuelo hacia Colorado para reunirse con las familias de los asesinados el domingo, el secretario de Prensa de la Casa Blanca, Jay Carney, dijo que Obama no planeaba impulsar una nueva legislación a consecuencia del tiroteo en Colorado. “La postura del presidente es que podemos tomar medidas para evitar que las armas caigan en manos equivocadas según la ley. Esa es su postura por ahora”, declaró Carney, agregando que era muy pronto para saber cómo afectaría el tema en las elecciones.

El presidente reconoció las tradiciones de caza y la posesión de armas en el país, pero dijo que "muchas personas que poseen armas estarán de acuerdo en que un rifle AK-47 debe estar en manos de los soldados y no de los criminales. Deben estar en el campo de batalla y no en las calles de nuestras ciudades”. 

“Aun cuando debatimos sobre el papel del gobierno, tenemos que entender que, si un niño dispara a otro, existe en el corazón de ese niño un hueco que el gobierno es incapaz de llenar por sí mismo”, declaró el presidente Obama el miércoles, subrayando la importancia del papel que juegan las familias, los maestros y los líderes comunitarios en la crianza de los niños.

El virtual candidato presidencial republicano dijo el lunes que tampoco veía la necesidad de promulgar nuevas leyes y reiteró dicha postura el miércoles; dijo que cambiar las leyes no detendrá a los que tienen la intención de hacer daño. “No sé si pueda encontrar la forma de evitar que las personas que quieran hacer daño puedan adquirir los medios para hacerlo. Lo que quiero hacer es encontrar a quienes representan un peligro para América y evitar que puedan usar o comprar as herramientas para dañar a otras personas”, dijo Romney en una entrevista para NBC News.

Un vacío en la agenda

El presidente ha evitado dentro de lo posible hablar acerca de las leyes relativas a las armas. Durante su visita del domingo a las familias de las víctimas en Aurora, Colorado, evitó enfrascarse en el debate político relativo a la legislación sobre armas que acaparó el debate durante el fin de semana.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

El tema de los derechos de poseer armas tampoco estuvo presente en el discurso que Obama dio tras los tiroteos de Fort Hood en 2009 y tras el atentado en contra de la entonces diputada Gabrielle Giffords y otras personas en Tucson, Arizona, el año pasado. El presidente hizo una breve alusión a la seguridad en el manejo de las armas tras los ataques de Arizona para describir la controversia del asunto. Dos meses después, escribió un editorial en el que describía un plan en el que se incluía el refuerzo de la legislación existente y recompensas para los estados que proporcionaran la mejor base de datos de propietarios de armas. Sin embargo, hasta el miércoles había evitado comentar el tema en público. 

El hermetismo de Obama sobre el derecho a la posesión de armas tras el ataque en Aurora atrajo las críticas en contra de la postura del presidente estadounidense al respecto. El alcalde de Nueva York, Michael Bloomberg, dijo el domingo que en 2008 Obama prometió durante su campaña reinstaurar una prohibición federal a la posesión de armas de asalto. “El presidente ha evitado el tema durante los últimos tres años; si lo está enfrentando, no he sabido de nadie que lo haya visto hacerlo”, dijo Bloomberg para el noticiero de CBS, en donde también instó a Romney a exponer su plan para reducir la violencia por armas de fuego. 

Ahora ve
Esto es lo que Ford gastará en la reparación de la falla en sus puertas
No te pierdas
×