El fundador de Singapur, Lee Kuan Yew, presenta síntomas de una embolia

El hombre que definió el carácter comercial y próspero del país asiático permanece hospitalizado, informó la oficina del primer ministro
Lee Kuan Yew y Hillary Clinton
GET. Lee Kuan Yew-Singapur  Lee Kuan Yew y Hillary Clinton  (Foto: )
  • A+A-
Por: /
SINGAPUR (CNN) -

Lee Kuan Yew, el fundador de Singapur y el hombre a quien se le atribuye la transformación de la nación isleña en uno de los países más prósperos del mundo, fue hospitalizado tras padecer una arritmia cardiaca y síntomas "similares a los de una embolia".

Lee, de 89 años, estaba descansando en su casa, de acuerdo con un comunicado emitido por la oficina de su hijo, el primer ministro Lee Hsien Loong. 

Conocido por sus iniciales LKY, Lee ocupó por primera vez el puesto de primer ministro en Singapur después de que el país ganó su independencia de Malasia, en 1965. Su hijo es la tercera persona en hacerlo.

Lee fue admitido en el Hospital General de Singapur después de experimentar un posible ataque isquémico transitorio (TIA, por sus siglas en inglés), una breve interrupción del flujo de sangre a una parte del cerebro, indicó el comunicado.

El ataque isquémico transitorio generalmente ocasiona síntomas similares a los de una embolia, pero a diferencia de ésta, puede durar solo unos minutos y usualmente se desvanece en menos de 24 horas.

Siendo aún un empresario, Lee tomó el control del puerto de Singapur en 1959 y gobernó durante los disturbios de la década de 1960.

Transformando Singapur

Lee convirtió al país en un importante centro de transporte y servicios financieros, lo que hizo de éste uno de los más transitados a nivel mundial.

Pero también creó un Singapur atado por estrictas leyes y regulaciones que dictan la mayoría de los aspectos de la sociedad, desde los medios, las libertades políticas y la censura hasta la venta de goma de mascar.

Lee dimitió voluntariamente en 1990 —fue el primer hombre fuerte del sureste asiático en hacerlo— y entregó el poder a Goh Chock Tong, quien administró un "Singapur más suave" y ayudó a diluir las percepciones de una dinastía de la familia Lee.

Después de 14 años en el poder, Goh entregó la oficina la hijo de Lee en 2004.

Un legado duradero

Aún después de la salida de su oficina el anciano Lee mantuvo su influencia alrededor del mundo.

"Es una de las figuras legendarias de Asia en los siglos XX y XXI”, dijo el presidente Barack Obama durante una reunión con Lee en la Casa Blanca en octubre de 2009. “Es alguien que ayudó a disparar el milagro económico asiático”.

En 2010, la revista Time mencionó a Lee como una de las 100 personas que más influyeron en el mundo. “La marca de un gran líder es llevar a su sociedad desde donde está hasta donde jamás ha estado”, escribió el exsecretario de Estado Henry Kissinger sobre Lee en esa edición de Time. “No existe un mejor pensador estratégico en el mundo actual”.

 Con información de Liz Neisloss y Holly Yan

Ahora ve