'Voces prohibidas': las blogueras luchan por libertad de expresión

Un documental de EU retrata la vida de tres mujeres que arriesgan sus vidas en nombre de la libertad y a través de internet
La Unesco premia a una periodista etíope presa
Autor: Hazel Pfeifer
(Reuters) -

Farnaz Seifi fue detenida mientras esperaba salir vía aérea en un aeropuerto de Teherán en 2007. ¿Su delito? Un blog instando a la igualdad de las mujeres en la República Islámica de Irán.

Cuando tenía veintitantos años, Seifi se dirigía a un taller de ciberperiodismo en India cuando la trasladaron a la prisión de Evin, en Teherán, y a la medianoche comenzó el interrogatorio. Seifi relata que las autoridades interpretaron su desafío de la desigualdad y la injusticia que sufren las iraníes como una actuación "contra la seguridad nacional y ser un espía de los países occidentales”.

Seifi es una de las tres mujeres que aparecen en un nuevo documental, Forbidden Voices (Voces prohibidas), que sigue la vida de blogueras mujeres disidentes en todo el mundo.

Las mujeres pagan un alto precio por sus blogs: padecen violencia, acoso y detenciones por parte de algunos de los regímenes más represivos del mundo. “No utilizan propaganda política, no pronuncian discursos, no tratan de cambiar las cosas de forma agresiva: intentan comenzar un diálogo y creo que por eso el mundo comenzó a percatarse de ellas”, dijo Barbara Miller, directora de Forbidden Voices, quien quedó impactada por la naturaleza personal de los blogs y la forma en que estos permiten a la gente común hablar de las dificultades que enfrentan. “Creo que esta es una forma de que las mujeres cuenten historias y la forma en que las mujeres tratan de cambiar el mundo”.

Este viernes se celebra el Día Mundial de la Libertad de Prensa, y este año el énfasis está en asegurar la libertad de expresión en todos los medios, incluyendo un internet libre y abierto, algo con lo que Seifi puede identificarse.

“En países como el mío, aprendes a autocensurarte desde una edad muy temprana y, desafortunadamente, te haces bien en autocensurarte. La República Islámica de Irán hace de cada uno de nosotros un ejemplo ya que también nos censuramos entre sí”.

“Es triste cuando un día te das cuenta que deseas mucho la libertad, pero que también eres parte del sistema de censura”.

Tras la censura, Seifi dejó Irán en 2007 y ahora vive en Alemania. Ser mujer activista y bloguera significa que es poco probable que vuelva a casa mientras el actual régimen de Irán ostente el poder. Por seguridad de su familia, ahora bloguea de manera anónima.

Yoani Sánchez, de Cuba, quizá la más conocida de las tres blogueras que aparecen en la película de Miller, sigue hablando en contra del gobierno de Castro en su blog Generación Y, el cual recibe millones de visitas cada mes. Las autoridades cubanas le otorgaron el pasaporte en enero, después de 20 solicitudes fallidas, lo que le permitió hacer una gira internacional.

Otras blogueras permanecen atrapadas. Algunas de las escenas más siniestras de la película muestran a la bloguera china Zeng Jinyan bajo arresto domiciliario en Beijing, hostigada por agentes de seguridad afuera de su departamento mientras ella intenta salir. Cuando su esposo Hu Jia, activista ambiental y de los derechos de personas con Sida, fue sentenciado a tres años de cárcel en 2008, ella se quedó sola y aislada con su hija y su blog, preguntándose si alguna vez serían libres. Desde entonces, su blog ha sido censurado en China.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

En los países donde el Estado tiene el monopolio de la información, los blogs se han convertido en una herramienta para el cambio y una salida para compartir historias, según Miller. "Los gobiernos temen a estas mujeres. Se trata de mujeres hablando de su vida diaria, pero los gobiernos temen que hablen de lo que realmente está sucediendo en sus países".

El rechazo a ser censuradas une a estas mujeres de diferentes culturas y continentes, pues utilizan sus blogs para conectar con el mundo exterior del régimen. Para Miller, la reacción de las autoridades puede que sea la señal más evidente de la fuerza de esas voces individuales. “Creo que bloguear es una herramienta muy poderosa, se puede llegar a todo el mundo con una sola voz”.

Ahora ve
Ed Parker sorprende por su forma de jugar tenis a los 90 años
No te pierdas
×