El Día del Trabajo en EU expone la desigualdad laboral en los latinos

Los hispanos son los más perjudicados del aumento de las diferencias en cuanto a las condiciones de trabajo de los empleados en EU: informe
Operativos en Arizona contra empleadores
| Otra fuente: CNNMéxico

Los hispanos que viven en Estados Unidos cada vez sufren más las consecuencias de la desigualdad laboral del país, a pesar de cierta recuperación económica.

Los latinos y los negros ganan salarios bajos, trabajan en malas condiciones, registran tasas altas de subempleo e índices altos de desempleo, de acuerdo con el informe The Elusive American Dream: Lower Wages, High Unemployment and an Uncertain Retirement for Latinos, publicado por la Federación Estadounidense del Trabajo y el Congreso de Organizaciones Industriales (AFL-CIO, por sus siglas en inglés), la principal central sindical del país, con motivo del Día del Trabajo que se celebra este lunes en EU.

La tasa de desempleo a nivel nacional fue del 7,4% en julio de este año, según datos del Departamento de Trabajo. En cuanto a los estadounidenses blancos, la tasa fue de un 6,3%, mientras que para los latinos fue del 9,8%, cifras que se han mantenido desde 2012 por la crisis económica.

Uno de cada cinco empleados latinos (el 18.9% de la comunidad) está subcontratado. Los empleados de tiempo completo, aquellos que trabajan 35 horas o más a la semana, ganaron ingresos un 0.2% menores este año. Sin embargo, recibieron un pago de productividad de un 7.7% más en comparación con 2012. Aunque con la suma de ambos ingresos el sueldo de los latinos creció con respecto al año anterior, todavía es inferior al de otros grupos étnicos, de acuerdo con el informe.

Como parte esa precariedad laboral, el reporte señala que el 70.1% de los latinos no tuvo acceso a una pensión tras jubilarse a los 60 años. Este sector de la población cuenta con ingresos menores al doble de lo establecido como la línea de pobreza, por lo que su vulnerabilidad es un 60% superior a la de la población blanca.

"La posición de todos los estadounidenses que trabajan, independientemente de su color, ha evolucionado", dijo el presidente Barack Obama el 28 de agosto al pronunciar su discurso en homenaje a Martin Luther King. "Durante más de una década, los trabajadores estadounidenses de todas las razas han visto estancarse sus salarios e ingresos. A pesar de que los beneficios empresariales se han disparado, así como los pagos a unos pocos afortunados, la desigualdad ha aumentado de manera constante", dijo.

Del total de empleados del sector del mantenimiento, el 42.6% es latino; y el 41.2%, en la industria de la construcción. Sólo el 9.4% asciende a puestos directivos en esos mismos sectores.

Obama agregó en su discurso que su administración tiene pendiente asegurar que el sistema económico estadounidense ofrezca "una oportunidad justa para la mayoría, desde el vigilante negro y el trabajador de la siderurgia blanco al inmigrante que lava trastes".

Miles de trabajadores de comida rápida en unas 60 ciudades del país realizaron una huelga de 24 horas el 29 de agosto para exigir un aumento del salario mínimo de 9 a 15 dólares por hora en su sector, así como el derecho a organizarse sin temor a represalias.

En 2011, en plena recesión económica, 1.4 millones de latinos se sumaron al contingente de los pobres. En dicho año, la tasa de pobreza entre los hispanos fue del 25.3%, comparada con una de 9.4% entre los blancos. En esa ocasión, solo los negros, como comunidad, fueron más pobres que los hispanos, con una tasa del 25.8%.

Newsletter
Ahora ve
Finanzas para compartir departamento
No te pierdas