Amanecer Dorado: el partido de Grecia que se olvidó de la democracia

El gurpo de derecha al que se le atribuyen actos violentos surgió en pleno caos del país y atrajo a los griegos ante falta de oportunidades
Grecia autoriza un nuevo plan de austeridad
Autor: Irene Chapple y Elinda Labropoulou
(Reuters) -

Levantan los brazos en un saludo fascista, ondean banderas para demostrar un ferviente orgullo nacional. Es una escena que recuerda a la Alemania nazi, pero se trata de los fieles del partido Amanecer Dorado y se encuentran en un escenario mucho más moderno: Grecia, la cuna de la democracia.

El líder de Amanecer Dorado, Nikos Michaloliakos, explotó la furia de un electorado agotado y llevó a su partido a ganar el 7% de los votos en las pasadas elecciones en Grecia. Poco más de un año después, se encuentra preso bajo acusaciones de dirigir una organización delictiva tras la muerte de un artista del hip-hop y militante de izquierda.

La aparición de Amanecer Dorado como fuerza política fue en parte la reacción al duopolio político que había gobernado en Grecia durante décadas. En el éxito del grupo intervienen otros factores parecidos a los que han impulsado la creación de otros movimientos de derecha. Grecia, el miembro más débil de la zona euro, ha padecido las severas medidas de austeridad, una recesión arrolladora y tasas de desempleo que ahora se acercan al 30%. También es la entrada favorita a Europa de los inmigrantes ilegales gracias a sus extensas costas y a su localización geográfica.

Amanecer Dorado, que promueve en sus campañas la creación de un estado nacionalista, tiene un logotipo parecido a una esvástica. Ha explotado el miedo de un país agobiado por la crisis económica e incapaz de controlar el flujo de inmigrantes a través de sus fronteras. En tres años, Amanecer Dorado dejó de ser un partido marginal que contaba solo con el 0.3% de los votos y ganó 18 de los 300 escaños en el Parlamento griego. El respaldo del público alcanzó cifras de dos dígitos, lo que le permitió reclamar el título de tercera fuerza política de Grecia.

Amanecer Dorado, junto con la coalición de izquierda, Syriza, ha perturbado el cómodo paisaje político del país, en donde el partido de centro izquierda, Pasok, y el partido de centro derecha, Nueva Democracia, habían ostentado el poder desde que se restauró la democracia en 1974.

Conforme la economía del país se contraía, el gobierno implementó recortes, aumentaron los despidos y la Primavera Árabe propició el aumento de la inmigración, con lo que cada vez más griegos encontraron consuelo en la retórica extrema del partido. Su influencia creció.

Los volátiles miembros del partido

Los miembros de Amanecer Dorado pronto demostraron su volatilidad y ocuparon los titulares por su comportamiento y su violencia extrema, en particular en contra de los inmigrantes.

En junio de 2012, el vocero del partido, Ilias Kasidiaris, tuvo un roce con dos políticas de izquierda durante una transmisión de televisión en vivo y luego escapó. La organización Human Rights Watch, catalogó al partido de "desvergonzadamente neofascista" y documentó ataques relacionados con miembros de Amanecer Dorado. HRW señaló que el partido pide que se coloquen minas antipersonal a lo largo de la frontera con Turquía, por donde los inmigrantes cruzan comúnmente a Europa.

Los miembros de Amanecer Dorado niegan su participación en esos hechos violentos. Se dice que Michaloliakos declaró ante los tribunales que condenaba cualquier manifestación de violencia, mientras que otros miembros, como Roberto Chaidi, quien habló con CNN en enero, dijeron que el partido defendía al país. Durante una entrevista con Ilias Panagiotaros de la cadena británica BBC, un legislador de Amanecer Dorado dijo: "La sociedad griega está lista para pelear, para una nueva clase de guerra civil".

La popularidad del partido se mantuvo, aunque proliferaron las acusaciones de violencia. En septiembre, el músico de izquierda Pavlos Fyssas, un popular personaje antifascista cuyo nombre artístico era Killah P, murió apuñalado en una calle de Atenas luego de un pleito tras un partido de futbol.

La policía arrestó a George Roupakias, un simpatizante de Amanecer Dorado de 45 años, y lo acusaron de homicidio involuntario. Su muerte desató la furia y la policía arremetió contra el partido.

¿Partido político o banda delictiva?

En una maniobra sin precedentes, la policía arrestó a más de 20 miembros de Amanecer Dorado, entre ellos al líder del partido, Michaloliakos, y a cinco legisladores más, bajo cargos que iban de establecer y participar en una banda delictiva, hasta chantaje, agresión y homicidio. Es la primera vez desde 1974, tras el gobierno de una junta militar, que arrestan al líder de un partido y a sus miembros en funciones. Michaloliakos sigue bajo custodia junto con otros tres legisladores.

La policía publicó imágenes de la colección de parafernalia nazi, incluida una foto de Adolf Hitler con la expresión escrita "Amanecer Dorado"; botellas de vino con la marca del dictador alemán, y armamento que se encontró en su casa. 

El partido negó su participación en la muerte de Fyssas y Kasidiaris dijo en un comunicado que había sido "un crimen despreciable". La policía indica que Roupakias confesó el homicidio luego de ser arrestado y reconoció que tenía lazos con Amanecer Dorado. Ahora se examinan sus registros telefónicos para determinar la intensidad de esos lazos.

Conforme se desarrollan las investigaciones, se ha pedido que se proscriba a Amanecer Dorado y el apoyo del público ha disminuido: según una encuesta que se publicó el domingo en el periódico Proto Thema, se encuentra en el 6.4%, en comparación con el 10.8% del que gozaba en junio.

Los legisladores arrestados conservarán sus puestos a menos que se los consigne por algún delito. El gobierno presentó una propuesta de ley el 30 de septiembre con la que, si se acepta, se suspendería la entrega de recursos para un partido si se procesaba a cualquiera de sus líderes o legisladores por un delito.

Las opiniones de los académicos difieren respecto a si se puede categorizar al partido como neonazi. Matthew Feldman, experto en ideología fascista de la Universidad Teeside, dijo que dudaría en colocar a Amanecer Dorado en esa categoría en vista del dolor que los alemanes infligieron sobre Grecia durante la ocupación en la Segunda Guerra Mundial. Su historia, dijo, provocaría que esa simpatía fuera el anatema de un movimiento nacionalista.

Cas Mudde, profesor asistente de la Escuela de Asuntos Públicos e Internacionales de la Universidad de Georgia, dijo que consideraba que Amanecer Dorado era uno de los "pocos partidos auténticamente neonazis de Europa". 

Ahora ve
En estos países de Latinoamérica la marihuana es legal para uso medicinal
No te pierdas
×