55 personas, sentenciadas por terrorismo ante 7,000 espectadores en China

El Supremo Tribunal Popular de una provincia del oeste de China juzgó públicamente a 55 sospechosos de terrorismo
china_xinjiang  china_xinjiang
Autor: Tim Hume y Dayu Zhang
(Reuters) -

Un tribunal de China sentenció el miércoles a 55 personas acusadas de terrorismo ante miles de espectadores en un estadio de la provincia de Xinjiang, como parte de una firme respuesta a una serie de atentados letales en todo el país.

El juicio se celebró en un estadio en la prefectura autónoma kazaja de Ili, en la inestable provincia occidental de Xinjiang, ante unos 7,000 espectadores, según los reportes.

El Tribunal Popular Supremo de la región autónoma uigur, en Xinjiang, falló que los acusados eran culpables de varios cargos como homicidio intencional, separatismo y organizar, encabezar y participar en actividades terroristas.

Sentenciaron a muerte a tres de los acusados por haber asesinado "con crueldad extrema" (usaron navajas y hachas) a una familia de cuatro personas en la ciudad de Yining el 20 de abril, según reportes de los medios estatales. El tribunal señaló que uno de los sentenciados a muerte por el ataque —entre cuyas víctimas está una niña de tres años— se llama Abulimiti Abdullah, de acuerdo con los medios estatales.

En las imágenes de la audiencia los acusados detenidos aparecen en la parte trasera de unas camionetas de carga, vestidos con overoles anaranjados y rodeados por las fuerzas de seguridad. En un cartel que pendía de la parte trasera del estadio se leía: "Asamblea General de Arresto Público, Detención Pública y Juicio Público de la Prefectura de Yili".

Li Minghui, vicesecretario del comité territorial del Partido Comunista, se comprometió a atacar con fuerza a los terroristas.

"Tenemos la confianza, la determinación y la capacidad de adoptar una postura firme, crear un puño de hierro y golpear con la fuerza y velocidad de un trueno para doblegar la audacia arrogante del enemigo", dijo, según los reportes.

"Obtendremos la victoria final en esta guerra del pueblo contra el terrorismo y la conservación de la estabilidad".

Un juicio de exhibición 'deplorable'

Amnistía Internacional (AI) consideró que el procedimiento fue un juicio de exhibición y lo etiquetó como "deplorable"; agregó que esta no era la forma de resolver los problemas de seguridad pública tras los hechos violentos que se han registrado en la provincia. Se cree que la mayoría de los sentenciados pertenecían a la etnia uigur, de acuerdo con un comunicado de la organización.

"Los responsables de los ataques violentos recientes han demostrado una cruel indiferencia por la vida humana y es necesario que respondan ante la justicia. Sin embargo, los juicios de exhibición rápidos no harán justicia a las víctimas", dijo William Nee, investigador de AI en China.

"El sentenciar rápidamente a la gente tras un juicio injusto solo exacerbará las tensiones".

Señaló que las autoridades chinas parecían estar "más preocupadas por cortejar a la opinión pública que por la justicia".

"Es altamente improbable que los acusados hayan tenido un juicio justo", dijo; agregó que se creía que los sentenciados corrían el riesgo de que los torturaran mientras estuvieran bajo custodia.

Oleada de terror

El juicio ocurrió tras una oleada de atentados terroristas en espacios públicos del país y están relacionados con la población uigur de Xinjiang, una minoría musulmana que principalmente habla idiomas altaicos.

La racha más reciente inició cuando un vehículo todo terreno arrasó con la multitud en la plaza Tiananmen en Beijing, en octubre de 2013; en el incidente murieron cinco personas y al menos 40 quedaron heridas; los incidentes se han intensificado en los últimos meses.

Murieron 29 personas y 130 quedaron heridas cuando unos hombres armados con cuchillos irrumpieron en una estación de trenes en Kunming, en marzo de este año. En abril se registró un atentado en una estación de trenes en Urumqi, la capital de Xinjiang, en el que murieron tres personas —entre ellos los atacantes—; a principios de mayo ocurrió un atentado en un mercado en Urumqui en el que murieron al menos 39 personas.

En respuesta, la policía de Xinjiang emprendió una campaña contra los grupos extremistas en la provincia y arrestó a 200 sospechosos, además de que confiscó cientos de dispositivos explosivos, según reportaron los medios estatales de China esta semana. La fuerza antiterrorismo de China se reunió en Xinjiang y se reforzó la seguridad en todo el país.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

Algunos uigures manifestaron que el resentimiento contra la etnia han (que son mayoría en China) se ha profundizado en los últimos años porque sienten que las fuerzas de seguridad chinas los maltratan, además de que la etnia han se queda con la mayor parte de las oportunidades económicas en Xinjiang.

Amnistía Internacional señaló que los uigures sufren de discriminación en cuanto a oportunidades laborales, de vivienda y educación, además de que se limita su libertad religiosa y se los margina políticamente.

Ahora ve
Barack Obama regresa a la arena política para apoyar a los demócratas
No te pierdas
×