Grupo de derechos humanos revela correos electrónicos del ‘yihadista John’

Mohammed Emwazi pidió ayuda a CAGE para poder viajar a Kuwait en 2010 y empezar una nueva vida porque había encontrado trabajo y una esposa
El 'yihadista John' fue identificado
Autor: Monica Sarkar
(Reuters) -

Luego de que el asesino militante de ISIS, yihadista John, fuera identificado como Mohammed Emwazi, nacido en Kuwait y residente de Londres, el grupo de derechos humanos CAGE ha dado a conocer los correos electrónicos que el hombre intercambió con la organización antes de que se convirtiera en uno de los terroristas más buscados del mundo.

Los correos electrónicos “documentan su persistencia de acceder al debido proceso a través de los canales legales, políticos y diplomáticos en todo el periodo hasta nuestro último contacto con él en enero de 2012”, informó CAGE en su página electrónica.

LEE: Boko Haram e ISIS, una unión que se percibe cercana

CAGE se describe como “una organización independiente de derechos humanos que trabaja para empoderar a las comunidades impactadas por la guerra contra el terrorismo”.

“Los documentos incluyen menciones de su queja, sus esfuerzos por descubrir el porqué no podía viajar a Kuwait para empezar una nueva vida, entre otros detalles”, informó la organización.

Al escribirle al director de investigación del grupo de derechos humanos, Asim Qureshi, Emwazi relató sus problemas en el aeropuerto de Gran Bretaña, lanzando acusaciones contra las autoridades de seguridad e inteligencia en el aeropuerto. CNN no pudo obtener un comunicado del M15, la agencia de inteligencia británica.

“Hacia el final de su larga entrevista con la policía, les dije que quería que me dejaran en paz, ya que tengo planeado moverme desde Gran Bretaña hasta establecerme en Kuwait. Por ello encontré un trabajo y una esposa. Pero ellos se rieron”, escribió Emwazi en su primer correo electrónico el 3 de junio de 2010.

“Uno de ellos fue agresivo conmigo, me empujó hacia la pared... estaba conmocionado y no supe por qué me hizo eso tras seis horas de una larga entrevista, en la que me señalaron y me inspeccionaron. Cuando pedí sus nombres me dijeron que ellos no daban a conocer quienes eran”.

Rashad Ali, director de la consultoría de contraextremismo CENTRI y extrabajador del Instituto de Diálogo Estratégico, le dijo a CNN: “uno no puede empezar una historia de cómo fue tratado por los funcionarios británicos. Definitivamente no puedes empezar una historia con un correo electrónico”.

“Tendríamos que empezar y ver los motivos por los que los servicios de inteligencia lo contactaron. Bueno, eso fue porque era parte de un grupo de personas que iban a unirse a Al-Shabaab, una organización muy extremista y yihadista que estuvo involucrado en horribles ataques terroristas en Somalia”.

Emwazi solicitó la ayuda de CAGE

“Hermanos y hermanas de Cageprisoners, por favor ayúdenme porque no quiero quedarme en Gran Bretaña porque encontré un trabajo en Kuwait, una esposa en Kuwait, y por ende encontré un nuevo comienzo para mi vida en Kuwait. Ahí es donde nací. ¡Quiero empezar mi vida de nuevo!".

“Veremos si podemos ayudar al hermano, en nombre sea de Dios”, contestó Qureshi en una respuesta el 4 de junio de 2010.

Emwazi escribió que había presentado una queja forma en la Comisión Independiente de Quejas contra la Policía, antes de detallar su aparente “agresión cometida por un oficial de policía”, mientras intentaba abandonar Gran Bretaña rumbo a Kuwait.

El hombre escribió que la manera en como fue tratado le recordó “de los criminales que uno ve en la televisión que han estado acusados de crímenes serios, solo que yo era una persona que nunca fui acusado o arrestado por nada. Era una persona que estaba buscando empezar una nueva vida en mi país Kuwait”.

El periódico británico The Guardian reportó que Emwazi fue parte de una célula terrorista que tuvo vínculos con un fallido ataque de bombas en Londres durante 2005, pero logró abandonar Gran Bretaña en 2013 con papeles falsos, evadiendo el escrutinio.

Rashad Ali argumentó que el abuso a manos de las autoridades no es una excusa para ser terrorista. “La gente no se voltea cuando es agredido y se convierte en terrorista”.

El experto describió a Emwazi como una víctima del radicalismo: “La única manera en que diría que es una víctima es en que es una víctima de la ideología islámica y su extremismo. Estos individuos han arropado un sistema de creencias que ha resultado en sus horribles actos de violencia y terrorismo”.

Ahora ve
Así se apagó la torre Eiffel por las víctimas de Barcelona
No te pierdas
×