El senador estadounidense Robert Menéndez, acusado de corrupción y soborno

Fiscales federales acusan al demócrata por presuntamente usar su cargo en el Senado para impulsar los negocios de un amigo
Senador hispano de EU, acusado de corrupción
Autor: Evan Perez y Shimon Prokupecz
(Reuters) -

Fiscales federales acusaron este miércoles al senador demócrata Robert Menéndez por cargos de corrupción por presuntamente usar su cargo en el Senado para impulsar los negocios de un amigo y donante a cambio de regalos, según reportes del Departamento de Justicia.

El caso, que es llevado por la unidad de integridad pública del Departamento de Justicia, establece una batalla de alto nivel entre el senador de Nueva Jersey que ha luchado contra investigaciones por años, y los fiscales federales así como el Buró Federal de Investigación (FBI, por sus siglas en inglés), que lo ha perseguido por años.

"Robert Menéndez, un senador de Estados Unidos, y el doctor Salomon Melgen, un oftalmólogo de Florida, fueron acusados hoy en conexión con un esquema de sobornos en el que Menéndez presuntamente aceptó regalos de Melgen en intercambio por el uso del poder en su oficina del Senado para beneficiar los intereses personales y financieros de Melgen”, dijo Peter Carr, un vocero del Departamento de Justicia, en un comunicado.

Los dos hombres fueron indiciados en el distrito de Nueva Jersey por un cargo de conspiración, otro por violar el acto de viajes, ocho cargos de sobornos y tres cargos de fraude a servicios; Menéndez también recibió un cargo por falso testimonio, según dijo Carr.

Funcionarios federales y los abogados de Menéndez han discutido los planes para que el senador de Nueva Jersey se entregue antes de una audiencia ante la corte planeada para el jueves, según informaron personas que conocen el caso.

Se espera que Menéndez de un mensaje a los medios a las 17:00 hora local en Newark, Nueva Jersey, reveló la oficina del legislador.

Fiscales confunden amistad con corrupción

Los fiscales del Departamento de Justicia de Estados Unidos confunden la amistad con la corrupción, aseguró este miércoles el senador Robert Menéndez en un mensaje a medios este miércoles.

El demócrata es acusado de corrupción y sobornos, algo que negó el hispano ya que “siempre he combatido la corrupción en mis 40 años de carrera”, dijo Menéndez.

“Estas acusaciones contradicen mi servicio público y mi vida entera; estoy enojado porque los fiscales no saben entre una amistad y corrupción, pero están sumamente equivocados, las personas de este gran estado (Nueva Jersey) me respaldan”, destacó el senador.

“No me voy a ir a ninguna parte, estas acciones son totalmente equivocadas y esto será comprobado y corregido por los tribunales”, expresó en su mensaje el senador demócrata.

Un amigo de apoyo político

El caso del gobierno, reportado primeramente por CNN, se centra en la relación de Menéndez con Melgen, a quien el senador ha llamado un amigo que ha servido como apoyo político. Melgen y su familia han sido donantes generosos con el senador y varios comités en los que participa el senador.

Los investigadores se han enfocado en parte en los viajes que Menéndez realizó en 2010 a República Dominicana como invitado de Melgen. En 2013, luego de que se diera a conocer la investigación federal en su contra, Menéndez le devolvió a Melgen 58,000 dólares (879,135 pesos) en boletos de avión, asegurando que el incidente fue parte de una equivocación.

Menéndez asegura que es inocente, añadiendo que ha sido amigos con Melgen por más de 20 años y que sus familias han pasado juntas las vacaciones y otras ocasiones especiales.

Luego de que CNN reportó sobre los cargos, Menéndez le dijo a los reporteros que siempre se ha conducido “apropiadamente y de acuerdo con la ley. Y no voy a ir a ningún lado”.

Uno de los integrantes hispanos de más alto nivel en el Congreso, Menéndez es el expresidente del Comité de Relaciones Exteriores del Senado. Se ha convertido en uno de los oponentes demócratas más prominentes de la administración del presidente Barack Obama en dos temas centrales: la decisión de levantar el embargo comercial contra Cuba y el esfuerzo del mandatario por iniciar relaciones directas con Irán sobre el programa nuclear del país asiático.

Los fiscales estaban bajo presión en pare por la limitante propia de algunas de las acusaciones contra el senador. El Fiscal General Eric Holder firmó un plan para atraer el caso y se esperaba que ya no estuviera en su cargo para cuando fueran anunciado. Sin embargo, una lucha política sobre el aborto en el Senado ha frenado la nominación de la sucesora de Holder, la fiscal de Estados Unidos en Brookly, Nueva York, Loretta Lynch.

Esta es la primera acusación de un senador desde la persecución de Ted Stevens, cuya convicción fue revocada por el Departamento de Justicia por una mala conducta del fiscal que llevaba el caso.

Posee una prueba para la habilidad del Departamento de Justicia en cuanto a la persecución de legisladores  que ya ha generado una batalla legal entre fiscales y los abogados de Menéndez sobre si la evidencia clave que el gobierno ha recabado debe ser protegida por la cláusula de Discurso y Debate de la Constitución estadounidense.

Ahora ve
Bloguera que emprendió campaña contra la corrupción fue asesinada en Malta
No te pierdas
×