Científicos esperaban un terremoto en Nepal, no así la infraestructura

Informes señalaban que había posibilidades de un sismo de gran magnitud en el país en que el 80% de las construcciones son informales
Video de una avalancha en el Everest
Autor: Emanuella Grinberg y Mark Morgenstein
(Reuters) -

El letal terremoto ocurrido el sábado 25 de abril en Nepal era el "grande" que los expertos habían estado esperando con base en la historia y la geología de la región.

El terremoto de magnitud 7.8 tuvo su epicentro a menos de 80 kilómetros de la capital nepalí Katmandú; derribó casas y edificios históricos, además de causar la muerte de más de 3,900 personas en Nepal, India y el Tíbet, según las autoridades.

Los terremotos son algo cotidiano en el país del sur de Asia; varias veces al año hay temblores de magnitudes cuatro y cinco, dijo la geóloga y divulgadora científica Kate Ravilious.

Un anterior terremoto de gran intensidad ocurrió en 1934; lo inquietante no era si habría otro terremoto grande sino cuándo ocurriría, dijo Ravilious, autora del artículo Kathmandu's earthquake nightmare que se publicó en 2014 en la revista Cosmos.

En un país sin salida al mar como Nepal, en el que la infraestructura es frágil para empezar, las consecuencias de un terremoto de este tipo pueden ser "mucho más graves", dijo Ravilious a CNN.

Aunque la cantidad de muertos y heridos hasta ahora es asombrosa, no se compara aún con el peor de los casos que imaginó Santosh Gyawali, especialista sénior en desastres de la Agencia Estadounidense para el Desarrollo Internacional (USAID, por sus siglas en inglés) en Nepal.

En un artículo que escribió en 2013 para la organización titulado Implementing Building Codes to Save Lives, Gyawali escribió: "con base en la población actual estimada de tres millones de habitantes en Katmandú, los expertos creen que un terremoto grande podría tener como consecuencia al menos 100,000 muertos, 300,000 heridos y un millón 600,000 desplazados tan solo en la capital".

Leer: ¿Cómo se miden los sismos?

La reforma a los reglamentos de construcción

El informe de 2001 la Iniciativa Mundial de Seguridad Sísmica anunció los peligros a los que Katmandú se exponía. Los investigadores compararon 21 ciudades en riesgo en todo el mundo y concluyeron que Katmandú era, por mucho, la que más riesgos letales corría frente a los terremotos.

El gobierno de Nepal ha tratado de mejorar su seguridad e infraestructura y ha estado reformando los reglamentos de construcción desde hace más de dos décadas.

Según la organización Ingenieros Sin Fronteras de Reino Unido, el 80% de los edificios nuevos en Nepal se construyen informalmente, sin recurrir a los conocimientos de un ingeniero.

El derrumbe de edificios causó unas tres cuartas partes de las muertes en terremotos durante el siglo XX y siguen siendo el mayor riesgo en la mayoría de las ciudades, según el reporte de la Iniciativa.

Después de que un sismo de magnitud 6.8 en 1988, cerca de la frontera con India, cobrara la vida de casi 1,000 personas en ambos países y dañara casi 65,000 edificios en Nepal, el gobierno se dio cuenta de que tenía que exigir una mayor estabilidad en las construcciones.

Junto con el Programa de Desarrollo de Naciones Unidas, el gobierno nepalés creó un reglamento nacional de construcción recomendado, que entró en vigor en 1994. Sin embargo, escribió Gyawali, "su aplicación actual a nivel municipal ha avanzado muy lentamente y arriesga vidas".

"Los reglamentos de construcción en el mismo Katmandú no se han implementado bien en años recientes", dijo Denis McClean, vocero de la Oficina para la Reducción de Desastres de la ONU.

"A lo largo de años recientes se han emprendido esfuerzos para fortalecer estos reglamentos de construcción, pero desafortunadamente es demasiado tarde para los muchos miles de edificios que se han construido en el valle de Katmandú a lo largo de los pasados 20 años y que no cumplieron con lo establecido en los reglamentos de construcción", agregó

El gobierno de Nepal creó una nueva agencia gubernamental para tratar de lidiar con la peligrosa combinación de terremotos y edificios destartalados. La Sociedad Nacional de Tecnología Sísmica (NSET, por sus siglas en inglés) se creó en 1993. La página de la organización en Twitter pregona la visión de tener "comunidades seguras ante los terremotos en Nepal para 2020".

Desde octubre de 2012, la USAID ha colaborado con la NSET para implementar el reglamento de construcción en 24 municipios nepaleses que en conjunto cuentan con más de dos millones de habitantes. El proyecto también contempla la capacitación de al menos 400 ingenieros y 1,800 albañiles en construcción resistente a los sismos, escribió Gyawali.

Pero es claro que el dinero es un problema cuando se trata de adaptar o reconstruir estructuras en Nepal. Según el Almanaque Mundial de la CIA, Nepal es de los países más pobres y subdesarrollados del mundo. El ingreso per cápita es de unos 1,350 dólares (20,250 pesos).

Recomendamos: Una nación donde reina la corrupción

La población de Katmandú ha crecido desde 1934

Aunque el terremoto de 1988 fue bastante fuerte, han pasado 81 años desde que uno "grande", de magnitud 8.3, sacudió Nepal.

La diferencia con 1934 es el tamaño y la densidad de población de Katmandú, que sufrió graves daños en ese entonces, al igual que este sábado.

"La población se ha disparado a lo largo de varias décadas", dijo a CNN el portavoz de la Sociedad Geológica de Estados Unidos (USGS, por sus siglas en inglés). "Cuando tienes una población numerosa en la clase de infraestructura de construcción que no está preparada para lidiar las sacudidas de un terremoto de esta magnitud, es cuando ves la escala del desastre que estamos viendo en este momento".

La gran interrogante es qué pasará después que haya pasado la conmoción inicial del terremoto, dijo Ravilious. ¿Cómo llegarán los equipos de reacción a emergencias en el país devastado? ¿Cómo se moverán por el país los transportes que llevan la ayuda si los caminos están destruidos? Si empiezan los deslaves, ¿cómo les irá a las aldeas del Himalaya?

¿Se resolverá todo antes de que empiece la temporada de monzones?

"Lo preocupante ahora es que Nepal vuelva a ponerse en pie y a funcionar", dijo Ravilious. "Los monzones, dentro de un par de meses, podría empeorar si no arreglamos las cosas antes".

Crecen las inquietudes por los deslaves

Un terremoto ocurre cuando las placas terrestres se deslizan repentinamente sobre una falla, según el USGS. La tensión que se acumula en la capa exterior de la Tierra provoca que los dos costados de la falla choquen y liberen energía en ondas que viajan por la corteza terrestre, lo que causa el movimiento que se siente durante un terremoto.

Nepal se sitúa en donde se encuentran las placas de India y Eurasia y allí ha habido colisiones desde hace 50 millones de años. Esas colisiones son las responsables de la creación del Himalaya, que cuenta con algunas de las montañas más altas y de más rápido crecimiento en el mundo, de acuerdo con Chris Goldfinger, director del Laboratorio de Tectónica Activa y Mapeo del Lecho Marino de la Universidad Estatal de Oregon, Estados Unidos.

India se mueve hacia el norte, hacia Eurasia, a un ritmo de unos 45 milímetros por año; en el Himalaya ocurre un terremoto de magnitud ocho o nueve cada 500 o 1,000 años, dijo Martin K. Clark, profesor asociado de Ciencias Geológicas en el Departamento de Ciencias de la Tierra y el Medio Ambiente de la Universidad de Michigan, Estados Unidos.

Sin embargo, en los últimos 81 años han ocurrido dos terremotos de esa magnitud. Además del terremoto de magnitud 8.3 de 1934, un terremoto de 8.6 ocurrió en Assam, India, y el Tíbet, en 1950.

"Este evento, aunque fue grande y trágico, no es inusual en esa región del mundo ya que toda la cordillera que va del Tíbet hasta casi el mar Caspio es una importante zona de colisión de placas continentales", dijo el ingeniero geológico Nicholas Sitar, del Departamento de Ingeniería Civil y Ambiental de la Universidad de California en Berkeley.

Una de las grandes inquietudes respecto a este terremoto más reciente es el peligro que representan los deslaves tras una sacudida fuerte, dijo Clark. Toda la zona en la que se sintió el temblor se sitúa en una región montañosa y empinada en la que los deslaves son un peligro considerable.

Clark comparó las circunstancias con el terremoto de 2008 en la provincia de Sichuan, China. El terremoto de magnitud 7.9 generó más de 200,000 deslaves, muchos de los cuales obstruyeron caminos, lo que frenó la reacción y las labores de recuperación. Los deslaves también obstruyeron valles fluviales, lo que creó un considerable riesgo de inundación.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

"Podríamos esperar una situación muy similar en Nepal".

Esa sería otra dura prueba para las estructuras que quedaron en pie.

Ahora ve
Así se apagó la torre Eiffel por las víctimas de Barcelona
No te pierdas
×