Familiares de las víctimas de Charleston encaran a Dylann Roof

El joven de 21 años confesó a las autoridades que disparó a las personas que se encontraban en la iglesia metodista episcopal Emanuel
Charleston: ¿Por qué la matanza en una iglesia?
(Reuters) -

Dylann Roof, acusado de abrir fuego en una iglesia y matar a nueve personas, no mostró emoción alguna al escuchar a los familiares de las víctimas del ataque en Charleston durante su primera audiencia de fianza.

La hija de Ethel Lance, una de las víctimas, le dijo “nunca podré sostenerla otra vez, pero te perdono. Y que haya piedad para tu alma. Me lastimaste. Lastimaste a mucha gente, pero Dios te perdona, y yo te perdono”, mientras el acusado escuchaba en una celda contigua.

“Cada fibra de mi cuerpo duele, y nunca volveré a ser la misma… Como decimos en estudios bíblicos, 'te disfrutamos'. Pero que Dios se apiade de ti”, expresó Felicia Sanders, madre de Tywanza Sanders, quien también murió en la iglesia de Charleston.

Roof, a quien se veía en la audiencia a través de una pantalla de TV, no mostró emociones al escuchar a los familiares de sus víctimas, que en su mayoría afirmaron que le otorgaban el perdón.

El juez James Gosnell Jr. le realizó preguntas a Roof como su edad y dirección. Además, estableció una fianza de un millón de dólares por el cargo de posesión de armas de fuego. Aún no se sabe si se establecerá fianza por los nueve cargos de homicidio de los que se le acusa.

Gosnell Jr. también indicó que el joven de 21 años tendrá una primera comparecencia el 21 de octubre de 2015 y la segunda el 5 de febrero de 2016.

Lee: Ira, tristeza y desconcierto en Charleston

Las familias de la víctimas obtuvieron la atención del presidente Barack Obama, quien mandó un mensaje por Twitter.

“En medio de la tragedia más oscura, la decencia y bondad del pueblo estadounidense brilla a través de estas familias”.

La familia de Roof habla por primera vez

Los familiares de Roof hablaron por primera vez en un comunicado este viernes, extendiendo su “más profunda simpatía y condolencias a las familias de las víctimas”.

“Las palabras no pueden expresar nuestra conmoción, pena e incredulidad ante lo que sucedió anoche. Estamos devastados y entristecidos por lo que ocurrió. Ofrecemos nuestras plegarias a todos aquellos impactados por estos eventos”, dice el comunicado. Pide privacidad para la familia Roof.

Roof prácticamente no habló en la audiencia, respondiendo las preguntas del juez sobre su desempleo con un “sí, señor” y un “no, señor”.

En el canal de video, Roof podía escuchar, pero no ver, a las personas en la sala. Las personas en la sala podían ver y escuchar a Roof.

El sospechoso está siendo detenido en la cárcel de North Charleston. Las autoridades no quisieron que apareciera en la audiencia de fianza en persona por razones de seguridad.

Roof podría ser procesado por las autoridades federales si se determina que cometió un crimen de odio. El Departamento de Justicia dijo que “está viendo a este crimen desde todos los ángulos, incluyendo como un crimen de odio y como un acto de terrorismo doméstico”.

Roof confesó su crimen, según autoridades

Roof confesó a las autoridades que disparó a las personas que se encontraban en la iglesia metodista episcopal Emanuel, en Charleston, la noche del miércoles, luego de participar con ellas en un estudio de la Biblia, informaron funcionarios de seguridad a CNN.

El joven de 21 años dijo que deseaba iniciar una guerra racial, según informó uno de los investigadores.

Un alcoholizado Dylann Roof bromeó una noche con un plan a seis meses “para hacer algo loco”, dijo su amigo Joey Meek a CNN este viernes.

Meek aseguró que Roof es generalmente reservado, pero una noche, tras beber vodka, comenzó a hablarle sobre el regreso de la segregación y que tenía planes para comenzar “una guerra racial”.

Él quería que “la gente blanca se juntara con blancos y la gente negra con negros”, dijo Meek. “Lo tenía en su mente y no dejaba que nadie supiera (lo que iba a hacer)”, agregó.

Meek dijo que esa noche escondió el arma de Roof, pero al día siguiente la puse en su lugar. “No lo tomé en serio”, expresó.

Autoridades de Shelby, Carolina del Norte, arrestaron a Roof la mañana del jueves y fue trasladado de vuelta a Charleston por la tarde. Una mujer, Debbie Dills, fue quien alertó a la policía cuando vio al joven en un auto con una placa de Carolina del Sur.

Entre dudas, Dills siguió a Roof y mantuvo a las autoridades al tanto todo el camino. La policía de Shelby eventualmente lo capturó.

El joven había sido arrestado en abril por portar una botella con una droga que se cree era suboxone, usada para tratar la adicción al opio. Roof dijo a la policía, en ese momento, que un amigo le dio la sustancia.

Lee: Un pastor de espíritu político, una de las víctimas

El joven enfrentará lo que se prevé sea un largo proceso legal, enfrenta nueve cargos, entre ellos asesinato y posesión de un arma.

Su juicio podría terminar en pena de muerte si es encontrado culpable, declaró la gobernadora de Carolina del Sur, Nikki Haley, quien dijo que su gobierno buscará que así sea.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

Mientras que el alcalde de Charleston, Joseph Riley, declaró que no apoya la pena de muerte, pero la considera inevitable.

"Si se va a obtener la pena de muerte", dijo Riley, "este caso ciertamente lo amerita".

Ahora ve
Momentos de terror y caos tras ataque terrorista en Barcelona
No te pierdas
×