La mitad de las playas mexicanas recibe aguas residuales

La organización ambientalista Greenpeace acusa que el gobierno federal tiene estándares laxos para medir la contaminación de las costas
Greenpeace advierte del impacto de la contaminación en la salud de los bañistas
co-playas-contaminacion  Greenpeace advierte del impacto de la contaminación en la salud de los bañistas  (Foto: )
  • A+A-
| Otra fuente: CNNMéxico
GUADALAJARA (CNNMéxico) -

Estudios de las secretarías de Salud y Medio Ambiente estiman que al menos nueve playas, ubicadas en cinco estados del país, representan un riesgo para la salud de los bañistas porque exceden los niveles de contaminación.

La semana pasada, la Comisión Federal para la Protección contra Riesgos Sanitarios (Cofepris), dependiente de la Secretaría de Salud, informó que cuatro playas de Baja California, una de Jalisco, otra en Sonora y una en Campeche presentaban altos niveles de contaminación y riesgo sanitario para los bañistas.

Tres días después, publicó un segundo comunicado en el que aseguraba que todas las playas mexicanas eran aptas y seguras para recibir a los vacacionistas.

En su primer reporte, la Cofepris estableció como playas con riesgo sanitario a El Cortés, Los Faisanes, Burócratas y Dorado Ranch, en Baja California; Manigua en Campeche; Bahía de Altata en Sinaloa, y Mismaloya, en Puerto Vallarta, Jalisco.

La organización ambientalista Greenpeace, sin embargo, señala que el problema es más agudo de lo que consideran las autoridades, pues sólo la mitad de los 154 municipios con costa tiene plantas de tratamiento y no todas funcionan adecuadamente. Esto significa que al menos 50% de las playas recibe descargas de aguas residuales.

"Además, las autoridades sólo están midiendo la presencia de heces fecales y dejan fuera el monitoreo de otros contaminantes como los metales pesados y los pesticidas", dijo a CNN México el coordinador de Océanos y Costas de Greenpeace México, Alejandro Olivera.

La senadora por el Partido Verde Ludivina Menchaca coincidió en que las aguas nacionales tienen presencia importante de metales pesados, pesticidas, petróleo y coliformes fecales.

"Lamentablemente, las autoridades sanitarias y ecológicas han hecho caso omiso a las denuncias, no aceptan la existencia de este grave problema y se preparan para recibir a miles de vacacionistas, poniendo en grave riesgo su salud", advirtió.

La Comisión Nacional del Agua (Conagua) acepta que México sólo trata poco menos del 40% de sus aguas residuales.

La Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat) advirtió de este mismo riesgo en tres playas, dos en Veracruz y una en Jalisco.

Mientras la Cofepris establece que las playas con presencia de más de 200 enterococos (residuos fecales) por cada 100 mililitros representan riesgo para el bañista, la Semarnat señala que hay peligro sólo cuando se rebasan los 500 por cada 100 mililitros.

Hawai, por ejemplo, cuenta con una de las regulaciones más estrictas a nivel mundial, ya que sólo permite la presencia de siete enterococos por cada 100 mililitros.

Los estados protestan

"Para empezar, no hay coordinación entre ambas dependencias, cada una hace su muestreo y tiene su propio parámetro; la Semarnat, por ejemplo, tiene uno de los parámetros más laxos del mundo", dijo Alejandro Olivera.

El delegado en Puerto Vallarta de la Secretaría de Turismo de Jalisco, José Estrada Virgen, cuestionó la veracidad de los resultados en la playa de Mismaloya, ya que hace un par de semanas se puso en funcionamiento una planta de tratamiento que garantiza la sanidad del agua en este destino.

En su primer informe, la Cofepris detalló que la playa de Mismaloya, ubicada unos 10 kilómetros al sur de Puerto Vallarta, registró la presencia de más de 1,000 enterococos por cada 100 mililitros de agua, una de las cifras más altas del país.

"Nos preocupa la difusión de datos falsos, porque no sólo dañan la imagen de Puerto Vallarta, sino la de todo México, al ser éste uno de los principales destinos de playa que mayor demanda tiene en el extranjero", dijo el delegado jalisciense.

El 19 de marzo, el gobierno de Jalisco puso en marcha el Sistema Integral de Saneamiento en Mismaloya, que incluye una planta de tratamiento con capacidad para limpiar 20 litros de agua por segundo; este municipio se convirtió así en el primero en la entidad en alcanzar la capacidad para limpiar 100% de sus aguas residuales.

En Veracruz también hubo protestas. El gobernador, Fidel Herrera, calificó como “una vacilada” el informe que señaló el riesgo a la salud en dos playas ubicadas en la zona Veracruz-Boca del Río.

Ahora ve