Cheques, cartas y bufandas acompañan el voto de mexicanos en el exterior

Algunos mexicanos en el exterior aprovechan el porte pagado del paquete electoral para enviar desde cartas hasta cheques a sus paisanos
Sin Pie de Foto
sobre voto mexicanos extranjero  Sin Pie de Foto  (Foto: )
  • A+A-
Autor: Lizbeth Padilla Fajardo | Otra fuente: 1

Nota del editor: Tú preguntas, los presidenciables responden. Sé parte de los Foros CNN, un espacio de participación activa.

(CNNMéxico)— Bufandas, placas vehiculares, dinero y hasta cartas son parte de los objetos que  los mexicanos residentes en el extranjero anexan a su voto, aprovechando que el porte es pagado por el Instituto Federal Electoral (IFE).

Esta semana, el organismo responsable de organizar el proceso electoral inició el envío de casi 60,000 paquetes para que igual número de votantes puedan votar presidente en la jornada de julio próximo.

El IFE comenzará a recibir los votos, procedentes de 105 países, en las próximas semanas, proceso en el que los funcionarios prevén recibir algo más que la boleta electoral.

Hace seis años, cuando por primera vez se otorgó este derecho, los funcionarios electorales recibieron votos, pero también cheques, ropa, fotografías, agradecimientos al órgano electoral y hasta cartas a familiares residentes en México.

Los ciudadanos aprovechan el porte pagado del envío y mandan objetos que creen llegarán a sus familiares en México, dijo a CNNMéxico Dalia Moreno López, coordinadora del Voto de los mexicanos residentes en el extranjero del IFE. “El ciudadano tiene la posibilidad de obtener ese porte pagado en los consulados o en internet”.

El paquete electoral que recibirán los mexicanos en el extranjero contiene la boleta electoral para elegir Presidente de la República, un sobre pequeño donde deberá introducirse el voto y un sobre postal de tamaño mediano con porte pagado, en el que se debe enviar el sufragio. También contiene instructivos para votar, videos y material con las propuestas de los cuatro candidatos presidenciales.

Para poder votar, los votantes debieron enviar su solicitud de inscripción a la Lista Nominal de Electores en el Extranjero. Hasta el 15 de febrero, fecha límite de recepción, llegaron 61,687 solicitudes, de las que 159 fueron clasificadas como “casos especiales” por contener documentación u objetos fuera de lo común.

Tres piezas postales contenían un cheque, otra ropa, una más contenía una placa vehicular y credenciales y otra una nota de un migrante a sus familiares, según el reporte de la Unidad para el Registro de los Mexicanos Residentes en el Extranjero.

Cuando se cuenta con la dirección, los objetos se remiten a donde fueron expedidos, dijo Moreno López.

El correo, ¿rápido y seguro?

En la próxima elección podrán votar 59,044 ciudadanos. La velocidad y efectividad del sistema de correo mundial son muy importantes para que los mexicanos puedan ejercer su derecho desde su lugar de residencia.

En el proceso de 2006, el IFE envió 40,876 paquetes electorales, de los cuales recibió 33,111. De esos, poco más de 1,000 fueron extemporáneos, pues llegaron después del 2 de julio, día de las elecciones. Entre 6,000 y 7,000 paquetes nunca llegaron a México.

El total de votantes representa el 0.52% de los mexicanos en el exterior, que según la última cifra del Instituto de Mexicanos en el Exterior (IME), son 11 millones 649,991.

“Tenemos ciudadanos que están votando desde Japón, Sudáfrica, Haití, Omán, Jordania y muchas veces los servicios postales no vienen directo de un país a México, sino que hacen una conexión”, dijo la coordinadora del Voto de los mexicanos en el extranjero.

Este tiempo de tránsito implica un retraso que retrasa la llegada de los paquetes postales, en otros casos, el paquete se pierde.

Para este proceso electoral, el IFE destinará 40 millones de pesos únicamente para cubrir el costo de los envíos de paquetería al extranjero.

El órgano electoral calcula que hará entre cuatro y cinco envíos por ciudadano, que incluyen la solicitud de inscripción, correcciones a ésta o complementación de información, además del paquete electoral final.

Los mexicanos en el extranjero deberán enviar su voto antes del 30 de junio para que pueda ser contabilizado.

Ahora ve