La reelección de Obama abre una oportunidad para México: legisladores

En el nuevo mandato del demócrata en EU, el país puede mejorar la relación en temas como migración y seguridad, dicen legisladores mexicanos
Autor: Mauricio Torres | Otra fuente: CNNMéxico

La reelección del demócrata Barack Obama en la presidencia estadounidense representa una oportunidad para que en los próximos años México mejore su relación con Estados Unidos, según legisladores mexicanos de los tres principales partidos políticos. 

"Creo que el triunfo de Obama es una buena noticia para nuestro país. Es tiempo de cosechar mucho de lo que sembró durante estos cuatro años", escribió en su cuenta de Twitter el senador Javier Lozano, del gobernante Partido Acción Nacional (PAN), poco después de que las proyecciones dieran el triunfo a Obama sobre el republicano Mitt Romney en los comicios de este martes. 

Lozano fue secretario del Trabajo durante los primeros cinco años de gobierno del presidente Felipe Calderón, que en su mandato —que concluye el 1 de diciembre— ha planteado a Obama la necesidad de que México y Estados Unidos cooperen más en temas como la seguridad, la migración o el comercio. 

El demócrata ha declarado que las dos naciones, que comparten una frontera de más de 3,000 kilómetros, tienen la responsabilidad de enfrentar problemas comunes como el crimen organizado y la pobreza.

Algunos legisladores mexicanos consideran que la continuidad de Obama en el cargo permitirá que las autoridades mexicanas mantengan y amplíen la colaboración en esos campos. 

"Es una nueva oportunidad para que se replanteen las relaciones con Estados Unidos. Debemos insistir en una relación de ida y vuelta", dijo a CNNMéxico Miguel Alonso Raya, vicecoordinador del grupo parlamentario del Partido de la Revolución Democrática (PRD) en la Cámara de Diputados. 

"Debemos insistir en la agenda migratoria, insistir en la seguridad en ambos lados de la frontera e insistir en una relación que nos lleve a comprender cada quien las necesidades que tenemos", agregó. 

La panista Gabriela Cuevas, presidenta de la Comisión de Relaciones Exteriores del Senado, señaló en su cuenta de Twitter que la Cámara alta está lista para trabajar con Obama a fin de "fortalecer" la relación bilateral.

El segundo mandato de Obama en la Casa Blanca comenzará el 20 de enero de 2013, pocas semanas después de que México tenga su propio cambio de gobierno, cuando Enrique Peña Nieto, del Partido Revolucionario Institucional (PRI), asuma la presidencia para el periodo 2012-2018.

La mañana del martes, varias horas antes de que se conocieran los resultados de las presidenciales en Estados Unidos, el priista Emilio Gamboa Patrón, líder del PRI en el Senado, dijo a periodistas que Peña Nieto buscaría tanto colaboración como una "amistad respetuosa" con el candidato ganador.

Por la noche, el propio Peña Nieto felicitó a Obama a través de un mensaje en su cuenta de Twitter.

"Me dará mucho gusto felicitarlo personalmente en mi próxima visita a los Estados Unidos y trabajar juntos en beneficio de nuestras naciones", escribió el presidente electo.

La también priista Marcela Guerra, presidenta de la Comisión de Relaciones Exteriores América del Norte del Senado, señaló que la migración es uno de los temas en los que México se ve particularmente favorecido por el triunfo de Obama. 

"Una buena noticia es que él se compromete a sacar una reforma migratoria integral, y eso a nosotros nos conviene muchísimo", dijo Guerra a CNNMéxico. 

"Obama reconoció que la reforma migratoria fue uno de sus grandes fracasos, hoy tiene una nueva oportunidad para sacarla adelante", señaló en Twitter Miguel Barbosa, líder de los senadores del PRD.

En 2008, cuando ganó la Casa Blanca por primera ocasión, Obama prometió impulsar en el Congreso una reforma para otorgar la ciudadanía a los migrantes indocumentados que viven en Estados Unidos, de los cuales alrededor del 60% —unos seis millones— es de origen mexicano. 

No ha logrado concretar esa reforma durante su primer mandato, pero afirma que será una de sus prioridades en el periodo 2013-2017.

Obama, sin embargo, seguirá enfrentando el reto de convencer al Partido Republicano de apoyar sus propuestas en el Congreso. Según las proyecciones de CNN, en los próximos años los demócratas conservarán la mayoría en el Senado pero sus rivales la tendrán en la Cámara de Representantes.

Ahora ve
No te pierdas