Vicente Fox cree que Peña Nieto se encontrará con un México distinto

El expresidente dijo que Peña Nieto pertenece a "una nueva generación de priistas" que tendrán que trabajar con "una sociedad que actúa"
  • A+A-
| Otra fuente: CNNMéxico

El expresidente Vicente Fox cree que el nuevo gobierno del Partido Revolucionario Institucional (PRI), que encabezará Enrique Peña Nieto a partir del 1 de diciembre, se encontrará con un México distinto, con "una democracia y una autonomía de poderes real y una sociedad que actúa".

Fox valoró este jueves el futuro del país ante el inminente cambio de Ejecutivo que devolverá al poder al PRI tras 12 años en la oposición, en un encuentro con responsables de varios medios de comunicación españoles en Madrid organizado por la Fundación Botín.

Fox dijo que Peña Nieto pertenece a "una nueva generación de priistas" que tendrán que ejercer su labor en un país distinto y con "una gobernabilidad necesaria para destrabar problemas".

"Los gobiernos de minorías, como el mío, el de Ernesto Zedillo y el de Felipe Calderón, provocan el congelamiento de todas las decisiones. México no podría aguantar otros seis años sin el respaldo del Congreso en la toma de decisiones", dijo Fox.

Fox salió al paso de las críticas que ha recibido desde la filas de su propio partido, el Partido de Acción Nacional (PAN), por mostrar abiertamente su apoyo a Peña Nieto, y afirmó que "hay que salir de las ideologías y pensar libremente".

Además, Fox reiteró sus críticas contra López Obrador, a quien calificó como "populista", y contra Felipe Calderón, por mantener el Ejército ejerciendo tareas de seguridad.

Fox afirmó que ha conversado con Peña Nieto, quien le aseguró que "trabajará por la paz".

"Yo siempre he creído en el diálogo. Con garrotazos no se consigue nada. Hay que lograr niveles más bajos de criminalidad, pero no se puede terminar con ella del todo", dijo, al reiterar llamado a la negociación con el narcotráfico.

En septiembre del año pasado, Fox propuso convocar a un grupo de especialistas que a su vez debería convocar a los “grupos violentos” a una tregua y una ley de amnistía, algo que fue rechazado por el gobierno del presidente Calderón.

"El mercado de la producción y de consumo de droga en México es mínimo. No mueren más de 1,000 personas al año por esa causa, simplemente estamos en medio. Estamos haciéndoles la tarea a los americanos", aseguró, en referencia a Estados Unidos.

El expresidente volvió a abogar por legalizar el consumo como medida para combatir a las organizaciones del narcotráfico. La propuesta también recibió la negativa por parte del gobierno actual. "Los gobiernos todavía son reticentes", dijo.

Con información de la agencia EFE.

Ahora ve