Calderón 'revive' su iniciativa de segunda vuelta en elección presidencial

Como propuso en 2009, el presidente saliente planteó que la medida se realice si ningún candidato gana más de la mitad de los votos
Felipe Calderón
Felipe Calderón  Felipe Calderón  (Foto: )
| Otra fuente: CNNMéxico

A sólo cuatro días de terminar su mandato, el presidente Felipe Calderón presentó al Congreso de la Unión una iniciativa de reforma para establecer en México la segunda vuelta en la elección presidencial. 

Calderón, del Partido Acción Nacional (PAN), llegó a la presidencia hace seis años luego de un cerrado triunfo —de una diferencia menor a un punto porcentual respecto de su más cercano rival— y ya había hecho la misma propuesta en diciembre de 2009.

El punto entonces fue retirado de la reforma política que el Poder Legislativo aprobó dos años después, pero este año ha sido retomado tanto por el mandatario como por la bancada del PAN en la Cámara de Diputados.

La propuesta de Calderón plantea que si en una contienda ningún candidato presidencial obtiene más del 50% de los votos, se lleve a cabo una segunda vuelta en la que únicamente compitan los aspirantes punteros, informó este martes la Presidencia de la República a través de un comunicado. 

En las pasadas elecciones, el priista Enrique Peña Nieto, próximo presidente de México, ganó con el 38% de los votos emitidos.

Los diputados del PAN presentaron una iniciativa similar a la del presidente hace algunas semanas.

Calderón, además, propone modificar el calendario electoral para que la eventual segunda vuelta de los comicios presidenciales coincida con las elecciones para el Senado y la Cámara de Diputados. 

De esa manera, según la Presidencia, el presidente que resulte electo en cualquiera de las dos rondas aumentaría sus posibilidades de contar con mayor apoyo de legisladores de su partido en el Congreso.

“Lo anterior permitiría al electorado articular su decisión electoral considerando la relación entre los poderes Ejecutivo y Legislativo”, señala el comunicado. “Esta medida beneficiará al elector, al tiempo que ofrece mejores incentivos al funcionamiento de nuestro régimen de gobierno”. 

Las medidas implicarían que la primera ronda de la elección presidencial se realice el primer domingo de julio, en tanto la segunda y los comicios legislativos se llevarían a cabo el segundo domingo de agosto. 

De ser así, el inicio de una nueva Legislatura se celebraría el 1 de octubre, no el 1 de septiembre, como ocurre actualmente. 

A mediados de mes, el presidente había anunciado que propondría de nuevo la instauración de la segunda vuelta y una más en materia energética que debía consultar antes con su sucesor, Peña Nieto. Durante los últimos días también propuso cambiar el nombre oficial del país, de “Estados Unidos Mexicanos” a “México”.

El mandatario, un abogado de 50 años, entregará el cargo el 1 de diciembre a Enrique Peña Nieto, militante del Partido Revolucionario Institucional (PRI). Se prevé que antes de dejar la presidencia promulgue la reforma laboral que presentó el 1 de septiembre con carácter de preferente y fue aprobada a principios de noviembre.

Ahora ve
No te pierdas