Mayas vislumbran en final de la cuenta larga una oportunidad para renacer

Habitantes de comunidades mayas creen que el final del 13 Baktún permitirá el resurgimiento de esta civilización
| Otra fuente: CNNMéxico

En las comunidades de Yucatán, los descendientes de los mayas aguardan el cambio de una era por el final del 13 Baktún, que significa el término de la cuenta larga del calendario maya.

"Cuando termine esta era y empecemos otra vez a resurgir, hay bases para nacer otra vez, lo estoy tomando como un tipo de recuperación", dijo a CNNMéxico José Asunción Couoh Mukul, un artesano de origen maya que vive con su familia en Tinum, un poblado localizado a 40 minutos de Mérida, capital de Yucatán.

Couoh Mukul opina que sus ancestros "no eran profetas" sino seres espirituales con avanzados conocimientos en astronomía y matemáticas, mismos que les sirvieron para realizar cálculos exactos sobre el comportamiento de la naturaleza y los planetas.

"No hablaron del fin del mundo, con sus conocimientos (los mayas) crearon calendarios que se rigen por ciclos, cuentas largas y cuentas cortas. Eran observadores y quizá lo que sí sabían era que su cultura, que estaba siendo destruida por los conquistadores, algún día retomaría su esplendor", agregó.

Destaca que ahora, en las escuelas de Yucatán sea obligatoria la enseñanza de la lengua maya. Otra ventaja es que, al estar los ojos del mundo puestos sobre la antigua zona maya, el legado y el presente de esta civilización pueda recobrar un mayor valor, luego de encontrarse durante mucho tiempo, desde su punto de vista, en el olvido.

"Mucha gente cree que el 21 de diciembre se va a acabar el mundo, pero si yo les digo —a los turistas— que se va a acabar el mundo, les estaría mintiendo, yo no sé cuándo se vaya a acabar, para algunos hoy, para otros, mañana", opinó por su parte Jezreel Padilla, un guía de turistas de origen maya.

Dice que la humanidad presenciará el próximo viernes la conclusión de un ciclo del calendario maya que inició en el año 3,114 antes de Cristo y que tras 52 ciclos, de 52 años cada uno, finalizará el 21 de diciembre —aunque académicos e investigadores señalan que la fecha correcta es el 23 de diciembre—.

"A los números puedes ponerles un cero y más ceros, y no se acaban, y eso sí que es un círculo interminable, en consecuencia, puede que se cierre el calendario maya o que ahí se quede o que ahí reinicie", planteó.

Padilla recordó que algunas de las predicciones de esta civilización pueden ser observadas en libros que fueron escritos después de la llegada de los españoles a México.

"Una de ellas habla de que en esta nueva era el dinero no será lo más importante, va a ser algo más espiritual; la otra, el cambio climatológico", comentó.

Padilla advierte que con el cierre de los 52 ciclos de 52 años, termina también la era en que los varones gobernaron el planeta.

"Lo que no es muy agradable escuchar para nosotros, los varones, es que en este tiempo (que inicia), la mujer va a volver a recuperar el poder que había perdido, antes de que fuéramos patriarcado, éramos matriarcado y no había fronteras, no había barreras, a partir de que nosotros tomamos el poder, empezaron las divisiones, las fronteras, las barreras —entre los pueblos—", explicó.

María Elena Vega, doctorante de Estudios Mesoamericanos de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), dijo que los mayas tenían una constante necesidad de conocer el futuro a través de la observación del pasado, por lo que, en base a ello, sí es probable que hubieran realizado algunas predicciones.

"Los mayas tenían un registro calendárico tan preciso y los dioses funcionaban de manera tan precisa en ese sistema calendárico, que los sacerdotes mayas o los especialistas en los calendarios podían saber de qué manera o con qué actitudes iban a aparecer los dioses en ciertas fechas", explicó.

Mientras, Laura Castro Barrera, investigadora del Colegio de Posgrado Campus Puebla, sugirió que el tono catastrófico de algunas de las predicciones mayas fue impuesto por los españoles.

"(Los mayas) son una cultura que no quiere morir, esta idea de las profecías catastróficas que nosotros tenemos sobre los mayas, es más bien una idea occidentalizada, creada por los propios frailes franciscanos, pero en realidad la gente maya reutilizó las profecías para poner una resistencia constante a la dominación".

La investigadora agrega que en medio de este tiempo cíclico los mayas confían que "esta dominación de afuera se va a acabar, que va a llegar el momento en que los mayas van a volver a retomar el control de sus vidas y a tener el control político", concluyó.

Ahora ve
No te pierdas