El IFE pospone dictamen de gastos para hacer un trabajo más "transparente"

Los consejeros electorales dicen que retrasaron la revisión de los informes de gastos para hacer una evaluación más completa y clara
| Otra fuente: CNNMéxico

El Instituto Federal Electoral (IFE) decidió retrasar el análisis de los informes sobre los gastos en las campañas presidenciales de 2012 hasta julio próximo para realizar una “fiscalización más completa que de claridad y transparencia a la sociedad y a los propios partidos”, aseguraron diversos Consejeros Electorales.

“Era mucho más prudente tener los resultados de fiscalización de las tres campañas juntas –presidente, diputados, senadores- para ver el conjunto y poder votar un dictamen verdaderamente consolidado de todos los gastos”, dijo María Marván, Consejera Electoral del IFE en entrevista en CNN en Español.

Este miércoles el IFE determinó devolver a su Unidad de Fiscalización los informes sobre los gastos de campaña realizados por los partidos durante la campaña presidencial de 2012 con la finalidad de que les haga correcciones.

"El dictamen está bien hecho y los consejeros fuimos muy explícitos en decir que no es un voto de desconfianza a la Unidad de Fiscalización y no se regresa por eso", aseguró Marván, sino que "el dictamen de gastos daría una decisión provisional en la medida de que habrá más impactos a la hora de revisar los gastos campaña de diputados y senadores por la forma en que los propios partidos tienen la libertad de asignar sus propios gastos", afirmó.

Los informes de gastos preveían multas para todas las fuerzas políticas por distintas irregularidades. La sanción más elevada era la propuesta para la coalición de izquierda Movimiento Progresista. Según el dictamen de la Unidad de Fiscalización del IFE, el bloque gastó 62 millones de pesos arriba del tope permitido (336 millones por aspirante a la presidencia).

La segunda mayor sanción - de 54 millones de pesos - se perfilaba para el PRI y el Partido Verde Ecologista de México (PVEM), que ganaron la presidencia con Enrique Peña Nieto como candidato.

Así mismo la consejera electoral afirmó que el proceso de fiscalización de gastos es muy exhaustivo por eso se tardará varios meses y explicó que se debe a la forma de asignación del dinero para cada partido político.

“La asignación de recursos tiene que ver con la cantidad de distritos que hay en cada estado. 50% del dinero se reparte para las campañas de diputados, senadores y presidente, el otro restante se da a discreción de los partidos y son ellos quienes informan al IFE cómo quieren gastar esos recursos”, dijo María Marván.

“Por ejemplo: de esa segunda mitad del dinero, la Coalición Compromiso por México del candidato Enrique Peña Nieto decidió asignarle el 1% a la campaña presidencial y el otro 99% a diputados y senadores. Por su parte, Movimiento Progresista asignó casi el 30% a la campaña presidencial de Andrés Manuel López Obrador. Es una decisión que ellos tomaron y que la Unidad de Fiscalización reconoció en la mesa.

“Por lo tanto cada partido tiene la potestad de decir con qué vara se le va a medir”, afirmó el también consejero electoral Lorenzo Córdova en entrevista con Carmen Aristegui, quien reconoció que existen insuficiencias que deben ser mejoradas en el futuro para tener unas elecciones más limpias y claras.

“En el mes de julio veremos una cifra que no conocemos hoy, sabremos qué ha gastado cada coalición totalmente y cuánto ha gastado cada partido. Entonces veremos cuál fue el dinero que hubo en la contienda electoral federal, en los puestos de diputados, senadores, según lo que reportaron”, dijo el consejero del IFE, Alfredo Figueroa.

“Este será el ejercicio de fiscalización más exhaustivo que se hace en los últimos 15 años, desde que esta herramienta se introdujo al país”, dijo Córdova, “aunque este sigue siendo un recurso insuficiente a todas luces”, reconoció Figueroa.

Ahora ve
No te pierdas