Senadores del PAN profundizan división tras aprobación de reforma interna

Los senadores afines a Cordero avalaron cambios a la bancada para limitar al líder parlamentario, para quien las medidas no tienen validez
Santiago Creel habla del Pacto por México
Mauricio Torres
Autor: Mauricio Torres | Otra fuente: CNNMéxico
CIUDAD DE MÉXICO (CNNMéxico) -

La división en la bancada del Partido Acción Nacional (PAN) en el Senado se profundizó este miércoles, luego de que los senadores afines al exlíder parlamentario Ernesto Cordero aprobaran una reforma interna que limita las facultades del actual coordinador, Jorge Luis Preciado, quien afirma que los cambios carecen de validez legal. 

La reforma fue avalada por unanimidad durante una reunión privada a la que asistieron 23 de los 38 integrantes de la bancada, informó a medios el senador Roberto Gil Zuarth al término del encuentro. 

Entre otros puntos, la reforma obliga a Preciado a someter a la votación de sus compañeros todas sus decisiones —incluido el uso de los recursos de la bancada y los nombramientos que quiera hacer dentro de la Cámara alta—, así como a presentar informes periódicos sobre las finanzas del grupo parlamentario. 

“A partir de este momento, con nuevas reglas democráticas, estamos listos para trabajar en conjunto con el coordinador y con la dirigencia nacional. Esperamos que atiendan este llamado de unidad”, dijo Gil Zuarth, político cercano a Cordero y al expresidente Felipe Calderón (2006-2012). 

La reunión se realizó a pesar de que, un día antes, Preciado anunció que no asistiría al encuentro y destituyó al vicecoordinador, Francisco Domínguez Servién —otro legislador afín a Cordero—, sin cuya presencia la reforma no podría ser votada, según los estatutos de la bancada panista. 

En declaraciones a medios, Preciado insistió este miércoles en que si sus compañeros llegaban a acuerdos éstos carecerían de validez. 

“No son legales lamentablemente porque debo estar yo y debe estar el vicecoordinador”, dijo el panista, quien dijo coincidir con las propuestas de sus correligionarios pero los llamó a discutirlas después de las elecciones locales del 7 de julio en 14 estados. 

Los promotores de la reforma, por el contrario, afirman que la reforma es legal porque si bien los estatutos de la bancada exigen que el coordinador o el vicecoordinador estén presentes en la aprobación de acuerdos, el reglamento del Senado establece que si alguno de ellos no está, los legisladores pueden suplir sus ausencias nombrando sustitutos. 

Para la reunión de este miércoles, se eligió como vicecoordinador suplente a Fernando Torres Graciano. 

“Estamos ciertos y convencidos de que el acto que hoy hemos celebrado de reforma estatutaria no solamente fue convocado conforme lo establece el estatuto, sino que también fue decidido conforme lo establecen nuestras normas internas. Es plenamente válido”, dijo Gil Zuarth.

“Con esta decisión construimos una solución que ponga fin a los conflictos de las últimas semanas. (…) El PAN no merece estar atorado en debates estériles”, agregó. 

Para los senadores que no respaldaron la reforma, sin embargo, su aprobación no contribuye a la unidad sino que profundiza la división. 

“Lo que me parece de todo esto es que es ahondar las diferencias que tenemos, ese es el problema de fondo. (…) Creo que esto va a hacer más difícil, más complicado, llegar a algún acuerdo”, dijo a CNNMéxico el senador Salvador Vega Casillas, uno de los 15 que no asistieron a la reunión de este miércoles. 

El legislador rechazó pronunciarse sobre la validez legal de la reforma y señaló que, en vez de centrarse en ese debate jurídico, el PAN debe recuperar la unidad.

“La única salida posible es que todo mundo tengamos la cordura y la generosidad de sentarnos y ponernos de acuerdo”, señaló. 

La senadora Laura Rojas, otra legisladora que no acudió a la reunión, dijo a CNNMéxico que algunos legisladores pactaron no emitir más declaraciones “para no abonar más al pleito”. 

“Ahora más que nunca necesitamos encontrar caminos de reencuentro y reconciliación. Pierde el PAN y pierde México”, escribió Rojas en Twitter.

Las tensiones en la bancada del PAN se dispararon justamente hace un mes, cuando el dirigente del partido, Gustavo Madero, destituyó a Cordero como líder parlamentario debido a las críticas que hizo a los acuerdos políticos en los que el panismo participa con el gobierno federal y otros partidos.

En ese cargo Madero ubicó a Preciado, a quien los senadores cercanos a Cordero acusan de únicamente responder a las órdenes del dirigente panista. Preciado asegura desde entonces que actúa de forma independiente y, este mes, removió de algunas vicecoordinaciones a senadores identificados con Cordero.

Después de esa decisión, los afectados comenzaron a promover la reforma que fue aprobada este miércoles.

Ahora ve
Momentos de terror y caos tras ataque terrorista en Barcelona
No te pierdas
×