El bloqueo de la CNTE costó 4.5 millones de pesos a la Cámara de Diputados

El monto incluye la renta de sedes alternas, autobuses, equipos de cómputo y alimentos para los legisladores, según el Poder Legislativo
Profesores y gobierno discuten la reforma educativa
| Otra fuente: CNNMéxico

El bloqueo que profesores inconformes con la reforma educativa montaron la semana pasada en torno al Palacio Legislativo de San Lázaro causó a los legisladores más que una incomodidad.

La Cámara de Diputados informó que la irrupción de integrantes de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE), hace una semana, así como el plantón que mantuvieron del miércoles al sábado, tuvo un costo de cuatro millones 500,000 pesos (unos 340,000 dólares).

El monto incluye los daños que la CNTE generó la noche del 19 de agosto —cuando docentes irrumpieron en el inmueble mientras comisiones discutían dictámenes de leyes educativas—, la renta de sedes alternas para sesionar el 21 y el 22 de agosto, de autobuses, de equipos de cómputo y alimentos para los legisladores, según un comunicado difundido este lunes.

Por la “irrupción violenta” —que causó 28 policías federales heridos, averías en 24 vehículos y afectaciones en edificios—, la Cámara de Diputados presentó una denuncia ante la Procuraduría General de la República (PGR).

“Más importante que los daños materiales es de destacar que 131 personas (incluyendo a los 93 miembros del personal de la Dirección General de Resguardo y Seguridad) permanecieron al interior del Palacio Legislativo, impedidas de salir del recinto ante el riesgo de ser agredidas por los integrantes de la CNTE”, señala el comunicado.

Tras la irrupción del lunes, los docentes montaron el miércoles campamentos en torno del inmueble, para evitar que los legisladores instalaran el periodo extraordinario de sesiones en el que votarían las leyes educativas a las que se oponen. Los profesores rechazan esos documentos porque consideran que afectarán sus derechos laborales y facilitarán que sean despedidos.

Ante la imposibilidad de entrar al recinto, los diputados rentaron el Centro Banamex para poder sesionar. Por la renta del centro de convenciones el miércoles y el jueves, la Cámara de Diputados pagó un millón 900,000 pesos.

Además, erogó otros 412,000 pesos para rentar salones de hoteles, 143,300 en autobuses para el traslado de legisladores, 123,584 en computadoras y 147,720 para el personal que se quedó en San Lázaro.

Otro gasto fueron 97,836 pesos destinados al sistema electrónico de votación que los diputados emplearon fuera del recinto. La noche del miércoles, cuando preparaban una votación en lo general, el sistema falló y los legisladores tuvieron que votar de forma nominal —alzando la voz uno por uno—, un proceso que tardó unos 40 minutos.

En su sede alterna, la Cámara baja aprobó dos de las tres leyes secundarias a las que se opone la CNTE, la Ley General de Educación y la del Instituto Nacional para la Evaluación de la Educación (INEE), aunque dejó pendiente la del Servicio Profesional Docente.

Esta última es la que genera mayor polémica porque incluye las sanciones que se impondrán a los profesores que no aprueben las evaluaciones obligatorias.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

La mañana del sábado, luego de conversaciones con grupos de legisladores, los docentes levantaron el cerco a San Lázaro, que también habían extendido a la sede del Senado, y acordaron dialogar sobre sus inquietudes.

Este lunes, senadores informaron que los líderes de la CNTE aceptaron participar en una mesa para exponer sus inconformidades con la Ley del Servicio Profesional Docente.

Ahora ve
Uber pagó 100,000 dólares a hackers para que destruyeran información robada
No te pierdas
×