La búsqueda de desaparecidos pierde prioridad: subprocurador

El subprocurador de Derechos Humanos dijo a CNNMéxico que el tema de los desaparecidos en el país ha perdido prioridad
26,121 personas desaparecidas en los últimos 6 años
Autor: Daniela Rea | Otra fuente: CNNMéxico

A tres meses de la creación de la Unidad Especializada de Búsqueda de Personas Desaparecidas, y en el marco del Día Internacional de Desaparecidos, el subprocurador de derechos humanos de la Procuraduría General de la República (PGR), Ricardo García Cervantes, considera que no se ha dado “el golpe de timón” para dar con el paradero de los ausentes.

“Yo tengo elementos personales y de juicio que me permiten señalar que ha perdido prioridad, desgraciadamente”, dijo en entrevista con CNNMéxico, y como ejemplo señaló que el tema no fue incluido en la Conferencia Nacional de Seguridad Pública reciente.

En lo que va del actual gobierno se hizo pública una lista no desagregada de 26,000 personas desaparecidas, se anunciaron convenios de búsqueda con la Cruz Roja Internacional, de la Unidad Especializada y se firmó un convenio con organizaciones de la sociedad civil y el Equipo Argentino de Antropología Forense, para dar nombre a los restos de San Fernando y Cadereyta.

Aún así, el panista originario de Coahuila, integrado al gabinete desde diciembre pasado, reconoció que las acciones no son suficientes y que el problema de las desapariciones ha caído en la prioridad de la agenda pública.

“Yo no he visto el golpe de timón, el manotazo sobre la mesa diciendo ‘y este tema se atiende y de ese lo que se requiera y hágase lo que se tenga que hacer con seriedad’ porque un día se resuelve un conflicto de un problema, una presión, una huelga de hambre, un plantón y ya”, lamentó.

“A mí me falta que alguien dé un manotazo en la mesa y diga ‘no se estén escatimando recursos, no se esté haciendo al cuento ni al monje y vamos a buscar a las personas, hágase lo que se tenga que hacer”.

-¿Y este ‘manotazo’ lo tendría que dar el Presidente? ¿Gobernación? ¿La PGR?- se le preguntó.

-Pues que lo dé el que lo tenga que dar. Prefiero crear esa conciencia nacional y esa conciencia de Estado.

-¿Usted se imagina cuándo podrá haber certezas sobre las desapariciones en el país?

-A mí me gustaría el día 2 o 3 de septiembre tener muy claro de qué tamaño es el compromiso del Estado mexicano. Faltan unos pocos días, pero tampoco estoy dispuesto a perder mucho el tiempo.

Con respecto a cuándo va a iniciar el Plan Nacional de búsqueda de personas desaparecidas, dijo que no depende de él directamente.

"Depende de los gobernadores y del Presidente de la República, del secretario de Gobernación y del procurador General de la República y del secretario de Hacienda...", respondió.

Los retos de la Unidad Especializada

La Unidad Especializada fue creada hace tres meses. A la fecha cuenta con 110 funcionarios y un presupuesto recién aprobado de 6.5 millones de pesos.

Para el subprocurador, "está todo por hacer, casi todo por hacer" y se habría podido avanzar a mayor velocidad si al día siguiente de su creación se hubiera convocado a fortalecerla a nivel federal y a comprometer a los gobiernos estatales a buscar a los desaparecidos.

En la agenda de la Unidad, detalló, está el coordinar esfuerzos y recursos atomizados en Procuraduría General de la República, Seretaría de Gobernación, Fiscalía Especial para los Delitos de Violencia contra las Mujeres y Trata de Personas, Conavim, Províctimas, Inmujeres, la CNDH y procuradurías locales.

El subprocurador no duda en señalar que la desaparición de personas es el tema de mayor trascendencia y urgencia que atender en derechos humanos, por eso reitera "se trata de una crisis humanitaria".

"Solamente concibiendo esto como una crisis en el Estado de carácter humanitario, se podía avanzar (…) Si no se da una señal clara de compromiso de todos, pues nos vamos a quedar unos haciendo un esfuerzo, otros un esfuerzo inconexo, que no va a dar los resultados", dijo.

Convocan a crear Plan Nacional de Búsqueda

En la Conferencia Nacional de Procuración de Justicia, celebrada en junio pasado, se acordó la creación de un Plan Nacional de Búsqueda de Personas Desaparecidas.

Este Plan, consideró García Cervantes, buscaría que todas las procuradurías recuperen información de vida de las personas desaparecidas, la información de los cuerpos encontrados y que se integren en un instrumento tecnológico que permita cruzar la información de las dos bases de dato de manera automática y permanente, además de la aportación de agentes investigadores especializados.

Durante la Conferencia no se establecieron plazos para la creación del Plan, por lo cual se volverá a hablar de ella en la siguiente reunión, seis meses después, esto es diciembre.

"Si no se hace algo extraordinario (sobre el Plan) se reportará que está en proceso, pero ¿cuántas cosas se quedan en proceso?", alertó.

Patrones y líneas de investigación

En la ruta de investigar casos, la subprocuraduría de derechos humanos no ha encontrado un "patrón" de las desapariciones, sino una diversidad de ellos que dificultan una respuesta única para la búsqueda.

Entre esa gama de posibilidades por los cuales una persona es desaparecida, García Cervantes señala la desaparición forzada (cometida por autoridades), para tráfico de personas, para explotación sexual, para extorsión, para esclavitud y trabajo forzado para los cárteles de la droga.

"Ha habido rescates de niños trabajando. Existe la evidencia del reclutamiento de jóvenes con capacidades en materia de cómputo, contable, fueron reclutados y llevados a 'empresas' en México y el extranjero que tenían que ver con lavado de dinero (…), de indígenas para trabajo agrícola, es probable, es posible. Sí hay líneas de investigación sobre eso", refirió el subprocurador.

Sobre la estrategia de búsqueda de personas, García Cervantes explicó que esa falta de patrones dificulta crear una fórmula única para todo el territorio nacional, pues esta dependerá de la región, de los grupos del crimen organizado que ahí operen, de la presencia de fuerzas armadas, del contexto histórico.

En todo caso, agregó, lo común deberá ser la colaboración entre la procuraduría de cada estado y la general, y entre las distintas instancias federales de inteligencia y seguridad para encontrar a los desaparecidos, por ejemplo, en el uso de sistemas satelitales que permitan ubicar ranchos de entrenamiento o alteraciones en el terreno para detectar posibles fosas clandestinas. Además de que en ciertos casos la búsqueda se podría extender a Estados Unidos.

Una estrategia que quiere impulsar el subprocurador es sacar del área judicial la búsqueda del desaparecido, porque lo prioritario no es la tipificación del crimen o la búsqueda del criminal, sino del ausente.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

A él lo que le interesa, dice, es la creación de “expedientes de búsqueda” que no es una averiguación previa, sino un expediente accesible a la familia, con términos claros, donde ella puede dar pistas e ir cerrando el círculo de búsqueda.

"Yo lo que busco es atender a la familia, no la averiguación previa. Es la única manera no solo de encontrar personas, sino de asumir una realidad. De más de 20,000 personas que se dice están desaparecidas, probablemente, lo más seguro es que en muchos casos se llegue al tope de decir 'hemos hecho todo, no sabemos nada y no tenemos más que hacer que esperar', pero que esa espera esté sustentada en la conciencia de que se ha hecho todo".

Ahora ve
Donald Trump despide a Steve Bannon, su estratega en jefe
No te pierdas
×