El caso de Elba Esther Gordillo: qué sabemos y qué no sabemos

La exlíder del SNTE enfrenta dos procesos, uno de los cuales podría ser resuelto por la Suprema Corte de Justicia
La defensa de Gordillo dice que no hubo auditoría
/
| Otra fuente: CNNMéxico
(CNNMéxico) -

A un año de la detención de la exlíder del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE), el proceso en su contra iniciado por autoridades federales sigue su curso con la presentación de una solicitud ante la Suprema Corte de Justicia (SCJN) para que atraiga el caso, luego de que fuera rechazado un último amparo de su defensa.

"Nuestro objetivo es que la maestra Gordillo quede liberada este año”, dijo este miércoles su abogado defensor, Marco Antonio del Toro, en entrevista con Radio Fórmula, al afirmar que no hay elementos jurídicos para que su clienta pase otro año en prisión.

Aquí te decimos lo que sabemos y lo que no sabemos hasta ahora.

LAS ACUSACIONES

Lo que sabemos: La Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP), a través del Sistema de Administración Tributaria (SAT), y la Procuraduría General de la República (PGR) le imputan la comisión de los delitos de operaciones con recursos de procedencia ilícita, delincuencia organizada y defraudación fiscal.

Por el caso de defraudación fiscal, del Toro Carazo dijo este miércoles en entrevista que presentó en enero pasado un amparo ante el Quinto Tribunal Unitario, el cual está en espera de resolverse.  

Lo que no sabemos: Gordillo es acusada de lavado y delincuencia organizada junto con Isaías Gallardo Chávez, auxiliar de la oficina de Gordillo; José Manuel Díaz Flores, asesor financiero personal, y Nora Guadalupe Ugarte Ramírez, su asistente, pero hasta ahora las autoridades no han informado si hay más personas involucradas por el desvío de 2,600 millones de pesos de dos cuentas del magisterio a cuentas privadas, a pesar de que al menos ocho personas cercanas a ella se ampararon contra una posible orden de aprehensión.

El tesorero del SNTE, Héctor Jesús Hernández Esquivel, fue señalado por Ugarte Ramírez como quien le ordenaba que hiciera los movimientos financieros, pero el funcionario, quien dejó el sindicato tras la aprehensión de Gordillo, no está entre los acusados y procesados.

EL DINERO:

Lo que sabemos: El SNTE tenía hace un año un total de 81 cuentas bancarias, según la PGR, entre ellas dos desde las cuales se hicieron transferencias a tres cuentas, las de Ugarte Ramírez, Gallardo Chávez y Díaz Flores. Gordillo Morales era titular de una tarjeta de crédito American Express, a la que Ugarte Ramírez y Gallardo Chávez hicieron transferencias.

Lo que no sabemos: No se sabe si aún existían recursos en dichas cuentas particulares cuando fueron señaladas por la PGR, de ser así cuánto dinero existía, si fueron congeladas o si su dinero fue regresado al sindicato.

LAS TRANSFERENCIAS:

Lo que sabemos: Ugarte Ramírez es acusada de realizar 22 transferencias por un monto total de 2 millones 100,000 dólares a la tienda Neiman Marcus, a través de dos modalidades: pagos directos y saldos de adeudos de la tarjeta American Express a nombre de Gordillo Morales.

Gallardo Chávez pagó directamente a esta tienda 900,000 dólares en total y realizó siete transferencias por 688,000 dólares en total a Ademex SA de CV, empresa dedicada a la venta y renta de aeronaves ejecutivas. Ugarte Ramírez también realizó transferencias a Ademex por 2 millones 686,000 dólares, y transferencias más por 17,263 dólares a clínicas de cirugía estética y hospitales de California.

Otras transferencias con fondos sindicales fueron a Gremio Inmobiliario El Provisor y a Comercializadora TTS de México SA de CV, esta última con la madre de Gordillo Morales —ya fallecida— como principal accionista, y con domicilio fiscal en San Diego, California.

Lo que no sabemos: La situación legal de Avemex, Gremio Inmobiliario El Provisor y Comercializadora TTS de México. El avión ejecutivo Cessna Citation Encore 560 que utilizaba Gordillo Morales, y que era administrado por Avemex, fue decomisado por la PGR luego de que se declaró en abandono en julio de 2013 en el aeropuerto de Toluca.

LAS COMPRAS DE LUJO:

Lo que sabemos: Además de realizar compras frecuentes en Neiman Marcus, Gordillo adquirió varias propiedades en Coronado y Chulavista, en San Diego, California, a través de Comercializadora TTS de México, empresa que a su vez recibió dinero triangulado desde las dos cuentas del magisterio, según la PGR.

Lo que no sabemos: El estatus legal de sus propiedades en San Diego. El gobierno estadounidense a través del ICE, dependiente del Departamento de Seguridad Internacional, cateó sus propiedades, pero hasta ahora se desconoce si han sido confiscadas.

SU EQUIPO LEGAL:

Lo que sabemos: Gordillo nombró como sus representantes legales a Arturo Germán Rangel, exsubprocurador de la PGR, José Rigoberto González Sánchez y Felipe Borrego, sin embargo, en abril de 2013 sustituyó a su defensa por el abogado tapatío Marco Antonio del Toro Carazo.

Del Toro asumió la defensa de Isaías Gallardo Chávez y de José Manuel Díaz Flores, quienes “están en situaciones bastante análogas a ella y en un avance jurídico muy similar al de ella”, dijo el abogado.

Lo que no sabemos: El motivo del cambio. Germán Rangel no pudo evitar que su cliente fuera declarada formalmente presa, su cambio se realizó cuando el equipo legal tenía pendiente de resolver una apelación ante un tribunal unitario. Se desconoce quien representa a Ugarte Ramírez.

LAS APELACIONES, AMPAROS Y SITUACIÓN LEGAL

Lo que sabemos: Gordillo Morales, Gallardo Chávez, Díaz Flores y Ugarte Ramírez están acusados de delincuencia organizada y lavado de dinero. De manera paralela, Gordillo enfrenta otro juicio por defraudación fiscal.

Apenas unas horas después del arresto de Elba Esther, un abogado de nombre Juan Pablo Badillo interpuso un amparo a favor de la exlíder, pero Gordillo Morales lo desconoció, por lo que la medida fue declarada sin efecto.

El 24 de septiembre la justicia federal amparó a Gordillo Morales, Díaz Flores y Gallardo Chávez debido a que la PGR no precisó el grado de culpabilidad en los cargos de delincuencia organizada y uso de recursos de procedencia ilícita. El amparo, que no significó la libertad de los tres y fue apelado por la PGR, pero la defensa de Gordillo decidió desistirse —no seguir adelante con dicho amparo— y solicitó el pasado 13 de febrero que la Suprema Corte atrajera ese caso y lo resolviera.

El 13 de octubre, la defensa de Gordillo apeló el auto de formal prisión por el delito de defraudación fiscal, recurso que fue resuelto el 27 de diciembre pasado en contra de Gordillo.

Por el mismo delito de defraudación fiscal, el Cuarto Tribunal Unitario en Materia Penal del Primer Circuito revocó la formal prisión el 11 de noviembre, al no haberse cumplido el tiempo previsto en la ley para que la defensa ofreciera pruebas. Esto no significó la liberación de Gordillo, y tras cumplirse con el tiempo restante, el 13 de noviembre Gordillo fue nuevamente declarada formalmente presa.

Lo que no sabemos: Si la defensa de Gordillo presentará un amparo contra la formal prisión por el delito de defraudación fiscal, y si la Suprema Corte atraerá el caso por los delitos de lavado de dinero y delincuencia organizada.

LA ESTRATEGIA LEGAL:

Lo que sabemos: La defensa de Elba Esther Gordillo pidió el pasado 13 de febrero que sea la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) quien resuelva los casos de lavado y delincuencia organizada, al desistirse del amparo promovido contra la formal prisión. Dicho amparo fue ganado por la PGR en primera instancia y estaba en revisión cuando la defensa de Gordillo decidió no seguir adelante en su lucha jurídica.

Lo que no sabemos: El motivo del desistimiento, lo que dejó “desconcertados” a los funcionarios de la PGR, según Benítez Tiburcio, quien dijo no entender la estrategia legal de Del Toro Carazo, al solo abonar tiempo para que se resuelva en definitiva el caso. "Cualquier abogado diría que lo que se está pretendiendo es aplazar el tiempo, pero lo que no sabemos es para qué. No sabemos cuál es su estrategia", dijo Benítez en entrevista con RadioFórmula.

LA SALUD DE LA LÍDER

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

Lo que sabemos: Gordillo Morales no duró mucho tiempo en el penal de Santa Martha Acatitla, donde fue recluida tras su arresto el 26 de febrero. Padecimientos como deficiencia renal, hepatitis C e hipertensión, obligaron a las autoridades penales a trasladarla el 1 de marzo a la torre médica del penal de Tepepan, donde permanece hasta ahora.

Lo que no sabemos: Se desconoce cuál es su condición médica actual, y las razones por las que un año después continúa en la torre médica. Según el diario Reforma, la otrora poderosa líder tiene de lujos una cama especial con posiciones múltiples, una regadera personal, ropa deportiva, zapatos Salvatore Ferragamo —cuyo costo oscila en 5,800 pesos el par—, le es preparada su comida en el exterior, y recibe clases de yoga y meditación.

Ahora ve
Las calles de Los Ángeles se pintan de blanco y te decimos la razón
No te pierdas
×