Fuerzas federales detienen al "líder máximo" de Guerreros Unidos

Sidronio Casarrubias Salgado fue capturado el jueves en el Estado de México, cerca del DF, informó la Procuraduría General de la República
Murillo-Zerón
Murillo-Zerón  Murillo-Zerón
| Otra fuente: CNNMéxico

El presunto "líder máximo" del grupo delictivo Guerreros Unidos, Sidronio Casarrubias Salgado, fue detenido el jueves por fuerzas federales en el Estado de México, informó este viernes el director de la Agencia de Investigación Criminal de la Procuraduría General de la República (PGR), Tomás Zerón. 

Casarrubias es identificado como jefe de la agrupación acusada por la desaparición de 43 estudiantes normalistas de Ayotzinapa, el pasado 26 de septiembre, aunque él afirma no haber dado la instrucción para que los jóvenes fueran detenidos, aclaró el procurador Jesús Murillo Karam. 

"Él dice que no, él dice que fue informado, que no lo ordenó, tampoco se opuso, lo reconoce en su declaración, pero no dice que lo hubiera ordenado, dice que fue una situación casual, y no les doy más datos porque afectaría la averiguación", dijo el funcionario en rueda de prensa.

La detención ocurrió en la carretera México-Toluca, cerca del Distrito Federal.

Según las autoridades federales, Casarrubias asumió el liderazgo de Guerreros Unidos este año, luego de la detención del anterior jefe. A decir de la PGR, esta organización es una escisión del cártel de los hermanos Beltrán Leyva y se caracteriza por su "peligrosidad". 

Desde que la PGR atrajo la investigación de la desaparición de los normalistas de Ayotzinapa, afirma que los policías municipales de Iguala y Cocula detenidos han declarado que detuvieron a los jóvenes y los entregaron a Guerreros Unidos por órdenes de un hombre identificado como el Chucky

Cuestionado al respecto, Murillo Karam dijo que Casarrubias no es esta persona.

El procurador Murillo Karam también señaló que las autoridades todavía investigan por qué los policías locales entregaron a los estudiantes a Guerreros Unidos.

Hasta ahora, las fuerzas de seguridad han detenido a 36 agentes, 22 de Iguala y 14 de Cocula, así como a 17 presuntos integrantes del grupo criminal.

La desaparición de los normalistas ocurrió hace tres semanas luego de un incidente con policías de Iguala. Desde entonces, familiares, compañeros y organizaciones civiles exigen su búsqueda y localización, y han realizado protestas en distintas ciudades del país.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

Días después del hecho, las autoridades encontraron un primer conjunto de fosas con 28 cadáveres. Sin embargo, esta semana descartaron que se trate de los estudiantes —aunque no precisaron las identidades—, mantienen el análisis de los restos hallados en otras fosas y continúan con la búsqueda de los alumnos.

El caso ha llamado la atención internacional, ha generado críticas sobre las autoridades tanto locales como federales, y ha llevado al presidente Enrique Peña Nieto a ordenar a su gabinete de seguridad ha concluir la indagatoria y encontrar a los responsables "tope donde tope".

Ahora ve
Tiroteo en hospital de Guatemala deja seis muertos
No te pierdas
×