Las muertes de Apatzingán eran un "remedio necesario": 'padre Goyo'

Para Gregorio López, los hechos del 6 de enero, que han causado polémica, permitieron que en la región se recuperara la tranquilidad
Apatzingán, ¿un caso de abuso policial?
Autor: Dalia Martínez | Otra fuente: CNNMéxico

El sacerdote Gregorio López, conocido como padre Goyo y quien cobró la atención por defender al movimiento de autodefensas en Michoacán, dijo este miércoles que la muerte de nueve personas que ocurrió en enero en Apatzingán fue "un remedio necesario para que las autoridades federales pudieran sacar a Los Viagras", un grupo delictivo.

Los decesos, según el gobierno federal, se registraron tras un tiroteo entre policías federales y hombres armados. Sin embargo, versiones de prensa difundidas recientemente señalan que derivaron de un presunto uso excesivo de la fuerza de parte de los agentes.

El padre Goyo acudió este miércoles a un mitin de la candidata del Partido Acción Nacional (PAN) al gobierno de Michoacán, Luisa María Calderón. Ahí dijo que los hechos del 6 de enero son un tema concluido y lamentó que "en estos momentos se ha hecho un asunto mediático".

Para el sacerdote, desde que ocurrió ese suceso los pobladores de la zona han "logrado recuperar la paz y la tranquilidad".

Asimismo, calificó de "amarillista" el tratamiento noticioso que se le ha dado al caso, y pidió a los medios de comunicación "darle carpetazo, borrón y cuenta nueva".

"Si se equivocó el excomisionado (federal para Michoacán, Alfredo Castillo) o no, se deberá hacer un análisis científico y criminalistico; yo por lo pronto le doy mi voto de confianza", remarcó.

Castillo coordinó el operativo de las fuerzas federales en Michoacán de enero de 2014 a enero 2015. Sobre los hechos del 6 de enero, ha negado que la Policía Federal cometiera abusos y asegura que los videos en los que se basan los nuevos reportes de prensa fueron editados.

En ese contexto, la mañana de este miércoles se registró un bloqueo realizado por presuntos elementos de la Fuerza Rural y Ciudadana, en las inmediaciones del municipio de Apatzingán, en protesta contra el reportaje publicado el pasado domingo en el sitio de la periodista Carmen Aristegui, en donde se da a conocer la presunta ejecución de personas que participaban en la toma de la alcaldía de Apatzingán.

Sobre la carretera federal Cuatro Caminos-Apatzingán fueron atravesados dos camiones y camionetas con una manta que dice: "Hemos derramado sangre a manos de Los Viagra. Basta de mentiras, Aristegui, todo lo que dices es falso, que preguntes al verdadero pueblo y no a los delincuentes, Hermanos Sierra. Aristegui miente".

El reportaje, titulado "Fueron los Federales", escrito por la periodista Laura Castellanos, sostiene que en un enfrentamiento ocurrido el 6 de enero en el centro de Apatzingán, entre la Policía Federal y un grupo de Los Viagra, un cartel delictivo local que mantenía tomada la alcaldía, fueron ejecutadas 16 personas y no murieron nueve, como sostienen hasta ahora las autoridades federales.

En ese entonces, Castillo estaba al frente de la comisión especial para Michoacán. Dejó el cargo días después y ahora es titular de la Comisión Nacional de Cultura Física y Deporte (Conade).

La Secretaría de Gobernación (Segob) informó esta semana que ordenó una investigación sobre el caso, mientras la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH), independiente del gobierno federal, señaló que agilizará sus indagatorias para determinar si en Apatzingán se cometieron abusos o no.

Ahora ve
Cómo evitar gastos innecesarios en temporada de ofertas
No te pierdas
×